close
close
Secciones
Síguenos en:
Remplazar ‘toca’ por ‘quiero’ cambia la vida

Remplazar ‘toca’ por ‘quiero’ cambia la vida

De tu lado con Alex

22 de diciembre 2021 , 09:40 a. m.

¿Se han dado cuenta de cómo la mayoría de nosotros nos pasamos la vida quejándonos por todo lo que nos ‘toca’ hacer? Corremos de un lado para el otro con impaciencia y mal genio porque nos sentimos como unos títeres que tenemos cuerdas pesadas que nos dirigen cada movimiento. Toca hacer esto y lo otro. Toca hablar y pensar de cierta forma o toca ser de otra. Todo lo que nos ‘toca’ es un lastre que cargamos y nos chupa la energía vital y la felicidad.

(Le puede interesar: ¿A dónde viajarán y cuánto gastarán los turistas colombianos en 2022?)

Nos abruman las obligaciones cotidianas desde que abrimos los ojos. Toca pagar las cuentas. Toca ir a las reuniones del colegio. Toca acompañar a nuestros padres. Toca trabajar duro. Toca hacer ejercicio. Toca comer bien, toca, toca, toca.

Hoy les tengo una sugerencia sutil que considero puede hacer una diferencia abismal en la manera de percibir la vida. ¿Qué tal si por cada vez que decimos ‘me toca’ lo remplazamos por ‘yo quiero’?

(Además: Los destinos más reservados para pasar las fiestas navideñas en Colombia).

En vez de mentalmente pensar ‘me toca levantarme a trabajar’, pensamos ‘yo quiero ir a trabajar y doy gracias por tenerlo’, en vez de decir ‘me toca pagar los servicios’ decimos ‘quiero pagar los servicios para poder disfrutar de agua y luz en mi casa’. En vez de refunfuñar ‘tengo que hacerle la comida a mi familia’ lo remplazamos por ‘quiero hacerles la comida como una demostración de amor’.

Antes de creer que ‘toca casarse antes de los 30’ lo cambiamos por ‘quiero casarme cuando encuentre a la persona con la cual quiero compartir mi vida’. En vez de ‘toca salir a votar’, cambiarlo por ‘quiero ejercer el privilegio de votar’. Incluso en temas que aparentan ser triviales como ‘me toca ver películas de terror porque a mi esposo le gustan’ podemos cambiar la actitud por ‘quiero ver películas de terror porque me gusta ver a mi esposo feliz’.

Si logramos remplazar el ‘me toca’ por ‘yo quiero’ en cada eventualidad o situación que afrontamos, retomaremos las riendas de nuestro día a día y, en últimas, de nuestro destino. Porque así como podemos decir ‘quiero’, también puedo decir ‘no quiero’. Ya no nos sentimos como prisioneros de manos atadas que no tenemos opciones. Entendemos que somos libres para tomar decisiones y sentir placer en hacerlo. También nos ayuda a dejar de culpar a terceros por nuestras decisiones y por nuestra falta de felicidad.

Ya que se acerca el final del año y la mayoría queremos ver grandes cambios en nuestras vidas, empecemos con uno tan sencillo como cambiar ‘me toca’ por ‘yo quiero’, y me cuentan cómo les va.

‘Queremos seguir trabajando en acciones que tengan un objetivo social’

Más de Alexandra Pumarejo

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.