¡Hola !, Tu correo ha sido verficado. Ahora puedes elegir los Boletines que quieras recibir con la mejor información.

Bienvenido , has creado tu cuenta en EL TIEMPO. Conoce y personaliza tu perfil.

Hola Clementine el correo baxulaft@gmai.com no ha sido verificado. VERIFICAR CORREO

icon_alerta_verificacion

El correo electrónico de verificación se enviará a

Revisa tu bandeja de entrada y si no, en tu carpeta de correo no deseado.

SI, ENVIAR

Ya tienes una cuenta vinculada a EL TIEMPO, por favor inicia sesión con ella y no te pierdas de todos los beneficios que tenemos para tí.

Salud

Desde este domingo el país empieza a despedirse del tapabocas

Foto:

Reproducir Video

En municipios que cumplan con unos mínimos de vacunación su uso ya no será obligatorio.

Carlos Francisco FernándeZ
A partir de este domingo, los colombianos en 293 municipios le podrán decir adiós al uso del tapabocas, en razón a que la situación epidemiológica del covid-19 en el país es “estable y favorable”, según un balance entregado por Claudia Cuéllar, directora de epidemiología y demografía del Ministerio de Salud, en el cual deja ver que los indicadores que miden esta contingencia sanitaria se encuentran en los niveles más bajos en casi 26 meses.
Basta ver que de las 10.670 camas de unidades de cuidado intensivo que existen en el sistema hospitalario nacional solo 73 están ocupadas por casos confirmados de covid-19 y algo más de cien con casos sospechosos de la enfermedad, sin dejar de lado que en apenas algo más de la mitad se atienden otras patologías, en un escenario que hasta hace unas semanas era sensiblemente angustioso.
A pesar de lo anterior, hay que aclarar que el ministro de Salud, Fernando Ruiz, ha sido enfático al decir que la pandemia no se ha terminado y que las variantes del Sars-CoV-2 con sus formas más transmisibles circulan en el país, lo que ha sido ratificado por la misma dirección de epidemiología de la cartera, que da cuenta de que el sublinaje BA.2x de ómicron está ganando participación frente al sublinaje BA.1x, a los cuales se les hace seguimiento riguroso, dado que son las que tienen contra la pared a algunos países europeos y a China.
Por otro lado, se sabe que la positividad de las pruebas –otro parámetro que determina la gravedad de la pandemia– es del 1,7 por ciento en promedio a nivel nacional, lo que para las autoridades de salud resulta tranquilizador si se tiene en cuenta que los límites internacionales tolerados son del 5 por ciento.

Gracias a la vacunación

Pero a estos escenarios, que algunos comienzan a calificar como pospandémicos, no se ha llegado de manera espontánea, sino que han dejado atrás la lamentable cifra de cerca de 140.000 muertos y más de 6 millones de infectados por covid-19 relacionados oficialmente, que cesaron de aumentar gracias a esa inmunidad que progresivamente se ha alcanzado por las infecciones y por la vacunación, la cual ha permitido que hoy el 83,1 por ciento de la población colombiana cuente con una dosis, y casi el 70 por ciento (69,5 por ciento) ya tenga sus esquemas completos y el 32,2 por ciento de los mayores de 12 años cuenten con refuerzos, en unas proporciones de aplicación de biológicos que como se sabe no protegen contra la infección, pero sí contra las formas graves de covid-19, la posibilidad de ir a UCI o de morir, algo que se ha demostrado en un marco de evidencia nacional e internacional.
Todo lo anterior sirvió de soporte para que los grupos de asesores del Ministerio de Salud y los quipos científicos que le hacen seguimiento a la pandemia en el país le recomendaran al Gobierno Nacional un desescalamiento de las medidas no farmacológicas que venían siendo aplicadas hasta hoy desde que el pernicioso virus hiciera su aparición en el país el 6 de marzo de 2020.
Lo que empezó hace algunas semanas con eliminar la obligatoriedad del uso de tapabocas en los espacios abiertos en aquellos municipios que tuvieran más del 70 por ciento de su población con los esquemas completos, a lo que se suma a partir de este domingo la abolición de la exigencia de las mascarillas también en los espacios cerrados en aquellos lugares que además demuestren una aplicación de dosis de refuerzo en el 40 por ciento de sus habitantes que ya hayan completado sus esquemas, lo que de entrada clasifica a 293 municipios con esta posibilidad, entre los que se encuentran capitales como Tunja, Armenia, San Andrés, Leticia, Manizales, Ibagué, Pereira, Bogotá, Bucaramanga, Barranquilla, Medellín y Popayán.
Vale anotar que el Gobierno también aclaró que esta medida es extensiva a aquellas localidades clasificadas como áreas urbanas de ciudades grandes (aledaños o cercanos) que hayan cumplido con los requisitos de vacunación descritos, al igual que la totalidad de los municipios de departamentos –como Quindío– que en promedio tengan los niveles de inmunización requeridos. El gobernador del Quindío, Roberto Jairo Jaramillo, aseguró que el fin del tapabocas en esa zona del país es un triunfo del trabajo coordinado con el Gobierno nacional.
No sobra decir que el uso del tapabocas, independientemente de los niveles de vacunación, seguirá como exigencia en instituciones de salud, transporte público y hasta el 15 de mayo en los centros educativos de todo el país.
Con respecto al uso de tapabocas en los colegios, el ministro de Salud ha insistido, después de que 358 niños han fallecido por covid-19, y se hayan registrado más de cuatro mil hospitalizaciones por la misma causa, en que es imperativo reforzar la vacunación en los menores, si se tiene en cuenta que los mayores déficits de inmunización se encuentra entre los 3 y los 11 años y entre 12 y 17 años apenas y se alcanza el 60 por ciento de inmunizaciones completas.
Otro componente del desescalamiento es la eliminación de la exigencia del carné de vacunación para ingresar a los lugares públicos para los municipios que cumplan con los requisitos de vacunación ya descritos. Con respecto a los viajeros que ingresen al país, se exige la vacunación completa contra covid-19 y en su defecto la presentación de una prueba tipo PCR con una anterioridad no superior a las 72 horas o una de antígenos realizada antes de 48 horas de llegar al territorio nacional.
Anuncios que fueron complementados con la ampliación de la emergencia sanitaria por dos meses más (hasta el 30 de junio de 2022) en razón a que el comportamiento sostenido de descenso de la pandemia a nivel nacional tiene muy poco tiempo, lo que impide asegurar que el país está en una fase de estabilización, a lo que se suma que es necesario seguir protegiendo a personas vulnerables, dado que la pandemia no ha terminado, por lo que se requiere un tiempo más largo de observación.
Si bien hay un optimismo general, el ministro de Salud, Fernando Ruiz, hace un llamado a la prudencia con el objeto de mantener estas cifras benévolas por más tiempo para tener mayor solidez en la transición de la pandemia hacia una endemia. Y deja claro “que el tapabocas no es abolido, lo que se elimina es su uso obligatorio”, dice Ruiz, lo que refuerza que tanto el tapabocas como el virus del covid-19 llegaron para quedarse y frente a ellos debe imperar el sentido común.
CARLOS FRANCISCO FERNÁNDEZ
Editor de Salud

Más noticias de Salud

-Luz verde en China para análisis clínico de vacuna contra ómicron
Carlos Francisco FernándeZ
icono el tiempo

DESCARGA LA APP EL TIEMPO

Personaliza, descubre e informate.

Nuestro mundo

COlombiaInternacional
BOGOTÁMedellínCALIBARRANQUILLAMÁS CIUDADES
LATINOAMÉRICAVENEZUELAEEUU Y CANADÁEUROPAÁFRICAMEDIO ORIENTEASIAOTRAS REGIONES
horóscopo

Horóscopo

Encuentra acá todos los signos del zodiaco. Tenemos para ti consejos de amor, finanzas y muchas cosas más.

Crucigrama

Crucigrama

Pon a prueba tus conocimientos con el crucigrama de EL TIEMPO