¿Qué tan cerca está de llegar el coronavirus a Colombia?

¿Qué tan cerca está de llegar el coronavirus a Colombia?

El 2019-nCoV se salió de control, según opina el infectólogo Carlos Álvarez. Columna de opinión.

Coronavirus

China reportó 57 decesos en las últimas 24 horas, la cifra más alta desde que el virus fue descubierto.

Foto:

EFE

Por: Carlos Álvarez*
03 de febrero 2020 , 06:39 p.m.

Entre todas las noticias preocupantes, iniciamos este año con una adicional: la presencia de un virus que empezó a circular en China y se dispersó rápidamente por más de una veintena de países. La epidemia ya causó la muerte de más de 360 personas y el contagio de más de 17.000, según el último balance difundido por las autoridades.

Ante el avance acelerado, la pregunta que se hacen los ciudadanos de a pie hoy en nuestro país es si, teniendo tantos problemas locales, de verdad tenemos que preocuparnos por un virus que empezó en una ciudad que hasta hoy no conocíamos, y que no hemos aprendido a pronunciar, si se trata de un show mediático o si definitivamente tenemos que alarmarnos y tomar esta nueva infección como una amenaza global.

Sin querer ser pretencioso, me permito hacer algunas precisiones que pueden aclarar algunas de las dudas y predecir un posible desenlace.

(Le puede interesar: ¡Atención! No crea estas mentiras sobre el coronavirus)

El coronavirus en contexto

Históricamente las epidemias de origen infeccioso han alarmado a la humanidad, desde la peste en la edad media, el virus de influenza en 1918, el del VIH de la década de los 80 y más recientemente la pandemia del virus AH1N1, el ébola en África y el Zika en las Américas, cada una con consecuencias distintas dependiendo de la época histórica, la forma de transmisión del microorganismo, el conocimiento y hasta el clima.

Sin embargo, el XXI pareciera ser el siglo del grupo de los coronavirus, pues ya hemos tenido tres epidemias causadas por ellos: la del Síndrome Agudo Respiratorio Severo (SARS), en 2002; el Respiratorio de Oriente Medio (MERS), en 2012; y ahora este nuevo de Wuhan, conocido científicamente como 2019-nCoV, causante de infecciones respiratorias.

Es importante aclarar que los coronavirus no son desconocidos. De hecho, son causantes de los resfriados comunes (mal llamados muchas veces entre nosotros como “gripas”), que son infecciones respiratorias leves.

Y si es así, ¿entonces por qué la alarma que se ha generado en el mundo? La respuesta está en los otros coronavirus que normalmente afectan otras especies como murciélagos (SARS), camellos (MERS) y ahora al parecer murciélagos o serpientes, que han mutado y han adquirido inicialmente la capacidad de infectar al hombre y posteriormente la de transmitirse de persona a persona.

Al ser un virus nuevo para el ser humano, nuestro sistema de defensa no está preparado y puede que de esta interacción entre el virus y nuestras defensas no pase nada (infección asintomática) o que produzca resfriados comunes o síntomas más graves con dificultad respiratoria (neumonía) o la muerte.

¿Qué tan peligroso es?

Para entender la magnitud hay que tener en cuenta que el SARS produjo una mortalidad cercana al 10 % (800 casos), mientras que el MERS 34 % (aproximadamente 858) y este nuevo virus ha causado entre 2 y 3 % (360 muertes).

Con este dato de mortalidad se podría decir que al menos la preocupación es menor que en las otras dos epidemias, pero hay que tener en cuenta que este es un proceso dinámico y no siempre se puede predecir el comportamiento.

Con base en la evolución anterior y de acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), de los casos confirmados (17.000), el 15 % son severos, lo que explica el aumento en la mortalidad.

Por ahora, como no podemos predecir cómo terminará el próximo partido de Colombia con base en el anterior, solo podemos atinar a decir que este coronavirus se puede transmitir de humano a humano por contacto cercano, que el 15 por ciento de los que presentan síntomas puede tener manifestaciones severas y que la posibilidad de transmitirse es similar al de otros virus respiratorios comunes.

En epidemiología se utiliza el número reproductivo básico (R0), que no es otra cosa que la predicción de cuántas personas se pueden infectar a partir de un solo infectado, es decir la velocidad de propagación. En este caso la OMS considera que el 2019-nCoV está entre 1,5 y 2,5, similar a otros virus respiratorios y significaría que una persona infectaría a otras dos o tres aproximadamente.

Ahora bien, aunque el control de una nueva epidemia ha cambiado favorablemente no solo por la mayor colaboración internacional, desarrollo tecnológico (incluyendo la rapidez en el diagnóstico) y el impacto de los medios de comunicación en la prevención, infortunadamente hay factores que son más difíciles de predecir como el mismo comportamiento humano, el clima y las condiciones sociales de cada país.

A pesar de las medidas estrictas de cuarentena impuestas en China, a mi modo de ver el 2019-nCoV se salió de control, muy pronto vamos a tener muchos más casos, en más países y posiblemente llegue a otros en los cuales no se tiene la capacidad de diagnóstico oportuno y de respuesta epidemiológica.

Es probable que en un corto plazo se esté recordando la frase de Barack Obama en la epidemia de gripa aviar sobre el cierre de la frontera entre México y Estados Unidos, de no tener sentido cerrar la puerta del establo cuando los caballos están afuera.

Así mismo, creo que en esta epidemia un desafío adicional es la presencia de infecciones asintomáticas (portadores sanos), es decir, personas que tienen y probablemente transmiten el virus sin presentar síntomas, como ya ha sido descrito en la revista The Lancet. Esta situación, entre otros efectos, invalida los controles actuales en los aeropuertos, basados en detección de síntomas.

Otro factor que puede facilitar la expansión de este virus es la época del año. Es clave tener en cuenta que en el hemisferio norte en los meses de diciembre a marzo (invierno) ocurre con mayor intensidad la transmisión de virus respiratorios.

Es muy probable que llegue a Colombia

En Colombia al parecer estamos lejos de recibirlo, pero con la evolución de este virus es muy probable que lo tengamos circulando en los meses de mayor transmisión de virus respiratorios (pico respiratorio), es decir entre marzo y junio.

Alguien podría decir que soy alarmista porque otros virus como el ébola, el SARS y el MERS nunca llegaron, pero hay que recordar que Colombia ahora es un país más abierto, más globalizado (basta con repasar el número de viajeros nacionales o internacionales en el aeropuerto el Dorado, en el 2012 y ahora) y por ende con un potencial riesgo mayor.

Considero que es un deber y una oportunidad de las autoridades competentes, profesionales de la salud y el público en general prepararnos para una posible llegada de este virus y hacerlo adecuadamente.

Es clave trabajar en los cambios de comportamiento, en las medidas clásicas de prevención (lavado de manos, etiqueta de la tos, etc.), pero también en preparar nuestros recursos de infraestructura (incluyendo unidades de cuidado intensivo) y protocolos que ayuden a mitigar una posible epidemia. En el peor de los casos la promoción e implantación de estas medidas contribuirá sin lugar a dudas en la disminución de las complicaciones asociadas a nuestro habitual pico respiratorio del primer semestre del año.

Finalmente, creo que el manejo serio y responsable de los medios de comunicación es un factor fundamental en esta estrategia, sin llevar al pánico, pero tampoco reaccionando tardíamente. En estos casos prefiero pecar por exceso, que si nunca llega el nuevo coronavirus se burlen de esta columna y no que haya un número inusitado de casos y no nos hayamos preparado adecuadamente y terminemos improvisando la atención, en la que siempre pierden los menos favorecidos.

CARLOS ARTURO ÁLVAREZ 
*MD Msc PHD. Médico especialista en infectología y epidemiologia. Profesor de Medicina de la Universidad Nacional.

UNIDAD DE SALUD
Consulte aquí todas las noticias de la Unidad de Salud de EL TIEMPO.
Contáctenos a través de @SaludET, en Twitter, o en el correo salud@eltiempo.com.

Descarga la app El Tiempo

Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias.

Conócela acá
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.