Los escándalos por los que la gente cada vez duda más de las redes
Galería
Cambridge Analytica
Reuters

A la información de 87 millones de usuarios de Facebook pudo acceder la consultora Cambridge Analytica, que trabajó para las campañas de diferentes políticos en Estados Unidos y en el mundo y que utilizó la información para influir en la intención de voto.

El escándalo ocurrió en marzo de 2018 a través de una masiva filtración de datos, en la que 270.000 personas descargaron una aplicación de cuestionario de personalidad e iniciaron sesión con sus cuentas personales de la red social, la firma externa pudo obtener la información.

Tik Tok
Archivo particular

La app de videos cortos TikTok, antes conocida como Musical.ly, tuvo que pagar una multa de 5,7 millones de dólares tras acusaciones de recopilar ilegalmente información personal de menores de edad.

La Comisión Federal de Comercio de Estados Unidos resolvió que la red social no obtuvo el consentimiento de los padres antes de recopilar nombres, direcciones de correo electrónico y otra información de niños menores de 13 años.

Facebook
Reuters

Los datos de 540 millones de registros de Facebook, entre los que se incluyen números de identificación, comentarios, reacciones, y nombres de cuenta, quedaron expuestos en servidores públicos. 

Según un reporte publicado a comienzos de abril de este año por la compañía de ciberseguridad UpGuard, desarrolladores de apps de terceros expusieron las bases de datos con información de los usuarios, que se encontraban almacenados en ficheros de texto sin ninguna protección.

YouTube seguir tiempo
Cimahub

En febrero de este año, el creador de contenido Matt Watson, del canal MattsWhatItIs, publicó un video de más de 20 minutos, titulado 'Youtube está facilitando la explotación sexual infantil y está monetizando', en el que denuncia cómo pedófilos usan comentarios de YouTube para etiquetar minutos en videos de niñas y compartir entre los usuarios fotogramas de las menores en posiciones 'sexualmente sugerentes'.

Aunque los videos de las menores no son propiamente material de explotación infantil, algunos usuarios en la red social dejaban comentarios abiertamente violentos en grabaciones de niñas haciendo gimnasia, bailando frente al espejo o cantando. La polémica le costó a YouTube la pérdida de contratos con anunciantes como Disney y AT&t.

Masacre en Nueva Zelanda
MICK TSIKAS. EFE

En marzo de este año, en cuestión de minutos, se viralizó un video en vivo que mostraba una masacre en la que se cobró las vidas de casi medio centenar de personas en Nueva Zelanda. El video fue publicado rápidamente compartido en redes como Facebook y Twitter, sin que ninguna impidiera su difusión por horas. 

Facebook
Getty Images / BBC Mundo

Múltiples organizaciones de defensores de la privacidad en internet acusaron a Facebook en febrero de este año de engañar a los niños para que realizaran compras mientras jugaban, argumentando que la red social había incurrido en “prácticas desleales o engañosas” que violan la Ley de Protección de la Privacidad de los Niños en Línea. 

Dicha ley exige el consentimiento y la divulgación de los padres cuando un sitio web tiene el "completo conocimiento" de que está recopilando información sobre menores de 13 años. En la acusación, los organismos alegaban: “los documentos muestran que Facebook era consciente de que muchos de los juegos que ofrecía eran populares entre los niños menores de 13 años y que ellos eran sus principales usuarios", incluyendo a infantes de cinco años.

Twitter
AFP

Una falla de seguridad en el software de Twitter hizo que la red social recolectara y compartiera datos de ubicación de los usuarios que tenían la 'app' para iOS, con uno de sus socios anunciantes.

"Como usuario confías en que seamos cuidadosos con tus datos y por esa razón queremos ser abiertos contigo cuando cometamos un error", reza el comunicado oficial que emitió Twitter el 14 de mayo de este año para explicar lo sucedido.

la información guardada fue enviada a anunciantes para un proceso llamado "subasta en tiempo real", en el que las empresas pagan por el espacio publicitario basados en la ubicación de los usuarios.

Instagram
Thomas White/ Reuters

Una falla en Instagram, registradaen noviembre de 2018, expuso las cuentas de sus usuarios. Al guardar la información de las personas en un archivo de texto plano, la red social no tomó precauciones suficientes para cifrar la información sensible, como lo son las claves de un usuario.


Según reportaron medios internacionales especializados, la falla se encontró en una herramienta que fue integrada a Instagram en abril. La opción de 'Descarga tus Datos' permite a los usuarios acceder a la data que almacena la red social sobre su cuenta y estaba destinada a cumplir con los requisitos de la legislación europea en privacidad, conocida como el GDPR

Novedades Tecnología 15 de mayo de 2019 , 01:05 p.m.

Los escándalos por los que la gente cada vez duda más de las redes

Desinformar, filtrar datos y contribuir con la violencia sexual y el terrorismo, entre otros casos.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.