¿Cómo se preparan los partidos para el primer cara a cara con Duque?

¿Cómo se preparan los partidos para el primer cara a cara con Duque?

La próxima semana están previstas reuniones con varias colectividades.

Reunión de Duque con los partidos

El Presidente ya tuvo una reunión con los representantes de los partidos políticos y de los organismos de control.

Foto:

David Romo / Presidencia

Por: Política
30 de enero 2019 , 05:35 p.m.

Los próximos 5, 6 y 7 de febrero, es decir martes, miércoles y jueves de la siguiente semana, la mayoría de los partidos políticos y el presidente Iván Duque tendrán su primera reunión formal de este año, después de la cual se espera que se genere una nueva relación entre el Gobierno y las colectividades.

Desde finales del año pasado, la ministra del Interior, Nancy Patricia Gutiérrez, anunció los encuentros del mandatario con los sectores políticos, entre los cuales estarían el Centro Democrático (el de Duque), y los partidos Conservador, ‘la U’, Liberal y Cambio Radical.

En ese momento la Ministra afirmó que la idea es buscar “otro momento político” luego del semestre legislativo pasado, el cual, para muchos, dejó muy pocos avances en materia normativa para el país.

La relación que el gobierno de Duque ha querido tener con los partidos políticos ha estado marcada por la negativa a que estos participen, al menos a nivel nacional, en su administración. En otras palabras, el Presidente no les ha dado ministerios a las colectividades, como sí sucedía en gobiernos pasados.

Varios sectores políticos se quejan de que el jefe de Estado se dedicó a gobernar con los de su partido, el Centro Democrático, el cual tiene como jefe máximo al expresidente Álvaro Uribe, quien por estos días está dedicado a la búsqueda de candidatos a gobernaciones y alcaldías en varias partes del país para las elecciones locales de octubre próximo.

Duque ha insistido en el carácter técnico de sus ministros. Sin embargo, para muchos este modelo de administración riñe con un principio que debe tener todo presidente y es el de la gobernabilidad, cuyo mayor escenario es el Congreso y el impulso a una agenda legislativa que haga realidad los compromisos adquiridos por el candidato en la campaña.

Para ello, es clave el trabajo con los partidos políticos y la participación de ellos en el Gobierno ya que, al fin y al cabo, las colectividades son las representantes del pueblo que las elige en las urnas para que legislen y creen las normas con las cuales se mueve el país.

Varios sectores, entre ellos el propio presidente del Congreso, Ernesto Macías, han apoyado esta tesis y han hablado de “profesionales muy destacados”, con una “filiación política definida” y que no necesariamente sean “agentes oficiosos de determinados intereses particulares o políticos”.

Esto quiere decir que una buena hoja de vida, con prestigio y que represente a un partido político sería, para varios observadores, la puerta de entrada para que Gobierno y Congreso se dediquen a sacar adelante las normas que el país requiere con urgencia.

En todos los gobiernos de todos los países las coaliciones se dan en torno a participaciones políticas sobre posiciones de los partidos en el Gobierno

Las posiciones de los partidos

Entre los partidos políticos también se están comenzando a hacer movimientos. Los próximos domingo y lunes, el partido de ‘la U’ tendrá un encuentro en el que esperan analizar temas ideológicos y su estrategia para las elecciones regionales de este año.

Uno de los asuntos claves de estos ‘retiros espirituales’ de ‘la U’ será un balance de cómo les ha ido en estos meses siendo partido de gobierno,
como lo decidieron la mayoría de sus congresistas en septiembre pasado.

En esta colectividad se presenta una división por cuenta de este apoyo, en la cual hay un sector que decidió acompañar al Gobierno Nacional y otro grupo de independientes que no ha acompañado todas las iniciativas del Ejecutivo.

El senador Berner Zambrano, de ‘la U’, cree que es necesaria la participación de los partidos políticos en el Gobierno y que “siempre se les deben entregar unas responsabilidades políticas” a las colectividades.

Su copartidario, el representante a la Cámara por La Guajira, Alfredo Deluque, tiene la misma tesis. “En todos los gobiernos de todos los países las coaliciones se dan en torno a participaciones políticas sobre posiciones de los partidos en el Gobierno”, afirmó Deluque.

Algunos sectores políticos en el propio partido de Duque, el Centro Democrático, tampoco ven pecado en que el Gobierno conforme una coalición en el Congreso y que las colectividades tengan participación en el Ejecutivo.

“No se puede confundir ‘la mermelada’ con la participación. En términos de representación yo no le vería problema a que el presidente Duque quiera trabajar con algunos de sus partidos, pero eso es decisión de él”, aseguró el senador boyacense Ciro Ramírez.

Y algunos sectores de Cambio Radical, partido que se declaró independiente frente al Ejecutivo, también ven con buenos ojos el tema. Carlos Fernando Motoa, senador valluno, afirmó que los partidos políticos “tienen capacidad, experiencia, honestidad y pueden representar la bandera del partido en el propio gobierno”.

No se puede confundir ‘la mermelada’ con la participación

Comunicación

Desde el Partido Conservador, el cual también se declaró de gobierno en septiembre pasado, el senador Juan Diego Gómez aseguró que más que participación, la administración de Duque debe “mejorar su comunicación con los partidos y ambientar de manera diferente su relación con el Congreso”.

Para el expresidente del Congreso y senador liberal Luis Fernando Velasco, cuyo partido se declaró independiente, la ecuación se está haciendo al revés
, es decir, primero hay que hablar de “políticas públicas” en las que concuerden el Gobierno y los partidos y luego de participación.

“Obviamente quienes pierden elecciones no le pueden imponer las políticas públicas a quien gana, pero quien gana tiene que entender que los partidos políticos tienen prioridades y representan unos intereses específicos de la población”, afirmó Velasco.

Los liberales tienen previsto sus ‘retiros espirituales’ para el mes de febrero, pero solamente serían después de la reunión con el presidente Duque, y tendría el propósito, entre otros, de analizar la posición de la colectividad frente al mandatario en el futuro.

Para muchos, las reuniones de la próxima semana marcarán la hoja de ruta de las relaciones entre el Gobierno y el Congreso en los meses por venir, las cuales podrían ser claves para el futuro de la administración de Duque.

POLÍTICA

Descarga la app El Tiempo

Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias.

Conócela acá
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.