Cura colombiano pagó jugosa fianza tras ser detenido por abuso

Cura colombiano pagó jugosa fianza tras ser detenido por abuso

Jaime Marín porta brazalete electrónico de localización en EE. UU. Pagó 500.000 dólares

Jaime Marín

Este es el Sacerdote colombiano Jaime Marín, quien afronta un caso de pederastia.

Foto:

Archivo particular

Por: UNIDAD INVESTIGATIVA
12 de febrero 2020 , 09:42 a.m.

Desde hace al menos 5 días, la justicia de Estados Unidos le instaló a un sacerdote colombiano un aparato de seguimiento electrónico para controlar sus movimientos.

Se trata del padre Jaime Marín Cardona, quien a sus 51 años enfrenta tres cargos penales por presuntamente abusar de un menor de edad y haberlo intentado con otro más, en casos que se registraron en Bridgeport, en el estado de Connecticut.

Aunque el caso se ha manejado con bajo perfil, se sabe que este sacerdote trabajó con varios menores entre el 2014 y el 2018, y durante ese tiempo habría accedido al menor e intentado hacer lo mismo con la otra víctima.

Lo relevante del caso de Cardona, nacido en Medellín y ascendido en la jerarquía católica de diácono a sacerdote en el 2010, es que fue denunciado por sus propios superiores ante la Policía local.

En efecto, la Diócesis de Bridgeport –donde al sacerdote antioqueño se incardinó (fue trasladado desde Colombia)– presentó una primera denuncia en septiembre del 2019 tras recoger el testimonio de los padres de los menores.

(Le puede interesar: Al congelador, imputación de cargos contra el abogado de Álvaro Uribe)

Pero el Departamento de Niños y Familias del Estado de Connecticut (DCF, por sus siglas en inglés) no encontró mérito suficiente para aceptar el caso.

Sin embargo, las pruebas testimoniales fueron llevadas ante la Policía de Danbury, con jurisdicción en Bridgeport, la cual comenzó la investigación judicial.

Lo que se comenzó a encontrar por los agentes, que daban sustento suficiente para acusar por posible pederastia al sacerdote de origen colombiano, llevaron al DCF a abrir un proceso.

EL TIEMPO conoció una comunicación oficial de la Diócesis de Bridgeport, que hizo circular entre sus fieles, en la cual se asegura que desde que se abrió el expediente judicial formal se le ordenó al sacerdote Marín Cardona suspender sus funciones clericales.

"Removí al padre Marín Cardona de su ministerio, le ordené que se mudara fuera de la parroquia a un establecimiento para adultos y restringí su contacto con cualquier menor durante la investigación”, se asegura en el documento firmado por el reverendo Frank J. Caggiano.

(También lea: Indagan si alias 'el Mugre', sicario de Escobar, es pastor en España)

Removí al padre Marín Cardona de su ministerio, le ordené que se mudara fuera de la parroquia a un establecimiento para adultos y restringí su contacto con cualquier menor durante la investigación

Jaime Marín

Así lucía el sacerdote colombiano, antes de pagar la fianza.

Foto:

Archivo Particular

La fianza

La suspensión del sacerdote se hizo efectiva el 11 de diciembre de 2019 y, ante el peso de las pruebas recaudadas y una orden de arresto en su contra, el cura terminó entregándose a la Policía el 3 de enero pasado.

Desde esa fecha, y durante 28 días, permaneció tras las rejas en la correccional de Bridgeport, pero el viernes 31 de enero pagó una fianza de 500.000 dólares y fue puesto en libertad. Según la fiscal Adjunta del Estado, Mary-Caitlin Harding, el antioqueño sigue vinculado al proceso penal y debe presentarse a las audiencias.

Suspensión de Jaime Marín

Esta es la carta de suspensión y de notificación del caso por parte de la diócesis en la que Marín fue incardinado tras salir de Colombia

Foto:

EL TIEMPO

De hecho, ese mismo viernes tenía programada una audiencia de declaración de culpabilidad, pero el sacerdote Marín Cardona decidió esperar a su comparecencia ante un juez. Y, según el abogado que lo representa, Robert Golger, este paso deberá surtirse el 19 de febrero próximo.

Hasta el momento, la identidad de los padres que denunciaron el caso y la de los dos menores involucrados, se mantiene en absoluta reserva. Y el nombre de Marín Cardona es rastreado en Colombia para determinar si tiene algún tipo de antecedente.

Lo que se sabe es que es sacerdote de la Diócesis de Bridgeport desde 2010, y que ha tenido asignaciones en las parroquias San José, en Norwalk; San Carlos Borromeo, en Bridgeport; Nuestra Señora de Guadalupe, en Danbury; y la más reciente en Santa María, en Bridgeport.

El caso más reciente de un cura colombiano acusado de cargos similares en Estados Unidos fue el del sacerdote Jesús Suárez.

El cura, que se declara inocente, fue señalado de abusar de al menos dos mujeres y embarazarlas, lo que le costó su suspensión en Texas, una denuncia en la Fiscalía y la solicitud de que lo incluyan en las listas negras de pederastia de ese país.

La iglesia colombiana aún no se pronuncia sobre este caso. En episodios anteriores han dicho que al ser incardinado (trasladado) a otra diócesis, no deben involucrarse. Sin embargo, en este tipo de investigaciones, los antecedentes del traslado son claves.

UNIDAD INVESTIGATIVA
u.investigativa@eltiempo.com
@UinvestigativaET

Descarga la app El Tiempo

Noticias de Colombia y el mundo al instante: Personaliza, descubre e infórmate.

CONOCE MÁS
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.