Secciones
Síguenos en:
¿Qué opciones quedan para bajar el salario de los congresistas?
Congreso de la República
Foto:

Cortesía Minhacienda / Archivo EL TIEMPO

¿Qué opciones quedan para bajar el salario de los congresistas?

Legisladores no solo recibieron un aumento, sino que tendrán retroactivo de cerca de 20 millones.

El aumento salarial de 1,7 millones de pesos mensuales que recibieron los congresistas, luego de un decreto emitido el pasado 24 de diciembre por la Presidencia de la República, ha generado toda una polémica no solo por lo que implica este incremento en plena pandemia, sino porque este decreto tiene efectos retroactivos.

Lo anterior quiere decir que los legisladores no solo reciben el aumento, sino que, como el decreto aplica desde enero de este año, se les debe pagar el excedente que se les dejó de cancelar. En pocas palabras, los congresistas recibirán un retroactivo de cerca de 20 millones de pesos.

Ante la ola de críticas, varios funcionarios del Gobierno han salido a explicar que el incremento es “una obligación legal” y que el Presidente de la República no puede ir en contra de ella o de lo contrario recibiría demandas.

(Vea también: A los congresistas les llegarán cerca de 20 millones de retroactivo)

“Es una obligación legal establecida por el artículo 187 de la Constitución y las leyes relacionadas con los incrementos de los salarios de los funcionarios”,
manifestó el director del Departamento Administrativo de la Presidencia, Diego Molano.

El asunto es aún más complejo si se tiene en cuenta que, por ley, el salario de los congresistas es base para calcular la remuneración de otros altos funcionarios del Estado, como el del Fiscal General, el Contralor General y los magistrados de las altas cortes.
Antes este panorama, ¿qué opciones quedan para lograr disminuir el desequilibrio que hay entre el salario de los legisladores y los colombianos de a pie?

Consulta anticorrupción

Mediante una acción de tutela, un grupo de congresistas busca que los siete puntos de la consulta anticorrupción, votada en agosto de 2018, sean reconocidos como válidos. Uno de estos mandatos era el que buscaba que se congelara el salario de los congresistas.

Entre los argumentos para hacer la petición está la información revelada por el senador Iván Cepeda según la cual al momento de votar la consulta hubo errores en el cálculo del censo electoral, por lo que se requerían menos votos de los que inicialmente se habían calculado.
Es decir, con los cerca de 12 millones que obtuvo este mecanismo sí se habría superado el umbral.

Esta acción judicial ya está en manos de un juez de la República. Si se llega a aceptar la tesis de los congresistas que pusieron la tutela, se podría abrir una luz de esperanza para que la consulta se convirtiera en un mandato, lo que obligaría a los legisladores a aprobar una reforma para reducir su salario.

(Además: Las duras polémicas políticas que dejó el 2020)

Pacto político

La opción jurídicamente más sencilla y prácticamente obvia es que la reforma para bajar el salario de los parlamentarios se dé directamente por voluntad del Congreso de la República, que es el organismo natural para crear y modificar las leyes. No obstante, precisamente eso es lo que le ha faltado al Legislativo: voluntad.

Los intentos de reforma del salario de los congresistas se han hecho de todas las formas posibles: una reducción directa por ley, el congelamiento del salario durante cuatro años o que los legisladores,
en medio de la pandemia, renuncien a sus gastos de representación (cerca de 14 millones de pesos). El resultado ha sido el mismo: los proyectos se hunden.

Referendo

Otra de las opciones que se ha empezado a barajar es el referendo que promueve el Centro Democrático, que tiene entre sus puntos una reducción del número de congresistas y del salario que estos devengan.

No obstante, para muchos sectores, esta opción es peligrosa, debido a que contiene otros puntos mucho más polémicos, como la modificación de la JEP y la unificación de las cortes, lo que generaría un remezón en la institucionalidad del país. Además, un referendo en plena época electoral puede resultar contraproducente.

Limitar presupuesto

Fuentes de Función Pública, entidad del Gobierno, explicaron en Noticias Caracol que el único que puede limitar este aumento es el Congreso mediante una limitación impuesta en el presupuesto general de la Nación. No obstante, esta opción tendría otros elementos que la harían inviable, pues tendría que ir acompañada de otras reformas.

“El incremento salarial es un derecho fundamental que, si bien no es absoluto, el único que puede limitarlo es el legislador en la Ley del Presupuesto General de la Nación. Esta limitación no se efectuó para 2021. En consecuencia, el Presidente de la República tiene la obligación constitucional de incrementar el salario de los congresistas”, le dijo una fuente a ese medio.

POLÍTICA

Sigue bajando para encontrar más contenido

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.