Embajador sigue en el cargo a pesar de proceso por narcolaboratorio

Embajador sigue en el cargo a pesar de proceso por narcolaboratorio

Cancillería dice que tiene licencia hasta el 18 de mayo. EL TIEMPO obtuvo declaración del mayordomo.

Embajador Fernando Sanclemente

Fernando Sanclemente.

Foto:

Raúl Martínez. EFE

Por: UNIDAD INVESTIGATIVA
06 de abril 2020 , 06:07 a.m.

El embajador de Colombia en Uruguay, Fernando Sanclemente, sigue en licencia hasta el 18 de mayo y hasta el momento no se ha producido ninguna novedad.

Así le respondieron a EL TIEMPO fuentes autorizadas de la Cancillería luego de que se conoció la noticia de que el fiscal general, Francisco Barbosa, había decidido vincular al diplomático al proceso por el hallazgo de un narcolaboratorio en un predio de su familia.

“No solo lo citaremos, lo vincularemos. De hecho, la semana pasada ordené la asignación especial a un fiscal ante la Corte Suprema (...) La finca del embajador fue destinada para tener un laboratorio dedicado al procesamiento de cocaína”, señaló Barbosa en entrevista con Yamid Amat, este fin de semana en EL TIEMPO.

Sanclemente solicitó una licencia de tres meses luego de que la policía ubicó el cristalizadero –con una capacidad para producir 1,8 toneladas de coca al mes– en una finca de su familia ubicada en Guasca, Cundinamarca.

El operativo se llevó a cabo el 12 de febrero pasado, luego de que agentes antimafia de la embajada de Estados Unidos en Bogotá dieran aviso.El predio está ligado a Colinas de Guasca, firma de la que hacen parte Inmobiliaria Dann Ltda. (50 %), Fernando Sanclemente Molina y Cía. (25 %) y Liliana Alzate de Sanclemente y Cía. (25 %).

Narcolabotratorio

El narcolabotratorio fue hallado en una finca que es de las familias Sanclemente y un grupo de los Spiwak, de Inmobiliaria Dann.

Foto:

Cortesía Policía Nacional

La defensa

EL TIEMPO contactó a la defensa del embajador –cuya continuidad en el cargo está en manos del presidente Duque– y manifestaron que en el expediente no hay evidencia ni fáctica ni jurídica para vincular a Sanclemente, a su familia o a sus socios con este hecho.

“Las responsabilidades penales son individuales, personales. No se puede vincular a alguien por pertenecer de manera indirecta a una sociedad”, le explicaron los abogados de Sanclemente a EL TIEMPO.

Y agregaron que Sanclemente no ejercía ni control ni dominio sobre el predio.
“La Fiscalía está en todo su derecho de investigar, pero es desconcertante y gravísimo el anuncio a través de EL TIEMPO”, señalaron.

"No es accionista directo y si bien aparece en dos de las empresas dueñas de Colinas de Guasca, no tiene disposición directa de las cuotas partes o acciones”, dijeron los abogados y agregaron que han dado las explicaciones del caso a las autoridades.

Según manifestaron, el bien era explotado de acuerdo con las posibilidades, pues inicialmente se iba a desarrollar un proyecto inmobiliario que quedó frenado por cambios en el POT de Guasca.

Además, que la parte en donde se encontró el narcolaboratorio estaba afectado por un programa de sostenimiento forestal, que fue aprovechado para camuflarlo.

No es accionista directo y si bien aparece en dos de las empresas dueñas de Colinas de Guasca, no tiene disposición directa de las cuotas partes o acciones

¿Qué dice el mayordomo?

Hace tres semanas, EL TIEMPO había revelado que dos de los mayordomos de la hacienda se habían esfumado tras el allanamiento por parte de la Policía.
Investigadores de la Policía le confirmaron a este diario que se trataba de Laureano Martínez Cortés, mayordomo de la finca de la familia del embajador Fernando Sanclemente; y de Gustavo Enrique Bejarano Romero, quien también era trabajador en la propiedad.

Las mismas fuentes aseguraron que Martínez se acercó al búnker de la Fiscalía y, antes de volver a desaparecer, radicó una denuncia.

En ella –aseguran fuentes judiciales–, el mayordomo denuncia que desde hace 5 meses viene siendo objeto de amenazas de muerte contre él y contra su familia.
Según dijo, desde septiembre de 2019, llegaron unos sujetos a la finca, conocida como Ara San Fernando, y le dijeron que iban a instalar “algo de licores”.

Además, que si no les permitía usar parte de la finca, lo iban a matar.

De acuerdo con los investigadores, el mayordomo también asegura que luego llegaron cerca de 30 hombres armados con pistolas y revólveres y empezaron a trabajar en el sector de la finca en donde se encontró el narcolaboratorio.

Esto significa que el cristalizadero venía funcionando desde hacía 5 meses en el predio ligado a Sanclemente.

El mayordomo dice que a la finca llegaron 30 hombres armados y que lo amenazaron

Y el mayordomo suministró dos datos adicionales.

Dijo que los sujetos le habían impedido el ingreso a la zona que estaban ocupando.
Además, que él no había dado aviso a los dueños de la finca porque, dice, lo tenían amenazado.

De hecho, asegura que solo se enteró de lo que estaba sucediendo en el predio a su cargo el 12 de febrero.

Narró que ese día entraron las autoridades y que él salió huyendo. Según Martínez, ahora corre un doble peligro porque los dueños del complejo cocalero creen que fue él quien dio aviso a las autoridades. De hecho, asegura que la primera amenaza le llegó un día después de descubierto el narcolaboratorio y que por eso destruyó la sim card de su celular y se fue a otro municipio.

Lo que aún no se sabe es por qué si los investigadores querían localizar al mayordomo, no fue retenido ni interrogado cuando fue a hacer la denuncia a la Fiscalía.

Respuesta de Sanclemente

En respuesta a las palabras del fiscal Barbosa, el diplomático colombiano comentó, a través de un comunicado,  que "celebraba" la decisión de la cabeza del ente investigar de "priorizar el esclarecimiento de lo sucedido".

"No he pedido privilegios ni tratos prevalentes y solo espero, como todo colombiano, un proceso eficaz, imparcial y objetivo que garantice el derecho fundamental al debido proceso y a una pronta y cumplida justicia, al cabo del cual se comprobará mi total inocencia, la de mi familia y la de nuestros socios".

Señaló que él, su familia y sus socios se han puesto a disposición de las autoridades y que "acudirá a toda instancia judicial para ejercer mi derecho de  defensa y contradicción con la certeza que quedará demostrada mi inocencia".

"Soy el primer interesado en la resolución de este ilícito. He estado, como mis socios, atento a cualquier requerimiento que me hagan las autoridades, brindando plena colaboración, de manera que la justicia determine los responsables, las circunstancias de tiempo, modo y lugar de los ilícitos cometidos, e imponga las penas que correspondan".

UNIDAD INVESTIGATIVA
u.investigativa@eltiempo.com
En Twitter: @UinvestigativaET

Descarga la app El Tiempo

Noticias de Colombia y el mundo al instante: Personaliza, descubre e infórmate.

CONOCE MÁS
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.