Cosmic Rhapsody / Historias del Cosmos

Cosmic Rhapsody / Historias del Cosmos

Santiago Vargas habla sobre la faceta de astrofísico del músico Brian May, de Queen.

Por: SANTIAGO VARGAS
06 de diciembre 2018 , 01:04 p.m.

Hace una década disfrutaba de un café en la cafetería del Instituto de Astrofísica de Canarias (España), uno de los mayores centros de investigación mundial en astronomía y ciencias del espacio, cuando un personaje alto, de fulgurante cabellera, entró al lugar. Inmediatamente reconocí al sujeto, conocido internacionalmente por haber triunfado como compositor, guitarrista y vocalista de la exitosa banda británica Queen.

¿Qué hace aquí Brian May? fue lo primero que pensé. Estaba en compañía del astrofísico Garik Israelian, destacado investigador y director del equipo que en 1999 encontró las primeras pruebas observacionales de que las explosiones de supernovas –producto de la muerte de estrellas de gran masa– y responsables de la formación de agujeros negros.

La visita del músico no era inesperada, como tampoco el nombre del tour que hacía con la banda Queen por Europa, Asia y América, titulado ‘The Cosmos Tour’. La cercanía de Brian May con la astronomía es tan antigua como su interés por la música. A los 7 años, sus pasatiempos favoritos eran tocar la guitarra que le había regalado su padre y pasar horas explorando el cielo con un sencillo telescopio que tenía en casa.

Fue un alumno brillante en física y matemáticas, y a la edad de 22 años ya había terminado con honores sus estudios en el Imperial College de Londres y comenzaba un doctorado en Astronomía. Al mismo tiempo, su joven banda era telonera de grupos tan reconocidos como Pink Floyd.

Entre sus primeros estudios científicos sobresalen las investigaciones sobre la llamada luz zodiacal, un resplandor que se observa por encima del horizonte después del crepúsculo.


Entre sus primeros estudios científicos sobresalen las investigaciones sobre la llamada luz zodiacal, un resplandor que se observa por encima del horizonte después del crepúsculo, o antes del amanecer, y muchas veces se confunde con luz proveniente de una ciudad a lo lejos.

En realidad se debe a la cantidad de partículas microscópicas que llenan el espacio interplanetario y forman una especie de disco en torno al Sol. Contribuyen a su formación los cometas que a su paso por el interior del sistema solar expulsan polvo, y también las colisiones entre asteroides.

Brian May tuvo que escoger a comienzos de los años 70 entre dedicarse a su tesis doctoral o asumir el triunfo de Queen y el tiempo que le exigía la banda. Decide dar un tiempo a sus estudios, que retoma 30 años después.

Probablemente después de esa mañana en que conocí la historia de Brian May tuve una motivación más para concluir mis estudios de doctorado en el 2008, el mismo año en que May recibió su título de doctor en Astrofísica.

Desde ese momento, su figura se convirtió también en una motivación para que miles de jóvenes descubrieran los misterios del universo. May hizo colaboraciones con la Nasa en la misión New Horizons –que recientemente nos dio información privilegiada sobre Plutón y ahora viaja al encuentro del objeto 2014 MU69, en el cinturón de Kuiper– y fue el creador, junto con Israelian, del festival Starmus, que reúne a nobeles y destacadas personalidades del mundo de la ciencia, el arte y la cultura, promoviendo el conocimiento en la sociedad.

SANTIAGO VARGAS
Ph. D. en Astrofísica. Observatorio Astronómico de la U. Nal.

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.