La encrucijada del mercado laboral

La encrucijada del mercado laboral

Deterioro de las fuerzas de trabajo ha despertado el interés de analistas y hacedores de política.

31 de agosto 2019 , 11:37 p.m.

El grave deterioro que revelan las estadísticas de las fuerzas de trabajo de los últimos meses en Colombia ha despertado el interés de analistas y hacedores de política. Según el Dane, el mercado laboral nacional habría destruido poco más de 360.000 empleos durante el trimestre abril-junio. Al mismo tiempo, muchos colombianos transitaron a la inactividad, lo cual atenuó el efecto sobre el desempleo, que creció en 146.000 personas, y la tasa de desempleo en junio se ubicó en 9,4 por ciento.

Con la gravedad de la situación, también ha aumentado la dificultad de interpretación del fenómeno del desempleo en el país.

Algunos analistas han estimado, entre otros, los siguientes factores como causa del mayor desempleo: el salario mínimo es demasiado elevado (al relacionarlo con la productividad de los trabajadores); los costos extrasalariales son excesivos; la legislación laboral no tiene la flexibilidad suficiente y obstaculiza la consolidación de las nuevas formas de trabajo, y los perfiles ocupacionales requeridos por las empresas no coinciden con aquellos de los potenciales trabajadores.

La lógica que sustenta estas interpretaciones es que si no hay empleo y el desempleo aumenta, es porque las empresas no contratan mano de obra. Lo sorprendente de la situación laboral actual radica en que los asalariados contratados por las empresas del sector privado aumentaron y fueron más de 310.000 en el segundo trimestre de 2019, frente al mismo periodo de 2018.

Ahora bien, si el empleo asalariado crece y la ocupación total disminuye, alguna otra categoría de trabajadores debería disminuir; esto fue lo que aconteció con los trabajadores por cuenta propia, los trabajadores familiares y los empleadores. No obstante, hasta el momento, las razones de tantos abandonos del mercado laboral –solo en el trimestre abril-junio, 535.000 personas que ejercían una actividad ‘en propio’ perdieron su trabajo– no son nada claras.

En un reciente artículo periodístico, el profesor Jaime Tenjo destaca acertadamente que en los últimos años se ha verificado una caída de la elasticidad del empleo frente al ritmo de actividad económica: “Entre 2002 y 2015, la economía necesitaba crecer menos de dos puntos porcentuales para aumentar el empleo en 1 %, pero a partir de 2015 tuvo que crecer casi tres puntos porcentuales para lograr el mismo crecimiento”. Ahora bien, 3 por ciento fue exactamente lo que creció el PIB nacional en el segundo trimestre del año. Frente a este comportamiento positivo de la producción nacional, las encuestas de hogares habrían registrado una inesperada disminución del empleo total, igual a los 360.000 individuos mencionados arriba. Este es un resultado cuando menos insólito, pues cuando el PIB aumenta, lo mismo debería pasar con el empleo, dado que la producción de bienes y servicios requiere la utilización de fuerza de trabajo.

Al escribir esta nota, el Dane publicó las cifras laborales del mes de julio. Se mantienen las tendencias descritas: la ocupación total cayó en 191.000 puestos, y mientras que los asalariados crecieron en 260.000, los trabajadores autónomos disminuyeron en 660.000. La población inactiva creció en 437.000 personas. A diferencia de los meses anteriores, los desocupados se dispararon –tenemos 253.000 más–, y la tasa de desempleo traspasó el umbral del 10 por ciento: 10,7 por ciento.

En fin, no hay todavía una explicación convincente de lo que pasó en el mercado laboral durante los últimos meses. En particular, no se evidencia ningún factor atípico, de substancial magnitud, que haya ocurrido en la economía colombiana en abril de 2019 y haya sido el detonador de cambios tan drásticos en el mercado de trabajo a partir de ese mes del año.

STEFANO FARNÉ
Observatorio del Mercado Laboral, Universidad Externado de Colombia

Empodera tu conocimiento

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.