‘Ha habido una intervención seria del Gobierno en Bojayá’

‘Ha habido una intervención seria del Gobierno en Bojayá’

El comisionado de Paz, Miguel Ceballos, habla de la situación del municipio chocoano.

Miguel Ceballos, comisionado de Paz.

Miguel Ceballos, comisionado de Paz.

Foto:

EFE

Por: Política
07 de enero 2020 , 09:54 p.m.

Este fin de semana el comisionado de Paz, Miguel Ceballos, viajó hasta Bojayá (Chocó) para hablar con las comunidades y darles un parte de tranquilidad después de la denuncia sobre la presencia de grupos paramilitares en algunos poblados.

En diálogo con EL TIEMPO, Ceballos aseguró que el Gobierno ha hecho presencia en este municipio, pero tras la denuncia se reforzará la presencia del Ejército para proteger a las comunidades y enfrentar con mayor contundencia al Eln y al 'clan del Golfo', para quienes los ríos de Bojayá son claves para el narcotráfico.

Usted viajó el fin de semana que pasó a Bojayá después de la denuncia sobre la presencia de grupos paramilitares en algunos poblados. ¿Con qué se encontró?

Hay que decir que este viaje, de ninguna manera, es la primera vez que hace presencia el Gobierno. Hemos estado presentes durante todo el mandato del presidente Duque y hemos hecho presencia de manera permanente con toda la política social.

(Le puede interesar: Estas son las medidas del Gobierno para garantizar seguridad en Bojayá)

Hemos hecho un trabajo permanente en el ejercicio de la prevención de reclutamiento, el cual concluyó el 17 de diciembre del año pasado con la participación de más de 1.000 jóvenes, precisamente en el casco urbano de Bojayá, donde se reunieron más de 100 equipos deportivos, grupos de danza y grupos culturales de los municipios de Acandí, Riosucio, Carmen del Darién, Bajo Atrato y Unguía.

La Consejería para la Estabilización y Consolidación, liderada por Archila, ha venido trabajando en la implementación de los Programas de Desarrollo con Enfoque Territorial (PDET) de Bojayá, igualmente la Unidad de Atención a las Víctimas y del Departamento de Prosperidad Social. Esto lo reconocen los propios líderes durante la visita que hicimos el fin de semana.

Estuvimos reunidos con líderes como Leyner Palacio, también estuvo Ariel Palacio, quien es el gobernador de Chocó, y también estuvimos reunidos con el alcalde de Bojayá. ¿Por qué menciono esto? Porque la responsabilidad es de todo el Estado, no solamente del Gobierno Nacional, también del gobierno departamental y la alcaldía de Bojayá.

(Además: Presidente Duque se reunirá con líder social Leyner Palacios)

También nos acompañó el general Juan Carlos Ramírez, el comandante de la Séptima División del Ejército, quien garantizó la presencia permanente de la Fuerza Pública en los cuatro corregimientos del municipio en los que nos pidieron la intervención, que son: Corazón de Jesús, Pogue, Piedra Candela y Lomas de Bojayá.

Miguel Ceballos con Leyner Palacio

El alto Comisionado para la Paz, MIguel Ceballos, reunido con el líder social del Chocó Leyner Palacio.

Foto:

@ComisionadoPaz

¿Qué está pasando en esos lugares?

En esos cuatro corregimientos tuvimos la oportunidad de conversar con las comunidades. Ahí el temor es la presencia del Eln y del ‘clan del Golfo’, quienes siguen intimidando a la población. Se va regando la voz de que hay una gran presencia de estos grupos armados en la zona y el objetivo es controlar las rutas del narcotráfico.

Ahí los afluentes, como el río Atrato y Bojayá, son utilizados tanto por el Eln como el ‘clan del Golfo’ para garantizar movilidad del clorhidrato de cocaína que termina siendo embarcado en el océano pacífico.

¿Qué es lo que hace el fortalecimiento de la presencia del Ejército? Acompañar la labor social que ya venimos desarrollando, porque decir que no hemos estado presentes sería una injusticia, y la respuesta del Estado frente a las nuevas denuncias es que fortalecemos el pie de fuerza, pero también fortalecemos y aceleramos la implementación de los PDET y la implementación de los proyectos sociales que hemos identificado en la zona.

Se habla de que todo Bojayá está afectado. ¡No!, Bojayá no está afectado. Hay unos sitios donde el Ejército hace una presencia más fuerte

¿Qué le comentó la comunidad durante su visita?

Hay unas zonas en las cuales hay más preocupaciones que en otras. En Pogue, por ejemplo, hay una preocupación por presencia del Eln y hay otro corregimiento más abajo que se llama Nambua, donde hay presencia de comunidades indígenas. Ambos poblados manifiestan una preocupación sobre un aumento de la instalación de minas antipersona, especialmente por parte del Eln, entonces ahí nuestra exigencia es insistir en que el Eln tiene la obligación de dejar de instalar minas.

La visita también confirma la preocupación de las comunidades y de que el Eln, y también el ‘clan del Golfo’, estén utilizando las minas antipersonas para confinar a las poblaciones en determinados sectores, por eso nosotros hemos insistido en la necesidad del desminado militar.

No puede quedar la impresión de que apenas llegamos, que comenzó el año y hubo una denuncia y llegamos, no. Nosotros hemos estado acompañando a todos los líderes, los proyectos sociales y a la comunidad en general.

El ejemplo es haber reunido a más de 1.000 jóvenes el 17 de enero en Bojayá, eso muestra que los actores armados no tienen el control de toda la zona, hay un control del Estado, una presencia del Estado.

¿Qué les dijo Leyner?

Frente a las preocupaciones de Leyner, él estuvo ayer (lunes) con nosotros todo el día, va participar mañana (miércoles) de la Comisión de Garantías de Seguridad, que fue creada por los acuerdos, el objetivo de la invitación es que comparta con la Comisión, encabezada por el presidente Duque, cuál es su visión de lo que está sucediendo en Bojayá.

Él reconoce, aprecia y valora la protección que se le está dando. A él se le fortaleció en un escolta más, se le cambió el carro y se le dio protección permanente en su casa, en Quibdó. Lo segundo, es que además de reconocer la importancia de la presencia del Gobierno, él le dice al Eln que tiene que dar verdaderos gestos de paz.

En el caso de la presencia del ‘clan del Golfo’ dice que esta debe ser controlada por el Estado, y eso es lo que estamos haciendo.

¿Qué sucedió realmente con la denuncia de la presencia de paramilitares? ¿Si eran 300?

El río Bojayá es un río muy bajito, ahí no caben embarcaciones grandes. Cuando alguien dice que hay 300 miembros del ‘clan del Golfo’ pasando por ahí, eso no es tan cierto. Lo que nos explicaban es que los miembros de los grupos armados van de civil y van en canoas pequeñas, en grupos de cuatro o cinco, entonces cuando la Fuerza Pública llega, ellos se mimetizan y eso obviamente genera zozobra. Ellos no se meten en los pueblos pero sí se meten en los afluentes y en las quebradas que los alimentan.

El Ejército dice que no es posible que haya una movilización tan grande por el Bojayá, porque por ahí no hay por donde moverse.

Se habla de que todo Bojayá está afectado. ¡No!, Bojayá no está afectado. Hay unos sitios donde el Ejército hace una presencia más fuerte y esa presencia militar está siendo fortalecida, también con el fortalecimiento de la presencia social.

Dentro de las denuncias que se hicieron la semana pasada se habló de que miembros del ‘clan del Golfo’ les dieron regalos a la comunidad. ¿Es cierto eso?

No es algo que se haya confirmado.

Una de las críticas de Leyner es que es necesario implementar el acuerdo de paz…

Eso se está haciendo. Lo que Leyner dice, y tiene razón, es que hay que fortalecerlo. Ahora hubo cambio de gobierno y le corresponde al gobernador y al alcalde también poner de su parte. Esto es una corresponsabilidad. La aproximación del Gobierno Nacional es de corresponsabilidad con la gobernación y el gobierno local.

También se dijo que el Estado llegó tarde tras la denuncia de la presencia de paramilitares. ¿Es cierto?

No es cierto. Desde el año pasado hemos hecho presencia y a mí me consta que la Séptima División del Ejército siempre ha estado presente en la zona. Donde nos dijeron que tuviésemos más atención, ahí llegamos ahorita.

Eso comenzó el año pasado en un lugar que se llama Bocas de Opogodo, que es uno de los afluentes, y obviamente el Ejército hace presencia. ¿Qué hacen los bandidos? Se mueven y al moverse llegan a poblaciones que estaban tranquilas y generan zozobra. ¿Qué hace el Ejército? Se mueve a perseguirlos y a lograr control pleno en las zonas donde ellos se mueven.

Hay una alerta temprana desde abril del año pasado y nosotros la respondimos. Todas las alertas tempranas que ha hecho la Defensoría se han respondido. Ha habido una intervención seria y permanente del Gobierno Nacional en la zona.

La Fuerza Pública hace presencia en la zona

Cerca de 300 hombres del Ejército y la Armada adelantan operaciones de control y seguridad sobre Bojayá, Chocó, y su cabecera municipal: Bellavista, así como en los afluentes del río Atrato.

El Ejército señaló que la orden que tienen los uniformados es hacer presencia en los caseríos de Pogue, Corazón de Jesús, Lomas de Bojayá y Piedra Candela, donde las comunidades denunciaron la estancia de hombres armados de la estructura ‘Paulo José Montalvo’ del ‘clan del Golfo’, lo que prendió las alarmas frente a un eventual confinamiento o reclutamiento forzado de menores.

“Nosotros hemos estado en la zona, en cercanías a la cabecera y en lo profundo, que es la zona selvática, en aras de garantizar la seguridad de las comunidades. El lunes estuvimos con el Alto Comisionado para la Paz, quien estuvo hablando con los pobladores. Él conoció de cerca sus inquietudes y la necesidad de inversión social”, dijo a EL TIEMPO el comandante de la Séptima División del Ejército, general Juan Carlos Ramírez.

El oficial aseguró que son 150 hombres quienes patrullan la cabecera municipal, más 120 encargados de vigilar la llamada zona profunda. “Nuestros uniformados recorren la región caminando e ingresan a lugares donde la Armada, por el nivel de las aguas, no puede ir”, dijo Ramírez al afirmar que un batallón de la Infantería de Marina recorre las aguas de los ríos Murri, Truandó y Salaquí.

El comandante añadió que el objetivo es precipitar la salida de la zona de los hombres del ‘clan’ y del Eln que se enfrentan por el corredor natural que conduce hacia Bahía Solano y que es usado para enviar cocaína al exterior. Sobre las denuncias realizadas por la comunidad y la supuesta convivencia de los militares con los hombres del ‘clan’, aseguró: “Yo confío en mis hombres, y prueba de ello son los resultados que se han dado: 90 capturas el año pasado. Pero para la tranquilidad de la comunidad, serán sometidos a varias pruebas de confianza”, puntualizó el general Ramírez.

POLÍTICA

Descarga la app El Tiempo

Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias.

Conócela acá
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.