Avivatos de la pandemia

Avivatos de la pandemia

Hay que rechazar de manera radical las estafas que prometen la cura para el coronavirus.

Por: Editorial
25 de marzo 2020 , 07:55 p.m.

En momentos en que la solidaridad debe primar en las relaciones entre las personas, desafortunadamente no faltan avivatos que pretenden sacar provecho de la incertidumbre y la angustia que genera enfrentarse a un mal sin cura y sin vacuna, aunque la ciencia reitera que contra el nuevo coronavirus no existe remedio probado y que lo que queda es evitar que su expansión crezca con medidas –esas sí con evidencia– como el lavado de manos, la distancia entre personas y la rigurosa cuarentena.

Basta una pasada por las redes, por algunos canales de televisión o estaciones de radio, para toparse con tratamientos milagrosos que van desde la magia pura, los rezos, los untos y los brebajes hasta la más sofisticada evolución química, sustentada con argumentos hiperbólicos de infalibilidad.

Por supuesto, los precios de estas promesas que se proyectan como salvadoras de la humanidad serían escandalosos en condiciones normales, pero que llegan a pagarse, porque se convierten en una falsa luz en medio del oscuro pánico.

Sin ambages, hay que rechazar de manera radical todas estas estafas y ponerlas en consideración, no solo de las autoridades de salud, sino de las judiciales, pues no solo esquilman el bolsillo de los incautos sino que ponen en riesgo la salud y el bienestar de las personas.

Descalificación total, en este contexto, merecen los médicos que, amparados en su prestigio, publicitan vacunas, pruebas, aplicación de inductores de defensas y soporte profesional, que supuestamente blindan contra la nueva amenaza. No les sobraría, al menos, un juicio ético.

No es momento para juegos, sino enorme responsabilidad y para reflexiones profundas, que cruzan por dejar esto en las manos de quienes verdaderamente saben alejarse de estas promociones y de la información falsa que circula por las redes y acatar a pie junto las recomendaciones que circulan por todo lado y que se convierten en un clamor general: quedarse en la casa.

EDITORIAL

Empodera tu conocimiento

MÁS EDITORIALES

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.