Secciones
Síguenos en:
Así fue el viaje de ida y vuelta al espacio de Bezos en 10 minutos
AUTOPLAY
Así fue el viaje de Jeff Bezos hacia el espacioLa cápsula de Blue Origin que transportaba al hombre más rico del mundo, Jeff Bezos, y a otros tres tripulantes aterrizó en el desierto del oeste de Texas tras alcanzar el espacio, según mostró la transmisión en directo de la compañía.
Blue Origin

Introduzca el texto aquí

Así fue el viaje de ida y vuelta al espacio de Bezos en 10 minutos

La nave reutilizable New Shepard de Blue Origin superó los 106 kilómetros de altura.

Lo logró. El hombre más rico del mundo, junto a otros tres tripulantes, alcanzó este martes el espacio tras despegar desde una base en el oeste de Texas (EE.UU.) a bordo del New Shepard. El viaje duro 10 minutos desde el despegue hasta el aterrizaje.

Durante el trayecto, la cápsula en la que viajaron los pasajeros se separó del cohete propulsor una vez que alcanzaron los 76 kilómetros de altura, para luego continuar por su cuenta los restantes 30 kilómetros hasta una distancia de la superficie terrestre que les permitió experimentar por unos minutos la ingravidez.

Una vez concluido el viaje, que empezó con un retraso de 12 minutos por ajustes técnicos, la cápsula con sus cuatro ocupantes aterrizó sin contratiempos en un paisaje desértico cerca del sitio de lanzamiento, en las inmediaciones del pequeño poblado tejano de Van Horn, y por donde momentos antes llegó el cohete propulsor del New Shepard.

(Lea también: Reúnen firmas para pedir que Jeff Bezos no vuelva a la Tierra)

Blue Origin

New Shepard es el sistema de cohetes suborbitales reutilizables de Blue Origin, diseñado para llevar a astronautas y las cargas útiles de investigación más allá de la línea Kármán.

Foto:

AFP

Blue Origin

De acuerdo con la compañía, tiene espacio para seis astronautas en la cápsula de la tripulación.

Foto:

AFP

Blue Origin

El vehículo es completamente autónomo por lo que cada persona a bordo es un pasajero y no hay pilotos.

Foto:

AFP

Un vuelo cuyo tiquete fue subastado en 28 millones de dólares

El 12 de junio, Blue Origin anunció el cierre de su subasta para ocupar uno de los cuatro asientos de su primer viaje tripulado al espacio, con una puja ganadora de 28 millones de dólares.

El ganador de la subasta, cuyo nombre se haría público antes del viaje, compitió contra casi 7.600 personas de 159 países para obtener una de las plazas en el vuelo.

Sin embargo, por “conflicto de tiempo”, como lo describió Blue Origin, esta persona no pudo hacer parte de la tripulación y tendrá que viajar al espacio en un vuelo posterior.

(Lea también: Las cosas más locas en las que Jeff Bezos ha gastado sus millones)

Los 28 millones de dólares serán invertidos en la fundación de Blue Origin, llamada Club for the Future, que busca inspirar a los más jóvenes a estudiar carreras científicas y dedicarse a la exploración del espacio, indicó la compañía en un comunicado.

Los cuatros primeros tripulantes del New Shepard

El primer vuelo tripulado de la empresa Blue Origin despegó con cuatro pasajeros a bordo, tres hombres y una mujer.

Foto:

AFP

Jeff Bezos: a los 57 años, el hombre más rico de la Tierra viajó a bordo de su propio cohete. Seis años antes de fundar Blue Origin, había abierto en su garaje una pequeña librería en línea, Amazon.com, cotizada ahora en más de 1,8 billones de dólares. Tras haber vendido parte de sus acciones de Amazon a su exesposa, Bezos posee actualmente una fortuna calculada por la revista Forbes en 200.000 millones de dólares. El magnate acaba de dejar la dirección de Amazon para dedicarse a otras aventuras, como sus expediciones espaciales. También es dueño del Washington Post y ha dicho que quiere dedicar tiempo y dinero a la lucha contra el cambio climático.

El hermano: Bezos invitó a la expedición a su hermano Mark Bezos, seis años menor que él, y a quien considera su "mejor amigo" y "el tipo más divertido" de su entorno. Mark fundó su empresa de marketing en 1999 y luego un fondo de inversión. También tiene acciones en Amazon. En el 2005 se convirtió en bombero voluntario y desde el 2006 colabora con una asociación de lucha contra la pobreza. "¡Qué oportunidad tan increíble, no solo de vivir esta aventura sino de hacerlo con mi mejor amigo!", dijo en un video.

La decana, Wally Funk: a los 82 años, esta pionera y leyenda de la aviación se convirtió en la persona de mayor edad en viajar al espacio. Funk tomó sus primeras lecciones de vuelo a los nueve años. Ahora acumula 19.600 horas. En la década de 1960 participó en un programa privado diseñado para probar el desempeño de mujeres sometidas a las mismas pruebas que los hombres seleccionados por la Nasa. "Me dijeron que hice el trabajo mejor y más rápido que cualquiera de ellos", dijo, pero hubo que esperar a 1983 para que una primera estadounidense fuera enviada al espacio.

El más joven, Olivier Daemen: a los 18 años, este holandés, que en breve comenzará estudios de física, se convirtió en el astronauta más joven de la historia. Su padre participó en la subasta del cuarto lugar en New Shepard, pero fue el magnate anónimo quien lo ganó. Como este no pudo viajar, Olivier Daemen, fascinado por la Luna y los cohetes desde los cuatro años, lo sustituyó. "Estoy súper emocionado de ver el mundo desde arriba", comentó en un video.

(Lea también: Internet se burla del cohete de Blue Origin)

Una nueva apuesta en el turismo espacial

A diferencia del trayecto que hizo el 13 de julio desde Nuevo México el multimillonario Richard Branson, Bezos y sus acompañantes superaron la línea imaginaria de Karman, situada a 99,7 kilómetros de la Tierra y que en algunos ámbitos científicos se acepta como la división entre la atmósfera terrestre y el espacio exterior.

Desde este martes, Bezos es otro multimillonario que se erige en pionero del turismo más allá del planeta, luego de que Branson, a sus 70 años, alcanzará las fronteras del espacio a bordo de un avión fabricado por su compañía Virgin Galactic, con el que, a una velocidad tres veces superior a la del sonido, cruzó los 80 kilómetros de altura.

En ese punto, Branson y los otros cinco ocupantes del plateado avión VSS Unity experimentaron también la ingravidez, por casi unos cuatro minutos, y pudieron observar la curvatura de la Tierra.

(Lea también: Millonarios en el espacio)

A Branson y Bezos se suma Elon Musk, el fundador del fabricante de carros eléctricos Tesla y de SpaceX, la firma contratista de la NASA que ya ha enviado astronautas a la Estación Espacial Internacional (EEI) y que hacia fines de este año espera llevar a cabo el primer viaje tripulado con fondos privados al espacio.

Musk, que trabaja en proyectos para fundar bases terrestres en Marte durante este siglo, no tiene por el momento intenciones de surcar él mismo las fronteras de la atmósfera terrestre.

EL TIEMPO
*Con información de EFE

Sigue bajando para encontrar más contenido

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.