La contaminación, culpable de 1 de cada 6 muertes en el mundo

La contaminación, culpable de 1 de cada 6 muertes en el mundo

9 millones de muertes fueron relacionadas con la contaminación en el 2015, según estudio global.

Contaminación

Bangladesh, Somalia, Chad, Níger e India (en la imagen) son los países con la mayor proporción de muertes derivadas de la polución.

Foto:

AFP

20 de octubre 2017 , 08:21 p.m.

La contaminación es la mayor causa ambiental de enfermedades y muertes prematuras en el mundo. Y aunque no es una conclusión reciente, sí lo es decir que fue responsable de cerca de 9 millones de muertes prematuras en el 2015, lo que equivale al 16 por ciento de todos los fallecimientos en todo el mundo, tal como logró determinar un informe publicado este viernes por la revista The Lancet.

Para darle una magnitud a este dato, se puede decir que la contaminación ambiental causa tres veces más muertes que el sida, la tuberculosis y la malaria combinados y 15 veces más que todas las guerras y otras formas de violencia en el planeta.

En Bangladés, por ejemplo, que es el país más severamente afectado por la contaminación, las enfermedades relacionadas con esta causa fueron responsables de más de un caso por cada cuatro decesos.

La investigación fue elaborada por la Comisión sobre Polución y Salud, un proyecto de dos años en el que han participado más de cuarenta expertos con financiación de organismos como la Unión Europea y la ONU, y organizada por la revista The Lancet.

De acuerdo con estos datos, la contaminación del aire es el factor con más incidencia, ya que se relacionó en el periodo estudiado con 6,5 millones de decesos, seguido de la contaminación del agua, responsable de dolencias que llevaron a 1,8 millones de fallecimientos. Entre tanto, la polución en el lugar de trabajo, por la exposición o el manejo de sustancias tóxicas, se vinculó a 0,8 millones de muertes.

Pero además de cuantificar las muertes, el estudio global reveló, por primera vez, que las dolencias derivadas de la contaminación tienen un costo global para los sistemas sanitarios de unos 4,6 billones de dólares al año, equivalente al 6,2 por ciento de la producción económica mundial.

Ese impacto económico y de salud es, justamente, más fuerte en los países de ingresos medios y bajos: el 92 por ciento del total de las muertes relacionadas con la contaminación ocurren allí, y especialmente en lugares de rápida industrialización, como India, Pakistán, China, Bangladés, Madagascar y Kenia.

En el caso colombiano, el estudio, conocido por EL TIEMPO, señala que el país perdió el año pasado al menos 12.000 millones de dólares representados en gastos sanitarios por enfermedad, incapacidades y baja capacidad laboral.

Hernando Nieto, presidente de la Asociación Colombiana de Salud Pública, afirmó que el informe devela “una situación preocupante y sensiblemente desatendida por la mayoría de los sistemas sanitarios y políticos en el mundo, con el agravante de que muchos de estos efectos son prevenibles”.

“Esto es resultado de los modelos de desarrollo económico y de producción centrados esencialmente en indicadores financieros que determinan de manera insensible algunos factores que influyen en el cambio climático”, manifestó.

Se trata de una amenaza profunda y generalizada que afecta muchos aspectos de la salud y el bienestar humanos

“La polución es mucho más que un desafío medioambiental. Se trata de una amenaza profunda y generalizada que afecta muchos aspectos de la salud y el bienestar humanos”, declaró por su parte uno de los directores de la Comisión, Philip Landrigan, de la Escuela de Medicina Icahn de Estados Unidos.

Landrigan subrayó que el asunto “merece la atención de los dirigentes internacionales, la sociedad civil, los profesionales de la salud y la gente de todo el mundo”, y lamentó que hasta ahora no se haya incluido entre las prioridades sanitarias y de financiación internacional.

“Nuestro objetivo es concienciar a nivel global de la importancia del asunto de la polución, y movilizar la voluntad política para hacerle frente”
, añadió.

Uno de los autores del estudio, Karti Sandilya, de la organización no gubernamental Pure Earth, manifestó además que “la polución, la pobreza, la mala salud y la injusticia social están totalmente interconectados”, por lo cual, en efecto, la contaminación y sus consecuencias “son una amenaza para los derechos humanos básicos”.

REDACCIÓN SALUD
* Con información de AFP y Efe.

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.