Hombres como Aliados

Hombres como Aliados

Aplaudo hoy más que nunca a esos hombres que trabajan por generar una mejor sociedad.

28 de octubre 2020 , 09:25 p. m.

Women in Connection es un grupo de mujeres líderes que trabajan por la equidad de género, el empoderamiento de la mujer y el bienestar económico y social del país.

Hablar de diversidad e inclusión (D&I) sin involucrar a los hombres sería absurdo. Históricamente vemos mucha irracionalidad en la forma como a la mujer se la ha arraigado en un rol no solo secundario, sino en muchos casos despreciable, pero eso no implica que los hombres de hoy no puedan ser aliados en el proceso de transformación de esa amarga realidad. Luego de casi siete años de estar trabajando en temas de D&I, he llegado a la conclusión de que la falta de conciencia y educación en este tema nos lleva a repetir patrones y establecer estereotipos que hoy tenemos oportunidad de cambiar. Según las estadísticas, un porcentaje significativo de niñas cambian, a los 9 años, sin darse cuenta, sus intereses y abandonan sus pasiones por adoptar roles preestablecidos que la sociedad les impone. Esto genera que en sus decisiones de estudio muchas veces no tengan opciones más amplias, diversas y rentables. No se trata de enfocarnos en asignar responsabilidades pues esto nos desgasta y nos aleja de las soluciones y del cambio que exigen las nuevas generaciones.

Parece obvio ser mujer y estar alineada con la inclusión de género, pero muchas veces este mismo desconocimiento asume que la libertad de decisión y la potencialización de los talentos van en contra de quienes optan por seguir caminos más ‘tradicionales’. No es así. La D&I supone igualdad en oportunidades, no prototipos de decisión. Ahora, en estos cambios veo con orgullo a muchos hombres que acompañan este camino con una apertura mental y una intención real de entender realidades más que de quedarse en un discurso políticamente correcto que simplifica la discusión. Esposos, padres, hermanos y amigos que, bien sea porque a través del entendimiento de las cifras descubren los retos de sus hijas y hermanas, o porque enfrentan junto a sus esposas y amigas las limitaciones en ámbitos laborales o sociales, quieren el cambio. Hombres que ven con dolor y vergüenza de género cómo la historia que no pueden cambiar no es sinónimo de aceptar un futuro igual.

Tuve una discusión hace unos meses con mi esposo y mis hijas sobre si debía llamarme feminista. Saltaron con solo pronunciar la palabra y me ha pasado lo mismo aun en los ambientes de mayor discusión sobre diversidad. Tiendo a pensar que hoy le tengo menos miedo a la palabra y más al desconocimiento de su significado. Al final, reflexionar sobre la palabra ‘feminismo’ me ha mostrado que debemos cada día educarnos en lo que debe ser una mejor sociedad. A través de Women in Connection, uno de nuestros capítulos es Hombres como Aliados. Valientes aquellos hombres que se atreven a intervenir pues entienden que no actuar tiene un costo muy alto. Aplaudo a los hombres que alientan a sus esposas a tomar decisiones más arriesgadas, que motivan a sus compañeras o amigas a verbalizar sus deseos e invitan a sus parejas a buscar la dependencia en sí mismas y a luchar por sus sueños. A esos jefes, mentores y colegas que promueven un ambiente laboral de respeto e inclusión, que impulsan a que las mujeres confíen en ellas y se empoderen. A profesores que en las aulas inspiran un cambio en niños y niñas. A los padres que no les ponen límites a los sueños de sus hijas. A los papás y mamás que inculcan en sus hijos hombres la conciencia en diversidad. Que rico que todos entendamos que quitar ese peso histórico no solo libera a las mujeres, sino también a los mismos hombres.

Dejar la carga del cambio a los grupos afectados luce, además de injusto, inapropiado. Aplaudo hoy más que nunca a estos hombres que, como aliados, trabajan por generar una mejor sociedad. Invito a todos los hombres y mujeres a actuar y a salir de su zona de confort. Las decisiones de hoy nos permitirán tener hijos y adultos más felices y menos insatisfechos. Así como en un matrimonio dos son necesarios, estos grandes cambios sociales no son exclusivos de las mujeres. No queremos ser las únicas protagonistas. Los necesitamos y los queremos con nosotras. El verdadero poder está en transformar, y ese don lo tenemos todos.

P. D.: Al final, en la casa decidimos que todos somos feministas.

Ángela Hurtado
Presidenta de JP Morgan para Colombia*. Ha impulsado la equidad de género en los ámbitos laborales y directivos. Es una de las fundadoras y hoy presidenta de la Asociación Women in Connection.Las opiniones expresadas son personales y no comprometen a JP Morgan.

Hombres como Aliados

Ángela Hurtado.

Foto:

Ángela Hurtado.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.