Secciones
Síguenos en:
Esto proponen cuatro actores sociales para salir de la crisis
Manifestaciones Medellín

Con manifestaciones artísticas se han pronunciado en Medellín. Performance, teatro, música y demás se ha visto en las protestas de Medellín.

Foto:

Jaiver Nieto Álvarez / ETCE

Esto proponen cuatro actores sociales para salir de la crisis

Urge dialogar, pero partiendo de acuerdos en torno a la no violencia y el respeto a los derechos.

Desde sectores como los universitarios, los gremios, la Iglesia y los sindicatos, cuatro de sus líderes invitan a dialogar para llegar a acuerdos que permitan superar la situación crítica por la que atraviesa el país.

(Le puede interesar: 'Me humillaron': joven a quien profesor sacó de clase por apoyar paro).

Lograrlo requiere, aseguran, partir de acuerdos fundamentales, como el respeto por los derechos humanos y el cese de los actos violentos. También formulan propuestas para buscar los recursos que el país necesita con urgencia.

Líder estudiantil: escuchar a la gente que sale a las calles

Laura Alzate, representante estudiantil de la Universidad de Caldas

Foto:

Tomada de Facebook

La líder universitaria Laura Alzate considera que para el movimiento estudiantil la respuesta a esta crisis es una combinación de escuchar y atender el clamor de la ciudadanía, con la optimización de los recursos del país.

“En estos momentos hay que escuchar a los colombianos que salen a las calles. Hemos recogido el clamor de un importante sector de la población con respecto a peticiones como la matrícula cero para garantizar el acceso a la educación superior, la defensa de la producción nacional y la renta básica”, dice.

Así mismo, cree que es importante que los actores de estos diálogos reconozcan que las causas del actual escenario de crisis no nacieron en medio de la emergencia sanitaria por la pandemia de covid-19.

“La gente sigue saliendo a las calles pese a los anuncios de la mesa de conversaciones y a que se haya retirado la reforma tributaria. Y eso es porque las problemáticas del país vienen de hace mucho; ya eran delicadas antes de la pandemia y se han profundizado en los últimos meses. Hablamos de la indignación por una acumulación de cosas”, afirma.

(También: Universidades, protagonistas claves durante las marchas).

Alzate concuerda con otros líderes de diferentes sectores en que la situación económica del país es delicada, pero señala que no solo en el Estado, sino también en la ciudadanía, por lo que no se puede poner la carga sobre la gente.

“Es cierto que existe un déficit fiscal, pero no estamos para una reforma tributaria, y menos en medio de una pandemia. Hay recursos de dónde echar mano. Por ejemplo: se ha demostrado que en sus reservas nacionales Colombia tiene incluso el doble de los fondos que se recomienda tener. También se pueden revisar gastos innecesarios que está haciendo el país”, señaló.

Y agregó: “También es necesario renegociar la deuda. Más del 50 por ciento del recaudo que se hace en el país se destina a eso, y en medio de la crisis actual no podemos priorizar esta clase de gastos, sobre todo cuando las condiciones de los colombianos son tan precarias”.

El reto, sostiene, es encontrar la forma de usar esos recursos de manera efectiva, garantizando el bienestar de las personas en temas económicos y de acceso a servicios, pero también buscando la estabilidad financiera de la nación.

“Colombia tiene esos recursos que son alternativas válidas para atender las necesidades financieras del país. Debemos mirar cómo los podemos usar de la manera más efectiva, atendiendo los reclamos de la ciudadanía y que no terminen en trámites burocráticos”.

Líder gremial: Desescalar todas las violencias

El presidente de la Andi, Bruce Mac Master, asegura que se requiere el estudio de carreras con alto contenido técnico y digital.

Foto:

Héctor Fabio Zamora. EL TIEMPO

Para salir de la situación crítica por la que atraviesa el país, Bruce Mac Master, presidente de la Asociación Nacional de Empresarios (Andi), señala que hay que empezar por llegar a dos acuerdos fundamentales: “El primero es que cualquier propuesta, reclamo o diálogo que se haga, cualquier cambio que se busque, tiene que darse sobre la base de que desescalemos todas las violencias”.

El segundo debe apuntar a la no vulneración de derechos: “No podemos perder de vista el respeto al derecho a la protesta, pero tampoco a los derechos a la vida, a la alimentación, a la movilidad, al trabajo, al estudio... Por muy fuertes que sean nuestras quejas y reivindicaciones, debemos respetar los derechos de los otros”.

Mac Master asegura no tener duda de que los ciudadanos que se expresaron durante el paro han sido escuchados, “pero para que eso sea legítimo es imprescindible permitirle al resto de la sociedad seguir funcionando”.

Con respecto a los recursos que se necesitan para servir la deuda pública, crecida durante la pandemia, y seguir financiando programas sociales para atender a los más vulnerables, afirmó que el gremio no defiende a ultranza ninguna reforma tributaria.

(Además: Polémica por falsa presión de rector de Los Andes a favor de marchas).

Por el contrario, mantiene la propuesta hecha por esta asociación hace algunas semanas de no tocar el IVA y no ajustar la base gravable del impuesto de renta para personas naturales; más bien propone tres fuentes principales de financiación, dos de las cuales correrían por cuenta del sector empresarial.

“Nuestra oferta es ponerle al país esta propuesta sobre la mesa y evitarle muchas confrontaciones; proponemos hacer un esfuerzo especial que equivale a decir: ‘Yo me encargo de la cuenta en estas circunstancias, porque la situación así lo amerita’ ”.

Insistió en la importancia de evitar que se vuelva costumbre coartar los derechos de todos para hacer un reclamo: “Debemos entender que esto no hace más que aumentar la angustia con la que han cargado millones de colombianos en el último año y medio, a causa del covid”.

Iglesia: Encontrar ese algo que nos une

Monseñor Héctor Fabio Henao, director de Pastoral Social de la Conferencia Episcopal de Colombia.

Foto:

Archivo particular

La paz y la democracia del país están en juego en estos momentos, de acuerdo con monseñor Héctor Fabio Henao, director de Pastoral Social de la Conferencia Episcopal. El líder religioso señaló que por eso es importante que el diálogo nacional que se abre cuente con la representación efectiva de todos los sectores de la sociedad.

“Es necesario que haya reconocimiento y participación de cada sector, y allí el Comité de Paro es muy importante. Pero también de los jóvenes, cuyas voces deben ser escuchadas, no solo porque son quienes más se han manifestado y salido a las calles, sino porque está de por medio el futuro de la vida ciudadana”, señala.

Monseñor Henao considera que desde el principio debe establecerse que las negociaciones no sean marcadas por intereses particulares, sino con la mirada puesta en el bien común. “La gran meta en este momento es el reencuentro, construir un proyecto de país distinto, compartido por todos los sectores, y no a partir de una mirada sesgada o egoísta. Esto nos va a llevar a tocar temas difíciles, con opiniones encontradas. Pero es necesario hallar ese algo que nos une”, dijo monseñor. Y añadió: “En todo caso, se requiere poner alma a la vida económica y social del país, donde lo primordial sea el reconocimiento de la dignidad humana como eje fundamental”.

(Continúe leyendo:  Tercer Rosario Mundial Mater Fátima se rezará desde Colombia).

Aseguró que mientras todo esto sucede es urgente buscar una pronta salida a la escalada de violencia que está sacudiendo al país. En ese orden de ideas, hace un llamado no solo a quienes son responsables de la conversación, sino a aquellos que salen a las calles, sean manifestantes o integrantes de la Fuerza Pública.

“Para que todo esto dé resultado –afirma monseñor–primero debemos comprender por qué en estos momentos hay tanta desesperación y aspiraciones represadas. No podemos nunca perder de vista el respeto por los derechos humanos; toda expresión debe ser pacífica, porque desde ahí también se construyen la unidad y estabilidad de la nación. Todos, desde el rol que nos corresponde, tenemos la tarea de defender la vida y la democracia, y eso nunca se logra por la vía de la violencia”.

Líder sindical: Llegar a acuerdos que de verdad le sirvan al país

Diógenes Orjuela, secretario general de la CUT

Foto:

Archivo particular

Para Diógenes Orjuela, secretario general de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), el paro nacional ya ha dejado una lección: “Los gobiernos no pueden seguir asumiendo que solo son válidas las posiciones de quienes dirigen el Estado”, señala.

Orjuela, expresidente de la CUT, insiste en que hay muchas organizaciones sociales con opiniones, posturas y formas distintas de ver la vida, “y los gobiernos deben estar abiertos a escucharlas y a discutirlas. Para salir de esta crisis es fundamental empezar a resolver ese problema... Por la tranquilidad del país”.

El dirigente sindical propone llevar eso a la práctica, en este momento crítico: “Es importante que el Gobierno dé espacio para la negociación, y que durante ella se abran mesas en las que distintos sectores de la sociedad puedan empezar a discutir cómo resolver los problemas que tiene Colombia”, afirma.

Dice que la clave de este trabajo será “llegar a acuerdos que de verdad le sirvan al país”, a partir de los cuales puedan formularse propuestas en materias como el desarrollo productivo, la protección de la producción nacional, la generación de empleo y el avance del sistema educativo.

(Le segerimos además: Las razones de Fecode para continuar en el paro).

Orjuela señala que también es importante discutir sobre “cómo vamos a ubicar los recursos que el país necesita con urgencia hoy, y revisar las propuestas hechas por distintos sectores, diferentes a una reforma tributaria, que no se necesita”, dice.

Y entre ellas menciona no solo la formulada por la Andi, también las que presentó la Comisión de la Esperanza al Gobierno e incluso la posibilidad de que Colombia use parte de sus reservas internacionales.

Finalmente, llamó a la reflexión en torno al hecho de que en Colombia hay sectores políticos que no aceptan, bajo ninguna circunstancia, opiniones distintas o la posibilidad de que otras corrientes dirijan el Estado: “Eso nos ha conducido a la confrontación y a altos niveles de polarización, que no nos dejan avanzar”, señala.

REDACCIÓN VIDA

Encuentre también en Vida:

Lugares turísticos de Colombia no tan conocidos por los turistas

Santuarios acogerán a animales de granja afectados por el paro

¿La Estación Espacial Internacional podría ser un hotel de lujo?

Sigue bajando para encontrar más contenido

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.