Ciudades gobernables

Ciudades gobernables

Los desafíos de la urbanización moderna exigen liderazgos basados en un nuevo modelo de gobernanza.

Por: EDITORIAL 
09 de septiembre 2019 , 07:10 p.m.

Los tiempos que corren son de turbulencia política. O si no, que lo digan quienes tienen la misión de gobernar las ciudades. Llamados a ser los protagonistas del presente siglo, los entornos urbanos se ven cada vez más desafiados por su crecimiento vertiginoso, las nuevas formas que adopta su economía local, los retos que trae la tecnología, el cambio climático y la capacidad de resiliencia que requieren para reponerse a fenómenos como la migración y los desastres naturales. Para administrar todo esto no basta solo la voluntad del político de turno ni la de un puñado de particulares. Es necesario adoptar nuevas formas de gobernanza, con la participación de actores tradicionalmente opuestos y una ciudadanía más involucrada en los destinos de su realidad.

Ahora que el país se apresta a elegir alcaldes y gobernadores, estas reflexiones adquieren relevancia. Las demandas de la gente, el marcado interés de los jóvenes por causas sociales y ambientales, las formas disruptivas de movilidad que irrumpen en el mundo urbano y los desafíos en materia de seguridad son apenas algunos ejemplos de lo indispensable que resulta reflexionar sobre el modelo de ciudad deseado y cómo hacerla posible.

En este sentido son valiosas las exposiciones efectuadas hace unos días en el foro ‘Ágora Bogotá, empresas por los ciudadanos, vida y ciudad’, que a buena hora organizó la Cámara de Comercio de la capital. Ilustres pensadores se dieron cita allí, y con ejemplos hicieron recomendaciones para que Bogotá y otras capitales emprendan el camino hacia una mejor gobernanza y, por ende, hacia un entorno más incluyente.

El arte de gobernar no es un ejercicio en solitario, sino
que depende del consenso social entre gobierno, sector privado
y ciudadanía

Varias cosas deben tener en cuenta quienes se preparan para asumir las riendas de sus comunidades. Por un lado, entender que el arte de gobernar no es un ejercicio en solitario, sino que depende del consenso social entre gobierno, sector privado y ciudadanía. Una buena gobernanza también significa producir resultados allí donde la gente lo demanda y la ciudad lo requiere; tener una mirada de ciudad a largo plazo fruto de la confianza y el aprendizaje mutuo, “el milagro grande”, a decir de Paul Collier, catedrático de Oxford.

De otro lado, es esencial el papel que juegan los jóvenes. Hay que enfocarse en entornos que ayuden a su capacitación in situ. Y allí, la función del sector público y privado es fundamental para la generación de empleo y nuevas oportunidades. Solo así se llegará a lo que los mismos expertos llaman la madurez social, la cual impide que sigan dándose prácticas como los colados en el transporte público, por ejemplo.

En las ciudades modernas, el protagonismo de la empresa privada es cada vez más relevante. En varios sitios, los líderes de los negocios se unen para construir ciudad e incluso anteponen sus propios intereses en aras de apoyar proyectos de infraestructura, educación –en Suiza, las firmas locales permiten que los estudiantes puedan laborar medio tiempo en sus empresas– y mayor transparencia en el recaudo de tributos.

Finalmente, hay que construir una nueva narrativa. Denigrar de las ciudades no solo afecta su reputación, sino que las aleja de lo que deberían ser: espacios productivos, que funcionen y donde se pueda vivir.

editorial@eltiempo.com

Empodera tu conocimiento

MÁS EDITORIALES

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.