Fumigación con glifosato no es la solución: expertos

Fumigación con glifosato no es la solución: expertos

Académicos que han estudiado el tema de los cultivos ilícitos plantearon posibles soluciones. 

Fumigación de cultivos ilícitos

En la decisión, la Corte dice que una nueva legislación del tema debe estar precedida por estudios científicos.

Foto:

Federico Puyo / Archivo EL TIEMPO

Por: Política
22 de septiembre 2018 , 10:15 p.m.

La fumigación de cultivos ilícitos por sí sola, sea mediante drones, aviones o de manera manual, no es la solución para acabar con los cultivos ilegales en el país.

Así lo consideraron académicos expertos en el tema, quienes coincidieron en que, para poder solucionar este problema, se debe abordar de una manera integral, pues los cultivos ilícitos son solo una parte del gran problema de las drogas en el mundo. También, creen que se debe trabajar de manera conjunta para crear políticas globales con el objetivo de disminuir la demanda de coca.

En Colombia la siembra de cultivos ilícitos ha aumentado de forma acelerada en los últimos años, lo que tiene preocupadas a las autoridades nacionales y al mismo gobierno de Estados Unidos, a donde llega la mayor parte de la producción nacional de la droga.

De acuerdo con Ricardo Vargas, investigador experto en este asunto, “lo que hay que hacer es reconocer que este es un problema transnacional que abarca estructuras del mundo y que el conjunto de países en donde está presente tiene que comprometerse también”.

Vargas aseguró que pensar que “los cultivos en Colombia son el corazón del problema conduce a una estrategia equivocada, por lo que hay que poner el tema a nivel internacional y Colombia debería liderar lo relacionado con la cocaína, específicamente”.

Para Óscar Palma, profesor de la facultad de Ciencias Políticas de la Universidad del Rosario, es necesario que se creen estrategias en conjunto. “Si el mundo no se pone en la tarea de reducir el consumo nunca lo vamos a lograr. Esto es un problema que necesita acciones y políticas globales”, dijo.

Hernando Zuleta, director del Centro de Estudios del Desarrollo Económico de la Universidad de los Andes, consideró “que hay que incentivar a los campesinos con proyectos productivos, pues los territorios con más sembrados de coca en el país son municipios supremamente pobres”.

Sin embargo, Zuleta dijo que “los gobiernos locales no tienen capacidad para ofrecer proyectos productivos y bienes públicos que sean importantes y que ofrezcan una alternativa de generación de ingresos a los campesinos”.

Los académicos también aseguraron que la propuesta del Gobierno de implementar nuevamente la fumigación de cultivos ilícitos con glifosato no sería una solución a largo plazo.

En ese sentido, Vargas dijo que esta estrategia “solo va a reducir los cultivos unos seis años, pero no los va a eliminar, solo va a empeorar el problema que va a reaparecer más adelante y será peor”.

Para él, la solución sería “hacer acuerdos colectivos con comunidades indígenas, tener una política de parques bien clara y resolver un escollo grande que es el acceso a la tierra” para permitir la siembra de otros productos.

Si destruimos cultivos a la fuerza y no existen unas propuestas sostenibles en el tiempo o alternativas para las personas que están en las zonas productoras, esto será peor aún

“Si destruimos cultivos a la fuerza y no existen unas propuestas sostenibles en el tiempo o alternativas para las personas que están en las zonas productoras, esto será peor aún”, aseguró Palma. Para él, en este caso los únicos que resultarían perjudicados serían “los campesinos que no tienen otras opciones, otras alternativas económicas a través de productos o servicios que estén dentro de la legalidad y que sean sostenibles”.

Néstor Rosanía, director del Centro de Estudios en Seguridad y Paz, aseguró que el glifosato solo sería una solución temporal al problema.

Se espera nuevamente que se fumigue con glifosato, pero eso realmente es un efecto de choque. Si bien bajará las hectáreas sembradas de coca, no soluciona el problema estructural de las drogas ilícitas”, aseguró.

Zuleta concluyó que los cultivos ilícitos son un problema que tiene muchas aristas “y entonces solamente en la medida en que estemos atacando todos los eslabones de la cadena de manera exitosa –no solo en cultivos ilícitos– vamos a llegar lejos”.

POLÍTICA

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.