39 días de paro estudiantil: ¿cuál es la salida a la crisis?

39 días de paro estudiantil: ¿cuál es la salida a la crisis?

Este lunes, Gobierno y universitarios se sentarán de nuevo para encontrar una salida a reclamos.

Marchas estudiantiles en Bogotá

En las marchas estudiantiles del 15 de noviembre, más de 14.000 personas se movilizaron en Bogotá. Autoridades de la ciudad reconocieron el buen comportamiento.

Foto:

Mauricio León / EL TIEMPO

Por: Camilo Peña Castañeda
18 de noviembre 2018 , 01:17 p.m.

Este lunes será un día clave para definir la suerte del paro nacional estudiantil, que ya completa 39 días. A las 8 de la mañana, gremios de estudiantes y profesores se reunirán por tercera oportunidad con la ministra de Educación, María Victoria Angulo, después de que el 7 de noviembre se levantó la mesa de negociación tras no encontrar un acuerdo financiero y luego de la negativa del presidente Iván Duque de recibirlos en la Casa de Nariño.

En su momento, los diálogos se suspendieron porque la petición principal de los jóvenes era que el Gobierno Nacional desembolsara 500.000 millones de pesos para saldar el déficit que tienen las universidades e instituciones de educación superior públicas, antes de que se termine el año.

El anuncio de la reunión lo dio a conocer la ministra de Educación, a la mañana siguiente de la octava movilización nacional estudiantil.
Si bien las marchas del pasado 15 no fueron tan violentas como las del 8 de noviembre (cuando encapuchados lanzaron una bomba incendiaria contra un policía), voceros de la Unión Nacional de Estudiantes de Educación Superior (Unees) denunciaron “el uso descomunal de la fuerza” por el Esmad.

“Queremos denunciar que el 15 de noviembre se realizaron más de 100 capturas solo en Bogotá y se presentaron decenas de heridos. Hubo uso desproporcionado de la fuerza en contra de los manifestantes y de ciudadanos que se encontraban alrededor de las marchas”, denunció Cristian Guzmán, estudiante de la Nacional sede Medellín y vocero nacional de la Unees.

Entre tanto, la Policía de Bogotá habla de 35 capturas.


Al llamado de la ministra de Educación se suma una carta que radicaron los estudiantes y profesores el 13 de noviembre ante los ministerios de Educación y de Hacienda en la que expresaron al presidente Duque su intención de retomar la negociación.

“Conocedores de sus declaraciones en Leticia y en París (Francia), sobre su disposición a continuar el diálogo con los universitarios y en sintonía con nuestra firme voluntad de negociación, le expresamos que los voceros de los diferentes estamentos hemos estado atentos a la convocatoria de su parte a una nueva sesión”, reza la misiva.

Así las cosas, queda claro que ambas partes comienzan a ceder y a buscar una salida, no solo porque el semestre académico está en riesgo,
sino también por los altos costos que acarrea a diario el paro estudiantil que se adelanta desde el 11 de octubre.

De acuerdo con la rectora de la Universidad Nacional, Dolly Montoya, por cada día de paro esa institución pierde 2.000 millones de pesos en funcionamiento en las nueve sedes.

“Tenemos 508 estudiantes internacionales a los cuales no podemos atender en estas condiciones. A 1.200 profesores ocasionales tendríamos que suspenderles el contrato. Alrededor de 7.000 alumnos pasaron el examen de admisión y no podrían ingresar. Y contamos con 6.000 jóvenes que no tendrían la posibilidad de graduarse”, añadió.

Sin embargo, las universidades afirmaron el viernes que no van a aplazar ni a suspender el semestre y que esperan que el paro llegue pronto a su fin para reprogramar las clases en acuerdo con los estudiantes.

Mientras que la ministra de Educación espera que este lunes se encuentren soluciones “reales y cumplibles a corto, mediano y largo plazo
, que se sumen a las decisiones ya tomadas por el Gobierno y permitan resolver la situación actual de la educación superior”, los jóvenes irán a la mesa de negociación con otro enfoque, eso sí, sin dejar a un lado exigencias como aumento de presupuesto para Colciencias, un plan de pago de la deuda histórica que tiene el Estado con las Universidad públicas –más de 15 billones de pesos en materia de infraestructura y calidad educativa– y la reliquidación de las deudas con el Icetex y otras.

“Esperamos encontrar una voluntad política del Gobierno para llegar a unos puntos medios, específicamente en lo relativo a la política educativa, que es el norte principal. No se trata solamente de dinero, pues en realidad hay una necesidad de cambiar el sistema de educación superior pública”, señaló Álex Flórez, representante de los estudiantes en el Consejo Nacional de Educación Superior.

A propósito, el presidente Iván Duque ha sostenido que no hay más plata de la que ya se ha asignado, teniendo en cuenta que el primero de noviembre, el Gobierno adicionó un billón de pesos proveniente del sistema de regalías.

“Esto es un ejercicio de hablarle al país con sinceridad sobre la disponibilidad de recursos. Ustedes (estudiantes) han venido hablando con la ministra y le han dicho que están exigiendo 500.000 millones antes de finalizar el año
, pero no los hay”. En total, el presupuesto para las universidades públicas, acordado entre el presidente Duque y los rectores, será de cerca de 3,5 billones de pesos.

“Los recursos que prometió Iván Duque están lejos del déficit histórico (3,2 billones de pesos y 15 billones de inversión), pero sabemos que de un día para otro no se puede solucionar los problemas históricos”, señaló el profesor Ángel Pérez Martínez.

¿Qué dicen los expertos?

El especialista Carlos Mario Lopera, director del Observatorio de la Universidad Colombiana, indicó que para salir del paro nacional las partes deberían moderar su posición, porque están “muy radicalizadas”.

“Los universitarios deberían cambiar su discurso político y mostrarse con una posición más técnica, es decir, en un sentido de no exigir por exigir,
sino de dar a conocer acciones que motiven al diálogo”, agregó.

Pero también fue enfático al decir que el Gobierno debería “buscar asesores: un académico que genere credibilidad en los estudiantes y un exrector que tenga credibilidad en el Gobierno y con los rectores de las universidades públicas”.

Para el director del Instituto Merani, Julián de Zubiría, el presidente Duque debe conocer y evaluar las pretensiones de los estudiantes y elaborar un plan de mediano plazo para poder cumplir. Aunque señala que los universitarios deben reconocer que algunas de sus peticiones no se pueden cumplir con facilidad.

“Los jóvenes también deben ceder. Algunas pretensiones son absurdas, como la de eliminar los sistemas de certificación de calidad, que sería darles un aval a las peores universidades del país. Pero, sobre todo, deben entender que el acuerdo con los rectores va en la dirección correcta”, señaló Zubiría.

Para Lopera, el país y el Gobierno deberían revisar “obligatoriamente el modelo de asignación de los recursos de la Ley 30 de 1992”, que establece que el financiamiento de las universidades se otorgaría de acuerdo con el índice de precios al consumidor (IPC). Los rectores y estudiantes han sostenido que como ese índice no crece, las instituciones públicas tampoco.

Los especialistas coinciden en que si bien la crisis de la educación pública es un problema que viene gestándose desde hace unos 25 años, es pertinente, según ellos, que el Gobierno logre construir políticas de Estado de largo aliento, “porque la educación superior seguirá creciendo y se necesitarán más recursos”.

¿Las marchas sirven?

Los expertos aplauden que las movilizaciones hayan logrado los acuerdos que se trazaron entre Iván Duque y los rectores de las universidades públicas. “Es histórico que un presidente se reúna con rectores oficiales. Siempre lo hacen con rectores de universidades privadas, pero no con los que dirigen la educación oficial”, dijo Julián de Zubiría. No obstante, el experto Ángel Pérez aseveró que Duque “cometió un error garrafal al no incluir en esa negociación a los estudiantes, quienes fueron los que marcharon”.

CAMILO PEÑA CASTAÑEDA
EL TIEMPO@penacamilo

Descarga la app El Tiempo

Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias.

Conócela acá
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.