'Con transportes alternativos se reducirá la deserción escolar'

'Con transportes alternativos se reducirá la deserción escolar'

La ministra de Educación hace un balance de su gestión y explica cuáles son sus retos.

María Victoria Angulo

María Victoria Angulo, ministra de Educación.

Foto:

Carlos Ortega

Por: Educación
23 de julio 2019 , 07:25 p.m.

Durante un año que lleva al frente del Ministerio de Educación, María Victoria Angulo ha tenido que lidiar con situaciones como un paro nacional de estudiantes que duró 37 días y el de maestros de colegios públicos (Fecode).

También con el nuevo decreto de calidad, que ya tiene en sus manos, y que se espera cambie las reglas de juego de la educación superior y una reforma al sistema de convalidación de títulos universitarios.

Angulo, junto con el Gobierno Nacional, se ha trazado significativos retos en áreas como la primera infancia, la jornada escolar y la alimentación escolar. Asegura haber recibido esa cartera con varias complejidades que se traducen "en importantes desafíos para los próximos cuatro años".

La ministra le concedió una entrevista a EL TIEMPO y explicó cuáles han sido los resultados de su gestión durante este tiempo.

En su gestión, ¿cómo se ha atendido a la primera infancia?


La meta que se ha puesto el Presidente en estos cuatro años es llegar a 2 millones de niños atendidos integralmente de cero a seis años. En el sector educación la meta es pasar de 71.000 a 500.000 niños con atención integral. Ahí hemos logrado un trabajo armónico con 71 de las 96 secretarías para fortalecer el tema de formación de maestros, dotaciones y el aporte nutricional.

¿Cómo fortalecer el PAE, un programa que ha sido permeado por la corrupción?

La alimentación en preescolar, básica y media por ser un tema tan comentado en el país tiene grandes desafíos. Resaltaría el incremento de recursos en más del 45 por ciento. La meta es pasar de 5,3 millones a 7 millones de niños con alimentación escolar durante los 180 días del calendario escolar.

En esto hago énfasis porque la línea encontrada eran 5,3 millones de niños atendidos por periodos de 90 o 100 días. Esto se suma a los temas de transparencia y calidad. En siete años que llevaba el Ministerio de Educación a cargo del Plan de Alimentación Escolar nunca se le había creado institucionalidad. Entonces, en el Plan Nacional de Desarrollo quedó aprobado una unidad para apoyar a las secretarias y evitar procesos de colusión, realizar estudios de costos y de información abierta.


¿Todavía se registran inconvenientes?

Este tema (alimentación escolar) todavía es un desafío que tenemos que trabajar con los órganos de control. Recientemente han salido artículos periodísticos que aseguran que equis proveedor fue condenado, pero está trabajando nuevamente. Ellos (proveedores) migran, crean otra firma y vuelven a presentarse. Hay una gran oportunidad para trabajar el tema de inhabilidades y sanciones.

¿En qué estado encontró los contratos de infraestructura educativa?

Encontramos 12.421 aulas en desarrollo de construcción, de las cuales 5.222 estaban en proceso de diseño y 5.918 solo tenían una avance del 30 por ciento. Los recursos para estas obras fueron aprobados por entidades territoriales desde el 2016. Encontramos información dispersa y tuvimos que hacer comités territoriales para saber el estado real de los proyectos. Entonces, concluimos que el 70 por ciento de las obras estaban entre riesgo medio y alto.

¿Qué acciones se están implementado para reducir la deserción escolar?

Hay una meta importante en este tema. En este momento la deserción escolar está en 3,08 y la idea es pasar a 2,7. Con las cifras del nuevo censo el país debe poner todo su foco en reducir la deserción, porque ya no se trata de que el sistema no tenga la capacidad, sino de cómo lograr que los niños no deserten.

Por eso estamos trabajando con el Sena en varios ejes: revolución industrial, economía naranja y desarroll

En la parte rural y en la educación media vamos a prestar especial atención. En esta última la meta es tener 650.000 estudiantes de grados 10 y 11 con doble titulación para que tengan la posibilidad de habilitarse al mundo laboral. Por eso estamos trabajando con el Sena en varios ejes: revolución industrial, economía naranja y desarrollo. La otra meta es la jornada única, que es pasar del 12 al 24 por ciento. De ese objetivo global, la idea es llegar al 15 por ciento y nos encontramos en el 14,5 por ciento.

¿Qué acciones emprender para incentivar a los niños a estudiar?

Tenemos que hacer una búsqueda activa de matrículas, sobre todo en zonas rurales. Además, debemos hacer un trabajo conjunto con las secretarias de educación y las familias para incentivar a los niños a estudiar. Otro punto es fortalecer la alimentación y el transporte para que faciliten el acceso a la educación.

¿La tecnología también es una opción para reducir la deserción?

En Medellín lanzamos el Plan Nacional de Transformación Digital del sistema educativo. Fue una alianza con la Universidad Eafit y Parque Explora, pues queremos que las tecnologías estén en las aulas para procesos de apoyo a las instituciones, que conecten a los jóvenes con temas como robótica, competencias Stem y ferias de ciencia y de arte.

¿Cuál es el plan del Gobierno en el tema de transporte escolar?

En el Plan Nacional de Desarrollo quedó aprobado un artículo para reglamentar transportes alternativos en las zonas rurales. Un tema que trabajaremos de la mano con la ministra de Transporte. Los niños hacen trayectos de cuatro o hasta cinco horas diarias por trochas y ríos para llegar a sus escuelas. Esto incide directamente en la deserción, en la calidad y, por su puesto, en la seguridad de los niños.

El objetivo es que con la Agencia de Seguridad Vial, las secretarías de educación y el Gobierno Nacional se inviertan recursos para reducir los trayectos de nuestros niños.

En agosto entra en vigencia un nuevo decreto de calidad en la educación superior, ¿en qué consiste?

El último decreto de calidad es del 2008 por lo que se requiere un cambio acorde a las necesidades actuales. El nuevo documento, que se debe firmar a finales del mes de julio, incluye temas de diversidad, pone el foco en la calidad, en los avances de los aprendizajes de los jóvenes y en cómo brindarles un mayor apoyo y bienestar. También va a ofrecer cambios para que los trámites con las universidades sean más ágiles y rápidos.

¿También se contemplan programas virtuales y a distancia?


La norma actual es bastante conservadora y buscamos actualizarla. La nueva versión reglamenta los programas presenciales, a distancia, virtuales y duales. El objetivo es combinar todas las metodologías. Es importante mencionar que llevamos nueve meses construyendo el decreto con el sector, a través de talleres con rectores, vicerrectores y distintos actores del sector. A partir del 1.° de agosto entrará en vigencia.

¿En qué consistirá el nuevo sistema para convalidar títulos?

Se está haciendo un sistema de modernización para que el peticionario pueda saber punto por punto cómo va su proceso. Además, habrá tres caminos para convalidar: primero, cuando el título extranjero que trae a convalidar es de una institución y programa acreditado el tiempo de espera será de un mes.

Segundo, cuando hay un caso similar, es decir, que el mismo programa ya pasó por sala y ya tuvo otro análisis de otros peticionarios por tres veces consecutivas, sale en dos meses. Y por último, es que si un título de una universidad no tienen sistema de aseguramiento tendrá que ir a sala y su aprobación será en un término mayor.

Recientemente se han presentado casos de violencia en algunas universidades públicas del país, ¿cómo reducir ese fenómeno?

El rector de la Universidad de Antioquia está haciendo algo muy interesante en autorregulación. Él trabaja con sus estudiantes temas de ética y de compromiso. Hemos estado hablando con el Sistema Universitario Estatal para trabajar de manera conjunta temas de ciudadanía, cuidado de lo público y cultura de la legalidad (...). Es importante que los jóvenes tomen conciencia.

Profesores y administrativos de la Universidad Autónoma están en paro hace más de un mes porque no les han pagado sus salarios por una profunda crisis financiera que atraviesa esa institución. ¿Cómo evitar que esto siga pasando?

Estamos fortaleciendo el área de inspección y vigilancia para que la sociedad vea que cuando se presenta una queja, hacemos las investigaciones e intervenimos. Por ejemplo, hemos tomado medidas en la Universidad Autónoma del Caribe, en la Incca y otras. El ministerio tiene que darle una garantía a la sociedad para que los recursos se manejen de forma correcta. La promesa que se le hizo al estudiante cuando pagó su matrícula en una institución debe cumplirse.

EDUCACIÓN@EducacionET

Descarga la app El Tiempo. Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias. Conócela acá

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.