Sexo, género y orientación sexual no son lo mismo / Sexo con Esther

Sexo, género y orientación sexual no son lo mismo / Sexo con Esther

Merecen entenderse muy bien para no caer en garras de excluyentes que echan mano de la confusión.

Trans

Sexo, género y orientación sexual no son lo mismo.

Foto:

Grupo de Acción y Apoyo Trans

Por: Esther Balac
09 de noviembre 2019 , 08:30 p.m.

Aunque ya lo había dicho, vale la pena insistir en que sexo, género, identidad de género y orientación sexual son cosas que merecen entenderse muy bien para no caer en las garras de aquellos excluyentes que echan mano de la confusión para salirse con las suyas.

Sin más, hay que decir que el sexo viene determinado por la naturaleza bajo condicionantes biológicos específicos, y en ese sentido, una persona nace con sexo masculino, femenino y en ocasiones indeterminado o intersexo. Simple.

Por su parte, el género, varón o mujer, es la construcción social y cultural que define las características emocionales, afectivas, intelectuales y los comportamientos que cada sociedad les asigna como propios a hombres y mujeres. Sin ir más allá es la construcción psicosocial del sexo.

Ahora, identidad de género hace referencia a la forma como cada persona se siente en su interior y cómo expresa su género a través del comportamiento, su forma de vestir y la apariencia personal. Eso, por lo general, comienza muy temprano o en la vida.

Y aquí es necesario entender que las personas en las que coinciden el sexo con su género y se identifican con estos se denominan cisgénero, y aquellas en las que su sexo no armoniza con lo que sienten –por ejemplo, quienes nacen con ovarios, vagina y útero, pero se identifican como hombres o a la inversa– se clasifican como transgéneros (trans). Punto.

Justo es decir que a esta categoría trans también pertenecen aquellos que no se identifican con roles de género masculinos o femeninos estrictos, y eso es válido.

Y por último, ya es hora de aprender que la orientación sexual tiene que ver con la atracción que una persona experimenta por otras para sostener una relación emocional, sexual e íntima con todos sus componentes. Para ser más claros, la orientación sexual tiene que ver con quién se quiere estar, mientras que la identidad de género se relaciona con quién se es.

En ese contexto, son heterosexuales quienes se sienten atraídos por el género opuesto; homosexuales, por el mismo; bisexuales, los que experimentan atracción por los dos; pansexuales, por todos (incluidos trans e indeterminados), y hay quienes manifiestan no sentir atracción sexual por ninguno. Ya está.

La orientación sexual tiene que ver con quién se quiere estar, mientras que la identidad de género se relaciona con quién se es

Les dejo esto porque la revista Nature acaba de publicar un artículo en el que cinco expertos alertan de que el sexo, el género y esto de la atracción son ignorados a la hora de hacer investigaciones científicas con gente de carne y hueso, algo que crea sesgos y favorece conclusiones que pueden ser erradas, por lo que recomiendan que –desde ahora– se les den valor a esto conceptos para afianzar el rigor científico. ¿Cómo lo ven?

Y si ellos deben entenderlo, no hay duda que todos, sin distingo, debemos hacerlo.
Hasta luego.

ESTHER BALAC
Para EL TIEMPO

Descarga la app El Tiempo

Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias.

Conócela acá
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.