Secciones
Síguenos en:
Conozca cuáles son las plantas que son peligrosas para sus mascotas
Gato

Para evitar que nuestras mascotas representen un riesgo para las plantas de nuestro hogar o viceversa, hay que tener entretenida a nuestro animal de compañía.

Foto:

iStock

Conozca cuáles son las plantas que son peligrosas para sus mascotas

FOTO:

iStock

Perros y gatos deben ser protegidos para que no ingieran tulipanes y lirios, entre otras. 

Durante este época del año se aumenta la adquisición de plantas para nuestros hogares con el fin de adornar los espacios con elementos naturales. Sin embargo, hay que tener en cuenta que hay cierto tipo de plantas que pueden llegar a ser tóxicas para perros y gatos. Aquí le contamos de cuáles se trata.

Quizá por estrés o por aburrimiento, nuestras mascotas, en especial los perros, pueden verse tentados a destruir o a ingerir las plantas. Este es un comportamiento al cual debemos prestarle mucha atención para tenerlas lejos del su alcance y evitar que las plantas del hogar se conviertan en un objeto de deseo en búsqueda de entretenimiento.

De interés: Un estudio indicó cuál es la raza de perros más inteligente

Para evitar que nuestras mascotas representen un riesgo para las plantas de nuestro hogar o viceversa, hay que tener entretenida a nuestro animal de compañía. Para ello lo más importante es poner en práctica diferentes actividades de enriquecimiento ambiental en casa para mantener a nuestras mascotas ocupadas.

Paseos diarios, gimnasios para gatos, juguetes tipo “Kong”, enseñanza de nuevos trucos, juguetes o huesos de carnaza, estimulación con olores o sonidos, entre otras actividades, ayudarán a cuidar a nuestras mascotas y también a las plantas.

¿Qué pasa con las plantas?

Plantas, tierra, raíces y frutos son combinaciones que tanto a perros como gatos les pueden llamar bastante la atención, el problema está cuando se ingieren ya que muchas partes de ciertas plantas contienen sustancias toxicas que pueden ser perjudiciales para la salud.

No solo las plantas pueden ser peligrosas por el contenido de toxinas, sino que también pueden producir obstrucciones respiratorias o digestivas, o también problemas gastrointestinales como diarrea o vómito que, de no ser tratadas a tiempo, pueden derivar en una visita de urgencia al médico veterinario.


También: Conozca cómo detectar trastornos de la piel en su mascota


Lo ideal es entretener y educar a nuestros amigos peludos para que sepan comportarse dentro y fuera de casa y también elegir con cuidado las plantas de casa y tenerlas en ubicaciones a las cuales les sea difícil tener acceso. Adicionalmente, es importante vigilar muy de cerca los paseos de los perros para evitar que ingieran cualquier objeto extraño durante los paseos diarios.

¿Cuáles plantas son tóxicas?

- Anturios: Toda la planta
- Hiedra: Toda la planta
- Lirios: Toda la planta
- Difenbaquia (Dieffenbachia spp.): Toda la planta
- Espatifillo o lirio de la paz (Spatiphyllum spp.): Toda la planta
- Filodendro (Philodendron spp.): Toda la planta
- Hortensia: Principalmente hojas y flores
- Potos: Principalmente hojas y flores
- Tulipán: Flores
- Azalea: Principalmente las hojas.
- Ciclamen: (Cyclamen spp.): Principalmente las raíces
- Crotón (Codiaeum variegatum): La savia (líquido interno)
- Aloe vera: Tiene una sustancia amarillenta (savia), diferente al gel de aloe, que puede producir salivación, vómito y diarrea.

¿Qué síntomas se presentan?

Los primeros síntomas de intoxicación se pueden empezar a observar varias horas después de la ingestión. Estos pueden ser:

- Vómito
- Diarrea
- Salivación
- Edema en la cara y las extremidades
- Fiebre
- Dificultad para respirar
- Dolor abdominal
- Debilidad y decaimiento
- Descoordinación
- Temblores musculares y en algunos casos convulsiones
- Aumento de la frecuencia cardiaca
- Dilatación de las pupilas

¿Qué hacer?

Lo primero es tratar de identificar cual fue la planta y la parte de ella que nuestra mascota ingirió. Esta es una información importante para el médico veterinario, ya que de acuerdo con ello el tratamiento puede iniciarse más rápida y acertadamente. Si la ingestión fue hace poco tiempo (menos de 2 horas), se puede tratar de inducir el vómito con pequeñas cantidades de agua oxigenada o agua con sal.

Es importante tener en cuenta que, si el animal presenta convulsiones o debilidad muscular, lo ideal es no producir el vómito. Luego de ello, acudir al veterinario de inmediato para evaluar la situación y plantear un tratamiento rápidamente.

Gabriel García - Para El Tiempo

MÁS NOTICIAS DE MASCOTAS

El moquillo en perros: síntomas y cómo prevenirlo

Los alimentos más peligrosos para los gatos

Sigue bajando para encontrar más contenido

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.