Secciones
Síguenos en:
Sin alimentos: así viven hoy los zoológicos y bioparques del país
Bioparque

El coatí de montaña (‘Nasuella olivacea’) es una de las especies que el Bioparque La Reserva estudia y ayuda en su reproducción.

Foto:

Cortesía Cortesía Bioparque La Reserva

Sin alimentos: así viven hoy los zoológicos y bioparques del país

Por las medidas sanitarias, la mayoría de estos centros están sobreviviendo de donaciones.

Desde marzo, zoológicos, bioparques, oceanarios, aviarios y todos los centros de conservación ex situ del país cerraron sus puertas como medida de prevención por la emergencia sanitaria. La decisión, que limitó la entrada solo a cuidadores y técnicos, ha tenido un efecto devastador, especialmente, en el cuidado de alrededor de 19.820 animales que están en cautiverio en todo el país.

La mayoría de los recursos que provienen de las entradas del público se destinan para su alimentación, asistencia médica y manutención. Pese a que muchos de estos centros podrán abrir en esta nueva normalidad si cumplen los protocolos de bioseguridad, muchos siguen lanzando un llamado de auxilio.

Uno de esos casos críticos es el del Bioparque La Reserva, un parque temático natural que rescata animales del tráfico ilegal, en Cota, Cundinamarca, y que desde hace 12 años trabaja por la conservación y educación ambiental del país. Actualmente tienen 150 animales a los que les han cambiado la dieta, ya que normalmente deben invertir 70 millones de pesos mensuales y no tienen los fondos, dice Iván Lozano, director del Bioparque La Reserva.

(Le puede interesar: Registran dos nuevas especies de bagre-sapo en cuenca Magdalena- Cauca)


“Casi el 100 por ciento de nuestros ingresos dependen de las entradas, salidas pedagógicas y eventos. Por eso cuando cerramos en marzo quedamos en cero. Pedimos ayuda y a través de donaciones pudimos pagar el funcionamiento. También tuvimos que bajar el costo de los alimentos de 70 millones mensuales a 30 millones. Esto lo logramos al cambiar la dieta de los animales, sin afectar la parte nutricional. También hicimos cambios en los procesos para que fueran lo menos costosos posible”, agregó Lozano.

Pero sigue siendo insuficiente, advierte el director, por lo que han tomado medidas drásticas como reducir el salario de los especialistas que trabajan en la reserva. “No ha sido sencillo, porque son personas con mucha experiencia, porque aquí hacemos investigación y trabajos en la reproducción de animales amenazados como el mono tití y el paujil. Llevamos más de 20 años de investigación con el coatí y el águila arpía que ningún otro lugar hace en este momento”.(También: Video: impactos de la fumigación aérea con glifosato)

Jagfuar en el Bioparque Los Ocarros.

El Bioparque Los Ocarros, en donde está este jaguar desde hace 15 años, también necesita ayuda para alimentar a sus animales silvestres. 

Foto:

Hernando Herrera/EL TIEMPO

Intervención pública

Desde finales de marzo, el ministro de Ambiente, Ricardo Lozano, y el Sistema Nacional Ambiental crearon la campaña de apadrinamiento #NoEstánSolos con el fin de generar alianzas entre entidades del sector público y privado, ONG y la ciudadanía en general y apoyar económicamente a estos centros de conservación.

De ahí crearon un minisitio en la página web del ministerio (ver aquí) Allí está la información relacionada con la ubicación de los centros de conservación, las necesidades y los enlaces a los sitios web de cada uno de ellos.

(Lea: Las zarigüeyas, controladoras de plagas y vitales en los ecosistemas)

En cuanto a recursos, el ministro Lozano le dijo a EL TIEMPO que “construimos un acuerdo de gestión de recursos con Cooperación Internacional y WWF por US$ 7.000, donde la Fundación Omacha opera como administradora de los recursos”, dijo.

Así las cosas, Omacha firmó un convenio con la Fundación Bioparque La Reserva el 3 de abril, y les fueron desembolsados 4 millones de pesos para la primera semana de alimentación de sus animales. Actualmente, según Lozano, están avanzando en un nuevo desembolso, con recursos de apoyo para alimentación de los animales allí albergados.

Con estos recursos se construyó un convenio con la Fundación Zoológico Santacruz (San Antonio del Tequendama, Cundinamarca). Fueron entregados 7 millones de pesos para la adquisición de alimentos para la primera semana desde que se inició la pandemia. Igual que en el caso anterior, se trabaja en un segundo apoyo.

Y por último, el Ministerio de Ambiente y el Instituto Alexander von Humboldt están en una mesa técnica de trabajo, para la formulación de proyectos de investigación que permitan acceder a recursos de cooperación internacional, con el propósito de apoyar a los centros de conservación ex situ y jardines botánicos.(Le podría interesar: El duro golpe para el reciclaje y los recicladores del país)

Bioparque Ukumarí

El Parque Ukumarí, ubicado en Pereira, Risaralda, también necesita donaciones para la alimentación de sus animales silvestres.

Foto:

Alexis Múnera

Intervención privada

Entre tanto, algunas empresas se han sumado a esta campaña. Por ejemplo, Bavaria hizo una donación por 20 millones de pesos para la Fundación Botánica y Zoológica de Barranquilla. La Asociación de Cultivadores de Caña (Asocaña) aprobó la donación de 20 millones de pesos para el Zoológico de Cali. La empresa Procampeón donó 20 bultos de concentrado que fueron distribuidos en todos los centros de conservación ex situ, priorizados con mayores necesidades durante la pandemia.

Corabastos se vinculó a la campaña con la donación de mercados, principalmente frutas y verduras, entregados al Santuario de Osos de Anteojos y el Bioparque La Reserva. La empresa Solla donó ocho bultos de comidas para peces al Oceanario Islas del Rosario y al Aviario Nacional de Colombia. Y la empresa de Seatech, fabricante en Colombia del atún Van Camp’s, donó 10 millones para alimentos del Oceanario Islas del Rosario y 10 millones para alimentos del Aviario Nacional de Colombia.

¿Por qué son importantes?

De acuerdo con el ministro de Ambiente, Ricardo Lozano, los oceanarios, aviarios o zoológicos pasaron de ser atracciones exóticas a ser instituciones que priorizan la investigación, la educación y la conservación, de tal forma que ahora desempeñan una variedad de funciones de importancia vital.

(Lea: El médico que a los 74 años decidió que sería fotógrafo)


“El creciente rol que desempeñan estos centros ex situ forma parte de la conservación, al ayudar a proteger las especies contra su extinción por amenazas globales, y proporcionan plataformas esenciales para la investigación”, aseguró el jefe de esta cartera.

A ello se suma que muchas son fundaciones sin animo de lucro, que tienen la misión de ayudar en la recuperación de los animales silvestres que han sido víctimas del tráfico ilegal de fauna y que por sus condiciones ya no pueden regresar a su hábitat natural. 

"No son sitios en donde caprichosamente se tienen animales para hacer dinero. Tienen la misión de recibir una gran mayoría de animales nativos que han sido objetivo de decomiso por parte de las autoridades y que por sus condiciones no pueden ser regresados a su hábitat. Cada año suman miles y nosotros nos encargamos de esos animales del Estado en instalaciones ex situ", agregó Lozano.

Oceanario Islas del Rosario

El Oceanario Islas del Rosario, es otro de los centros se conservación que necesita ayuda para seguir alimentando a las especies marinas que tienen bajo su cuidado.

Foto:

Oceanario Islas del Rosario

¿Cómo será su regreso?

Como en cualquier otro establecimiento, estos centros deben presentar sus protocolos de bioseguridad al Ministerio de Comercio, Industria y Turismo y al Ministerio de Salud y Protección Social, para su aprobación.

Sin embargo, según el director del Bioparque La Reserva, esperan que llegue solo un 30 por ciento del público que los visita, pues deben seguir cumpliendo las normas de distanciamiento social, y esto seguirá alargando su grave situación económica.

REDACCIÓN MEDIOAMBIENTE
LEYROJ@ELTIEMPO.COM@ELTIEMPOVERDE

Sigue bajando para encontrar más contenido

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.