Turista satisfecho...

Turista satisfecho...

Éxito de la temporada de vacaciones confirma posibilidades del país en la ‘industria sin chimeneas’.

Por: EDITORIAL 
09 de enero 2019 , 08:09 p.m.

A juzgar por las caras de satisfacción de los representantes del sector turístico en Colombia, la temporada que acaba de terminar dejó un balance satisfactorio. Tanto los visitantes nacionales como los llegados de afuera colmaron hoteles y alojamientos informales, aprovechando la amplia oferta de destinos que hay en el territorio nacional, atraídos por motivos de paisaje, cultura o gastronomía.

Aunque las estadísticas finales todavía no están disponibles, los cálculos del ministerio del ramo hablan del arribo de unos cuatro millones de personas en 2018, excluyendo los de origen venezolano y abarcando extranjeros, colombianos residentes en el exterior y pasajeros de cruceros. Dicha cifra representa un aumento de más del 12 por ciento frente a la del año precedente, por encima del promedio mundial, que está en cinco por ciento.

Al contrario de lo que ocurría a comienzos del siglo, ya no resulta extraño ver personas de otras latitudes en poblaciones apartadas o lugares recónditos. Desde las playas de La Guajira hasta las cascadas del Putumayo, pasando por los museos de Bogotá o la vida nocturna de Medellín, es usual encontrar desde el conocido mochilero hasta familias enteras provenientes de Estados Unidos, Europa o América Latina.

No obstante el alto crecimiento de los últimos años, aún ocupamos
una posición modesta en las clasificaciones mundiales y regionales.

El efecto económico de esa realidad es notable. Según el Banco de la República, los ingresos derivados de la actividad en 2017 llegaron a 5.787 millones de dólares, dato que supera con creces los de las exportaciones de café, flores y banano sumadas. En cuanto a empleos, el cálculo oficial habla de 1,9 millones de plazas, incluido el segmento de la restauración.

Y todo hace pensar que esa dinámica continuará. Incontables publicaciones promueven a Colombia como un sitio de los que valen la pena conocer en 2019. La mayor conectividad aérea, sumada a las labores de promoción de los sectores público y privado, se combina con una oferta de habitaciones amplia, dirigida a diferentes perfiles. La devaluación del peso nos hace relativamente más baratos para quien llega con divisas en su billetera.

No obstante, es importante tener en cuenta que aún ocupamos un lugar modesto en las clasificaciones. Según las estadísticas de la Organización Mundial del Turismo, somos el país número diez en el hemisferio, a considerable distancia de Estados Unidos con sus 77 millones de visitantes o México con casi 40 millones. Será necesario esforzarse, incluso para acercarnos a República Dominicana o Chile, que están un poco más arriba en la lista.

Por otro lado, hay que aprender de los errores propios y ajenos. Las moles de cemento y concreto que acaban con el paisaje o el deterioro de las bellezas naturales por el tránsito incontrolado de personas son evitables si las autoridades hacen bien su oficio y las normas son claras. Tampoco hay que olvidar la lacra del turismo sexual, que es obligatorio castigar ejemplarmente aplicándoles duras penas a quienes lo promueven y practican.

A pesar de esos riesgos, el país tiene un potencial enorme en la llamada ‘industria sin chimeneas’. Las oportunidades del que es un renglón fundamental de la economía naranja están ahí. Lo que corresponde es aprovecharlas de la manera correcta.

MÁS EDITORIALES

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.