Secciones
Síguenos en:
Las duras advertencias que hizo la OMS sobre el cigarrillo electrónico
Cigarrillo electrónico

El cigarrillo electrónico no es una alternativa sin riesgos al tabaco.

Foto:

CEET

Las duras advertencias que hizo la OMS sobre el cigarrillo electrónico

El cigarrillo electrónico no es una alternativa sin riesgos al tabaco.

FOTO:

CEET

Dice que estos dispositivos triplican riesgo de fumar en niños y jóvenes. Pidió mejorar regulación.

El uso del cigarrillo electrónico, que en los últimos años se promociona cada vez más entre niños y adolescentes, triplica la probabilidad de que el usuario fume más adelante tabaco convencional. Así lo advirtió este martes la Organización Mundial de la Salud (OMS) en un informe sobre el consumo de tabaco en el que se piden limitaciones a esos nuevos productos.

(Le recomendamos: Las razones por las que sería necesaria una tercera dosis de Sinovac)

Ocho millones de personas mueren anualmente por fumar o por estar expuestas al humo de los cigarrillos, siendo una de las principales causas de muertes que podrían evitarse. A esto se suma la carga de morbilidad causada por el tabaquismo, que puede provocar patologías graves al extremo de dejar al fumador incapacitado para trabajar.

A pesar de los esfuerzos internacionales y nacionales para atajar esta epidemia, 1.000 millones de personas en el mundo todavía fuman, con un 80 % de ellos que viven en países pobres.

(Además: La caída del cabello, otro problema que deja el covid-19)

El informe, que incluye por primera vez datos sobre los dispositivos electrónicos de tabaco, advierte que los menores de edad están entre los principales públicos objetivos de estos productos relativamente recientes y se les intenta atraer mediante sabores atractivos y "afirmaciones engañosas".

Se advierte, por ejemplo, que algunos de estos productos electrónicos se comercializan como "libres en nicotina" cuando en realidad sí la contienen y denuncia que la industria tabacalera intenta dificultar la posibilidad de diferenciar entre unos y otros para debilitar las medidas de control antitabaco.

"La nicotina es muy adictiva, la administrada por medios electrónicos puede ser perjudicial, y debe ser mejor regulada", advierten los autores del informe.

(Siga leyendo: Así se repartirán los 3,5 millones de dosis de la vacuna de Moderna)

El jefe de la Unidad de No Tabaco de la OMS, Vinayak Prasad, explicó en la presentación del estudio que los cigarrillos electrónicos y productos similares están prohibidos en 32 países, la mayoría de ingresos altos y algunos de ingresos medios.

La nicotina es muy adictiva, la administrada por medios electrónicos puede ser perjudicial, y debe ser mejor regulada

Otros 79 países han regulado parcialmente esos dispositivos, pero sólo nueve de ellos les aplican las mismas restricciones que a los cigarrillos normales, mientras que "84 países no hacen nada y han dejado la vía libre para que la industria del tabaco tome como objetivo a los más vulnerables, es decir a los niños".

La industria ha apostado por una promoción agresiva de sus nuevos productos, que la OMS considera que mantendrán la epidemia de tabaco si no se toman medidas fuertes para que también estén estrictamente regulados.

Las compañías presionan a los gobiernos para que no regulen estos nuevos productos "con una meta muy simple, la de enganchar a otra generación a la nicotina", dijo el exalcalde de Nueva York, Michael Bloomberg, embajador de la OMS para las enfermedades no transmisibles.

(En otras noticias: Natalia Durán: así es el cáncer de tiroides que padecería la actriz)

Se ha constatado que dos tercios de los usuarios de tabaco que optan por los dispositivos electrónicos que liberan nicotina finalmente se convierten en "dobles usuarios", pues consumen ambos.

El informe destaca que 5.300 millones de personas en el mundo viven en países donde se aplica al menos una de las seis medidas limitadoras del consumo de tabaco recomendadas por la OMS, cifra cuatro veces mayor a la de 2007, cuando estas evaluaciones comenzaron a realizarse.

Esas seis medidas incluyen la subida de impuestos a los productos de tabaco, la prohibición de publicidad y de su consumo en espacios públicos cerrados, o la oferta de métodos para dejar de fumar.

(Además: Colombia se destaca en la atención de pacientes con hemofilia)

Más de la mitad de la población mundial, por ejemplo, vive ya en países donde el tabaco es vendido en paquetes con advertencias gráficas sobre los peligros de su consumo (recientemente Estados Unidos se ha incorporado finalmente a este grupo).

Desde el anterior informe publicado en 2019, países como Bolivia o Paraguay han adoptado leyes que prohíben fumar en espacios públicos cerrados o zonas de trabajo, y otros como Venezuela han prohibido la publicidad de tabaco.

De las medidas, el aumento de impuestos al tabaco es la que va con mayor lentitud en el mundo entero, confirmó Prasad.

EFE

En Colombia

Colombia ratificó el Convenio Marco de la OMS para el Control del Tabaco (CMCT) en 2008.

Desde entonces, el país ha tomado medidas importantes para mejorar la respuesta a la epidemia de tabaquismo consistentes con dicho tratado que se sustenta en la evidencia internacional.

(Siga leyendo: ¿Es adicto a internet? Identifique el problema y actúe)

En particular, Colombia fue uno de los primeros países en el continente en implementar una de las medidas centrales para evitar el inicio del consumo de tabaco entre los jóvenes como es la prohibición de la publicidad, la promoción y el patrocinio del tabaco.

De la misma manera, se establecieron medidas efectivas para proteger a la población de la exposición al humo de tabaco a través de la prohibición de fumar en lugares públicos como restaurantes y bares; acciones de concientización a través de la inclusión de advertencias sanitarias en los paquetes de tabaco, así como acciones destinadas a encarecer estos productos a través del aumento de los impuestos.

"Todas estas medidas han probado ser efectivas para reducir la demanda de tabaco y con ello la carga de enfermedad y muerte asociada", resalta la Organización Panamericana de la Salud (OPS).

(Además: Exclusivo: Colombia trabaja en 'carné electrónico' para vacunados)

Sin embargo, advierte que, a pesar de estos esfuerzos, "sigue siendo necesario intensificar las políticas existentes y aplicar nuevas medidas para que el consumo de productos de tabaco siga bajando y generar beneficios sanitarios y económicos adicionales".

De acuerdo con los resultados de un estudio titulado 'Caso a favor de la inversión para el control del tabaco en Colombia', el consumo de tabaco en 2017 costó a la economía de Colombia 17 billones de pesos, lo que equivale aproximadamente al 1,8 por ciento del PIB nacional.

Sigue bajando para encontrar más contenido

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.