Militares estuvieron cara a cara con mamás de falsos positivos

Militares estuvieron cara a cara con mamás de falsos positivos

La JEP adelantó este viernes la primera audiencia por cinco casos de ejecuciones extrajudiciales.

Audiencia de falsos positivos en la JEP

En la audiencia estuvieron presentes las familias de cinco víctimas de falsos positivos.

Foto:

César Melgarejo

10 de agosto 2018 , 04:41 p.m.

A las 9:42 de la mañana de este viernes fue instalada la audiencia de sometimiento en la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) de 14 miembros de la Fuerza Pública sindicados de la desaparición y ejecución extrajudicial en 2008 de cinco jóvenes de Soacha, Cundinamarca, y de Ocaña, Norte de Santander.

Esta diligencia ante la Sala de Definición de Situaciones Jurídicas, instancia especializada de la JEP para los casos de militares y policías, se adelanta con el fin de que los oficiales que ya suscribieron acta de sometimiento reiteren su voluntad de acogerse a esta justicia derivada del acuerdo de paz de La Habana y quienes aún no lo han hecho suscriban el documento respectivo.

Entre los citados están dos oficiales, un suboficial y once soldados de las Fuerzas Militares que tienen condenas impuestas por la justicia ordinaria de más de 40 años por los delitos de desaparición forzada, homicidio y concierto para delinquir.

Uno de ellos es Medardo Ríos Díaz, soldado que acompañó a los jóvenes hasta un falso retén donde posteriormente los asesinaron, y quien por esos hechos fue condenado a 45 años de prisión como coautor. Otro caso es el de Richard Armando Jojoa Bastidas, cabo segundo en la época de los hechos, quien está condenado a 48 años.

Dentro de los citados también están los militares Henry Mauricio Blanco Barbosa, Gabriel de Jesús Rincón Amado, Mauricio Cuniche Delgadillo, John Anderson Díaz Ortega, Ricardo Eliud González Gómez, Ferney Grijalba Flor, Eider Andrés Guerrero Andrade, Geiner Fuertes Billermo, Pedro Johan Hernández Malagón, Luis Alirio López, Nixon Arturo Cubides Cuesta y José Adolfo Fernández Ramírez. Quienes no cuentan con defensor de confianza, se les reconoció personería para representarlos a abogados del sistema autónomo de defensoría de la JEP.

Audiencia de falsos positivos en la JEP

En la audiencia están presentes las familias de cinco víctimas de falsos positivos.

Foto:

César Melgarejo

Audiencia de falsos positivos en la JEP

En la diligencia están presentes 14 uniformados señalados de estar detrás de las ejecuciones extrajudiciales.

Foto:

César Melgarejo

Audiencia de falsos positivos en la JEP

Madres de Soacha llegaron a la audiencia con las fotos de sus hijos impresas en camisetas.

Foto:

César Melgarejo

Audiencia de falsos positivos en la JEP

Las mamás de las víctimas de falsos positivos pidieron estar presentes en el reconocimiento de los militares ante la JEP.

Foto:

César Melgarejo

Los magistrados de la Sala de Definición de Situaciones Jurídicas también les recordaron, al inicio de la diligencia, a estos integrantes de la Fuerza Pública el régimen de condicionalidad, particularmente a quienes gozan del beneficio de libertad transitoria o tienen una reclusión especial en unidad militar, que, entre otros compromisos, los obliga a comparecer ante cualquier llamado de la JEP.

Pedro Elías Díaz, presidente de la sala de Definiciones de Situaciones Jurídicas, es el magistrado que preside esta audiencia en la que por primera vez están presentes las familiares de los cinco jóvenes muertos en los municipios de Soacha y Ocaña en enero y agosto de 2008.

Los jóvenes desaparecidos y posteriormente presentados como exguerrilleros dados de baja en combate por los militares citados a la justicia de paz fueron los jóvenes Julio César Mesa Vargas, quien trabajaba en construcción; Jader Andrés Palacios Bustamante; Víctor Fernando Gómez Borrero, quien trabajaba con su padre; Jhonatan Orlando Soto Bermúdez, quien trabajaba en calzado, y Diego Alberto Tamayo Garcerá, quien era desempleado.

Las víctimas indirectas citadas en este caso por la ejecución de los jóvenes, cuyas edades oscilaban entre los 20 y 25 años, fueron Idaly Garcerá, madre de Diego Alberto Tamayo; Edilma Vargas, madre de Julio César Mesa Vargas; Luz Edilia Palacios, madre de Jader Andrés Palacios Bustamante; Mélida Bermúdez, familiar de Jhonatan Orlando Soto Bermúdez; Carmenza Gómez, familiar de Víctor Fernando Gómez Romero.

La abogada de Luz Nidia Torres Gómez, hermana de este último, pidió también ser reconocida como víctima.

Mónica Sánchez Medina, procuradora de la delegada ante la JEP y Lucía Margarita Luna, fiscal cuarta delegada ante el Tribunal, también estuvieron presentes.

De acuerdo con información del Ministerio de Defensa Nacional, 2.159 miembros de la Fuerza Pública han suscrito acta de sometimiento ante la JEP, de los cuales 2.109 son integrantes del Ejército.

PAZ

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.