‘Lo que queremos es alejar al jíbaro de los parques’: Rodrigo Lara

‘Lo que queremos es alejar al jíbaro de los parques’: Rodrigo Lara

El autor de proyecto que prohíbe consumo de drogas en parques se lo explicó a EL TIEMPO.

Partidos políticos colombianos

Rodrigo Lara, senador por Cambio Radical, fue el autor de la iniciativa.

Foto:

Juan Diego Buitrago / EL TIEMPO

Por: Juan Francisco Valbuena
17 de septiembre 2019 , 05:55 p.m.

Con la convicción de que los parques deben ser protegidos para los niños y jóvenes que se recrean en ellos, el senador por Cambio Radical, Rodrigo Lara, logró la aprobación en el Senado, en último debate, de un proyecto de ley que impide que se porte y se consuma droga en estos espacios.

(
Le puede interesar: Por ley, prohibido el consumo de drogas en los parques)

Lara se dedicó en los últimos días a una habilidosa labor de filigrana política para consensuar la iniciativa entre sus colegas y el resultado fue que los parques y los colegios, donde más tiempo pasan muchos niños y jóvenes del país, estén libres de estas sustancias y, como él mismo dice, de los jíbaros que las distribuyen. 

En diálogo con EL TIEMPO, el congresista de Cambio Radical explicó varios aspectos de la norma, la cual, según dijo, al parecer dejó contento al Gobierno y al jefe natural de su partido, Germán Vargas, declarado como independiente del Ejecutivo. Y esto no es una tarea fácil.

¿Dónde se podrá consumir droga y dónde no?

El proyecto tiene dos partes. La primera establece prohibiciones: portar y consumir droga, incluso dosis mínima, en parques, perímetros de colegios y estadios, polideportivos, pistas de patinaje, de bicicleta, etcétera. Y la segunda parte es que habilitamos a los alcaldes a establecer otras zonas, otros perímetros en los que rija esta misma prohibición de porte y consumo de dosis mínima de droga. También habilitamos a los consejos de administración de los conjuntos de propiedad horizontal y residenciales a prohibir, no el porte, pero sí el consumo en áreas comunes.

¿Es decir que en los parques, perímetros de colegios, universidades, estadios y demás no se podrá consumir ni portar ni siquiera dosis mínima?

Exactamente. Lo que queremos es alejar al jíbaro, desterrarlo de estos lugares, porque el jíbaro opera con una dosis mínima en su bolsillo, mientras esconde el resto de droga detrás de un matorral o se la tiene un socio.

¿Y qué pasa en eventos como, por ejemplo, Rock al parque, que se realiza en el parque Simón Bolívar?

Yo tenía previsto, inicialmente, excepciones de acuerdo con ciertos eventos, pero el Congreso en su sabiduría estimó que no debe haberlas y así se aprobó.

Lo que queremos es alejar al jíbaro, desterrarlo de estos lugares, porque el jíbaro opera con una dosis mínima en su bolsillo, mientras esconde el resto de
droga

¿Es decir que la Policía, en casos como ese, debe confiscar y sancionar a quienes estén portando o consumiendo dosis mínima de droga?

Supongo que sí. No sé cómo lo administren los alcaldes, que en últimas son las autoridades.

En el caso de la habilitación a los alcaldes, ¿en qué zonas podrán ampliar esta prohibición?

Esto queda a discreción de los alcaldes. Ellos podrán determinar en cada municipio, en ejercicio de su libertad, qué zonas merecen ese tratamiento. Por ejemplo, aquí en el Congreso se habló mucho de la ciudad amurallada, en Cartagena, donde amparados en la dosis mínima, ha crecido un verdadero negocio de narcotráfico de grandes dimensiones.

Puede ser a que a juicio del alcalde de Cartagena sea necesario implementar esta prohibición en la ciudad antigua de esa ciudad, puede ser, pero esto es solo un ejemplo.

¿Un alcalde podría determinar que esta prohibición se aplique en todo su municipio?

No, de ninguna manera. Ahí ya entraría a chocar con lo que ha señalado la Corte Constitucional sobre prohibiciones en todo el espacio público. Ahora bien, el Congreso también introdujo una norma que señala con mucha precisión que estas prohibiciones específicas no se entienden como una habilitación a consumir en todo el espacio público. Cada alcalde deberá interpretarlo.

Y en el caso de los conjuntos residenciales, ¿quién toma la decisión y bajo qué parámetros?

Ahí pueden ser los consejos de administración. Pueden hacerlo o no, es una facultad. Internamente es usual que existan medidas de autoregulación en los espacios privados, pero también podrían llamar a la Policía para que vaya y ponga una multa o retire a la persona que está consumiendo droga.

¿Qué sanción tendrá quien consuma droga en parque e incumpla esta ley?

Para los menores de edad, el retiro del lugar, incautación de la droga y suspensión. Y para el adulto multa superior a 300.000, retiro, destrucción del bien y programa pedagógico. Este último es el más importante porque es disuasivo.

No es justo que los parques, esos lugares de esparcimiento, estén invadidos por consumo de drogas y menos por expendedores de la misma

¿Un policía que encuentre a una persona consumiendo droga en un parque debe cumplir esta ley o la reciente decisión de la Corte Constitucional que permite esta actividad?

La Policía opera según los mandamientos del Código de Policía y esta es una reforma a esa norma. La Corte Constitucional lo que hizo básicamente fue retirar una norma del Código de Policía del ordenamiento jurídico.

Ellos no instruyen ni ordenan el orden público. Ellos, los policías, simplemente acatan lo que el legislador determina en sus leyes y, en este caso, en el Código de Policía, que es el marco regulatorio de esa institución. La Policía no puede operar sobre la base de decretos que fije la Rama Ejecutiva -el Gobierno o los alcaldes- si no existe una ley que soporte su accionar. En este caso ya hay ley, ya pueden intervenir y ya pueden ir a incautar la droga.

¿La Corte Constitucional podría pronunciarse sobre esta ley?

Claro, porque aquí todas las leyes pueden ser demandadas ante la Corte Constitucional y me imagino que habrá ciudadanos interesados en hacerlo, pero yo le aseguro una cosa: esta ley, que fue presentada antes del fallo de la Corte Constitucional y del decreto que emitió el Gobierno, acata y va en el mismo sentido de los principios de la Constitución. No veo manera de que esta ley se caiga.

¿Cómo aporta esta ley a la regulación del consumo de drogas en Colombia?

Esta es una ley que básicamente establece unas prescripciones especiales para determinadas áreas, así como otros productos han sido regulados y su consumo ha sido totalmente prohibido en ciertas áreas con unas sanciones específicas. Por ejemplo, no se puede fumar en un restaurante o en un avión. Aquí no se puede consumir droga ni portarla en estas zonas porque hay familias.

Ahora, esto tampoco habilita para que el resto del espacio público se vuelva un carnaval del consumo de drogas y fuimos enfáticos: esto no permite excesos en el resto del espacio público. Los colombianos tienen muy pocos lugares de esparcimiento. Uno de ellos son los parques y hay pocos parques en Colombia. No es justo que los parques, esos lugares de esparcimiento, estén invadidos por consumo de drogas y menos por expendedores de la misma.

Y adicionalmente, los niños y los jóvenes no tienen jornada única escolar, tienen media jornada. Mientras sus papás están trabajando, la ansiedad que ellos sienten de saber que sus hijos están en un parque, haciendo deporte o pasando la tarde y este está lleno de vendedores de droga es muy grande. Creo que este es un clamor de los colombianos y hay que resolverlo. En muchas localidades de Bogotá la gente prefiere dar una vuelta por el barrio, que pasar por el parque porque se han vuelto muy peligrosos.

¿Cómo se resolvió la controversia entre los sectores de derecha e izquierda sobre este proyecto de ley?

Con mucha habilidad política. La izquierda y la derecha, los dos sectores, quieren llegar al mismo punto, que es proteger a los niños. Lo que pasa es que cada uno quiere hacerlo por su lado. Logramos equilibrar, conciliar varios puntos y hacer realidad este proyecto. Fue un ejercicio complejo, difícil, pero lo logramos.

¿El Gobierno quedó contento con este proyecto de ley?

Pienso que sí. Al final no presentaron objeciones, como lo habían hecho en un momento, y yo los vi con otra cara.

¿Y el jefe natural de su partido, que se declaró en independencia al Gobierno?

Le encanta el proyecto, al doctor Germán Vargas le pareció muy bueno.

JUAN FRANCISCO VALBUENA G.
REDACCIÓN POLÍTICA

Descarga la app El Tiempo

Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias.

Conócela acá
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.