Secciones
Síguenos en:
El gato fue amado por los antiguos egipcios al ser un ‘cazador espiritual’
Gatos

Se dice que se domesticó en el año 4.000 a.C.

Foto:

iStock

El gato fue amado por los antiguos egipcios al ser un ‘cazador espiritual’

Se dice que se domesticó en el año 4.000 a.C.

FOTO:

iStock

Estos animales fueron casi deidades en el Antiguo Egipto. ¿De dónde provenía tanta devoción?

Los felinos son unas de las mascotas predilectas de los seres humanos. Sus habilidades físicas y su comportamiento son algunos de los atributos que más gustan.

Este agrado por los gatos puede que date de miles de años atrás.

(Le puede interesar: Estudio identifica siete rasgos de personalidad de los gatos). 

De hecho, eran venerados y su vida podía valer más que la de cualquier humano en el Antiguo Egipto. No se dice que poseían siete vidas, pero la única que tenían era muy apreciada.

Los ‘dioses’ del Antiguo Egipto

Los gatos muertos son trasladados a unos edificios sagrados

Gracias a Heródoto, escritor griego y considerado ‘el padre de la historia’, se conoce cómo eran tratados los felinos en el Antiguo Egipto.

“Los gatos muertos son trasladados a unos edificios sagrados, en la ciudad de Bubastis, donde, una vez embalsamados, reciben sepultura; en cambio, a los perros cada cual los sepulta, en su respectiva ciudad, en unos féretros sagrados”, escribió en ‘Libro II: Euterpe’.

El griego descubrió la supremacía de los gatos sobre otros animales. Los honores a los felinos no solo eran en su funeral, pues se les alababa en vida y se les trataba como reyes.

Lo anterior sucedía con mayor medida en la ciudad de Bubastis, donde la diosa Bastet era venerada.

Bastet se representaba con la cabeza de un gato y se le conocía por su afinidad con estos animales. Además de ser embalsamados, se creaban piezas de bronce con su figura para ser dejadas como ofrendas a la diosa.

La alimentación de los animales, asimismo, era especial.

Carlos Rodríguez en el texto ‘El encantador de gatos’, comenta que se les alimentaba con pescados del río Nilo, pan fresco y leche recién ordeñada.

Su nombre no era tan ‘extraordinario’. Los egipcios los bautizaron con la onomatopeya ‘miu’ y ‘mieu’, parecido al sonido que producían.

Pena de muerte por asesinar a un gato

Eran mantenidos como dioses

“Eran mantenidos como dioses gracias a la ayuda que estos prestaban en el control de los roedores. No por nada se conocen figuras divinas como Isis o Bastet o las estrictas leyes que los egipcios tenían contra quien maltratara a un gato, llegando incluso a ser castigado con la muerte”, dijo Gabriel García, médico veterinario, en su sección de EL TIEMPO.

Uno de los que presenció los castigos por matar a un gato fue Diodoro Sículo. El romano dejó evidencia de parte de sus crónicas y recorridos por el mundo en su libro ‘Biblioteca Histórica’ (Siglo I a.C).

(Le recomendamos: ¿Cuándo se puede bañar un gato por primera vez?).

Según él, otro romano había matado a un felino de forma accidental y los egipcios no escatimaron en el momento del castigo: lo lincharon.

Se dice que ni con interceder ante el Faraón se podía evitar la condena.

El gato estaba por encima de cualquier humano. Si el gato moría, su dueño se rasuraba las cejas como señal de duelo.

Personalidad dual

De acuerdo con historiadores y sociólogos, entre ellos Lidia Girola, la domesticación de los gatos data del año 4000 a.C. en el Antiguo Egipto.

Misterio, noche y luna

Aunque se les utilizó para cazar a los ratones y evitar el daño de las cosechas, eran reconocidos también por velar las almas de los muertos.

Resulta difícil encasillarlos con alguna actitud específica, pues los egipcios los asociaban con significados de “fecundidad, luz, calor y energía, pero también de misterio, noche y luna”, mencionó Girola en uno de sus estudios.

Por esos adjetivos se les veía como seres espirituales: estaban en carne y hueso, sin embargo, y a partir de las creencias, trascendían del plano terrenal para ser mediadores con los muertos.

Los gatos eran aclamados por los egipcios como seres espirituales.

Foto:

iStock

(Lea también: ¿Es verdad que los gatos tienen mejor comunicación con ellas?).

Y es que los gatos pueden ser duales en su comportamiento.

Si usted tiene uno como mascota podría notar que en ocasiones se desplaza o se mueve con finura, mientras otras veces su energía lo hace saltar y correr como si se tratara de una fiera.

La domesticación

Muchos atribuyen la domesticación de los felinos a los egipcios.

No obstante, según recopila ‘National Geographic’, se han hallado restos fósiles en zonas de Europa, como Polonia, de años de El Neolítico. Es decir, entre el 12.000 y el 5.000 a.C.

Justo esa etapa de la humanidad comprende la transición entre el nomadismo y el sedentarismo. Los seres humanos comenzaron a establecer cultivos de largo plazo y, ante la presencia de roedores, se volvieron amigos de los gatos salvajes para que combatieran la plaga.

Se han extendido por Europa acompañando a los primeros granjeros

La investigadora Magdalena Krajcarz ha liderado ‘Ancestors of domestic cats in Neolithic Central Europe: Isotopic evidence of a synanthropic diet’, un estudio que trata de determinar cuándo se domesticó al gato.

“Nuestros hallazgos confirman la hipótesis de que los gatos monteses del Cercano Oriente se han extendido por Europa acompañando a los primeros granjeros, probablemente como animales comensales. Es decir, alimentándose a expensas de los humanos sin producirles daño ni beneficio y sin depender completamente de estos”, explicó Krajcarz, citada por ‘National Geographic’.

Así las cosas, el gato parece que siempre ha sido empleado en el control de ratones. Solo que a los egipcios les maravilló su figura y comportamiento.

Por eso era, más que su compañero, una deidad.

En la actualidad el gato se puede convertir en su mejor compañía. No es necesario erigirle monumentos, pero sí procure cuidarlo de manera adecuada, como a otro ‘miembro de la familia’.

Más noticias

- ¿Cuáles son las razas de perros más desobedientes?

- Críticas a madre por cobrarle arriendo, internet y luz a su hijo de 7 años.

- ¿Quién es el mejor jugador de fútbol de la historia? Esto dice la ciencia.

Tendencias EL TIEMPO

Sigue bajando para encontrar más contenido

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.