'En la ONU hay una enorme preocupación por Venezuela'

'En la ONU hay una enorme preocupación por Venezuela'

Así lo dijo el embajador de Colombia en Naciones Unidas, Guillermo Fernández de Soto.

Guillermo Fernández de Soto

Guillermo Fernández de Soto, embajador de Colombia en Naciones Unidas.

Foto:

David Osorio / EL TIEMPO

Por: Política
04 de marzo 2019 , 01:11 a.m.

¿Qué fue lo que pasó en el Consejo de Seguridad con Venezuela?

En las últimas semanas, el Consejo de Seguridad analizó en tres oportunidades la grave crisis por la que atraviesa el hermano país, una de las más agudas de la historia de América Latina y el Caribe. Marcada por una violación masiva de derechos humanos; por una profunda recesión económica; una erosión de la separación de poderes y una crisis humanitaria y migratoria sin precedentes que sobrepasa sus fronteras. En una frase irrefutable: La democracia tristemente desapareció como forma de vida y de gobierno en abierta violación de la Carta Democrática Interamericana.

El Consejo ha entendido que su responsabilidad como órgano del Sistema de las Naciones Unidas encargado de velar por la paz y la seguridad mundial, es la de conocer de una situación que sin duda afecta la paz regional.

¿De qué acusó el señor Samuel Moncada a Colombia?

En la sesión del pasado 26 de febrero, el señor Moncada en representación del régimen dictatorial de Maduro, hizo una mentirosa aseveración con respecto a una supuesta agresión hecha desde el territorio colombiano al territorio venezolano que el Gobierno de Colombia rechazó en los términos mas enérgicos.

Se ha convertido en una práctica común del régimen oprobioso de Maduro hacer acusaciones contra Colombia con información manipulada y engañosa sobre la verdad de lo ocurrido el sábado 23 de febrero en la frontera colombo-venezolano.

¿Cuál es el ambiente en la ONU frente a la crisis en Venezuela?

En las Naciones Unidas hay una enorme preocupación por la dolorosa realidad que se vive en Venezuela y el sufrimiento de su población. Según la cifras de ACNUR y de la OIM, la escasez de alimentos, la falta de medicamentos e insumos médicos, han llevado a 3,4 millones de venezolanos a abandonar su país. Según la FAO, en Venezuela “la prevalencia del hambre casi se ha triplicado entre 2015 y 2017, y se estima que en el mismo periodo 3,7 millones de venezolanos estuvieron en situación de desnutrición. Son cifras contundentes que no son respondidas por los usurpadores del poder. Asimismo, como lo expresó el Grupo de Lima, es inconcebible que el régimen ilegítimo de Maduro, sin considerar el sufrimiento de la población ni los reiterados llamados de la comunidad internacional impidiera el 23 de febrero, el ingreso de artículos de primera necesidad y asistencia internacional, mediante actos de represión violenta que ocasionaron heridos y muertos en la frontera con Colombia y Brasil. La respuesta del régimen que ha impuesto la tiranía del miedo y ha organizado colectivos de civiles armados ha sido ignorar la realidad de miles de ciudadanos venezolanos que requieren de esa asistencia. La dictadura hace años dejó de pensar en su pueblo y con su actuación ese día selló su derrota moral y diplomática. Es bueno recordar que en la operación humanitaria del sábado 23 estuvieron presentes el Presidente Duque acompañado por los presidentes de Chile y Paraguay, el presidente encargado de Venezuela Juan Guaidó y el Secretario General de la OEA. También fueron testigos alrededor de 150 medios internacionales. Todos presenciaron de primera mano la realidad de los hechos. Se cuenta también con informes por parte de la OEA y de una Comisión de verificación del Ministerio de Relaciones Exteriores y del Ministerio de Salud de Colombia.

¿La proposición de Estados Unidos sobre Venezuela no tuvo éxito en el Consejo de Seguridad? ¿Definitivamente Rusia y China se convierten en los grandes apoyos de Venezuela por lo menos en la ONU?

La resolución presentada por Estados Unidos tuvo una votación mayoritaria por 9 de 15 votos que le otorga, en mi opinión, un significativo éxito. No obstante el derecho de veto de Rusia y China que representan puntos de vista diametralmente opuestos no permitieron su aprobación. Recordemos que ya casi 60 países de nuestro hemisferio, de Europa, Asia y África reconocen al presidente encargado Juan Guaidó y la autoridad legítima de la Asamblea Nacional. En el caso de la resolución presentada por Rusia los tres votos favorables y el alto número de abstenciones y votos en contra hablan por si solos de las propuestas allí contenidas. No hay duda que las decisiones en materia de política exterior de Rusia y China atienden a ganar espacio en el complejo y fragmentado escenario de la geopolítica global y proteger sus intereses económicos.  En síntesis la votación mayoritaria a la resolución vetada es reflejo de una posición prevalente de condena frente a los desmanes de ese régimen y a favor del retorno a la democracia en Venezuela. Quisiera resaltar que este caso demuestra que Colombia históricamente ha tenido razón en oponerse desde su formulación al derecho al veto por parte de los miembros permanentes del Consejo de Seguridad.

A luz de esto ¿El Consejo de Seguridad sí podrá hacer algo en el caso de Venezuela? Diplomáticamente, ¿qué está haciendo Colombia en la ONU en lo que tiene que ver con el vecino país?

Al ocuparse de la situación el Consejo de Seguridad ha elevado el nivel de atención sobre la situación en Venezuela y las violaciones masivas de derechos humanos que comete el régimen de Maduro. El hecho de que no se hubiera aprobado una resolución, en la práctica del Consejo es un síntoma de que no se ha logrado que los países entiendan la grave situación que vive el pueblo venezolano y ahí seguiremos presentando los hechos y desmintiendo al régimen para lograr el consenso necesario. Pienso que la consideración del tema seguirá y con ello el Consejo habrá cumplido una de sus funciones fundamentales, la cual es la de llamar la atención sobre lo que esta ocurriendo en el hermano país. Igualmente quedó claro en el Consejo de Seguridad lo expresado en la declaración de Cancilleres del Grupo de Lima, en el sentido de que la transición a la democracia debe ser conducida por los propios venezolanos pacíficamente, apoyada por medios políticos y diplomáticos sin el uso de la fuerza. Colombia ante el flujo cada vez mayor de migrantes desde Venezuela, en agosto de 2018 solicitó al Secretario General sus buenos oficios para designar un representante especial que pudiera coordinar la indiscutible necesidad de darle a la población venezolana asistencia humanitaria. ACNUR y OIM anunciaron el nombramiento del Sr. Eduardo Stein para tal efecto quien viene cumpliendo una encomiable tarea con estos organismos especializados del sistema de Naciones Unidas. De otra parte, nuestro país ha defendido los valores de la Carta de la ONU y de la Carta Democrática Interamericana, y ha puesto de presente su creencia en el multilateralismo como mecanismo para encontrar una solución política a una crisis como la que vive Venezuela. Además, ha rechazado las acusaciones de Venezuela y ha defendido la buena fe con la que hemos actuado en cumplimiento del deber y la responsabilidad internacional de ayudar a la población civil de ese país. Colombia seguirá insistiendo en la necesidad de que la ayuda humanitaria llegue a la población necesitada y que bajo el liderazgo del Presidente encargado Juan Guaidó se logre la transición democrática; la convocatoria de elecciones libre; el restablecimiento del orden constitucional y la reconstrucción institucional, económica y social en Venezuela.

¿Qué puede pasar en la ONU si el régimen de Maduro detiene a Guaidó?

No quiero ni pensar en esta hipótesis. Muchos países miembros de la ONU han exigido al régimen de Maduro que otorgue las garantías y seguridades del caso para que el presidente encargado pueda regresar a su país a continuar con su tarea de recuperar la libertad y la democracia.

El Grupo de Lima pidió definir un investigador especial para derechos humanos en Venezuela. ¿Ve eso posible?

La Sra. Bachelet, Alta Comisionada de la ONU para los derechos humanos, tiene un mandato muy claro en la resolución 39.1 del Consejo de Derechos Humanos aprobada en septiembre pasado para preparar un informe exhaustivo. Confiamos en que su trabajo se pueda realizar de una manera rigurosa, integral y donde no haya obstáculos para que la población y la oposición democrática pueda expresar libremente la gravedad de lo que ha venido ocurriendo.

¿Podría la ONU acudir a algún mecanismo para que la ayuda humanitaria ingrese a Venezuela?

Efectivamente, esa es una alternativa. Guardo la esperanza que así sea por el bienestar del pueblo venezolano.

POLÍTICA

Descarga la app El Tiempo. Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias. Conócela acá

Empodera tu conocimiento

Logo Boletin

Estás a un clic de recibir a diario la mejor información en tu correo. ¡Inscríbete!

*Inscripción exitosa.

*Este no es un correo electrónico válido.

*Debe aceptar los Términos y condiciones.

Logo Boletines

¡Felicidades! Tu inscripción ha sido exitosa.

Ya puedes ver los últimos contenidos de EL TIEMPO en tu bandeja de entrada

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.