Los peligros de la infodemia

Los peligros de la infodemia

Agrupaciones científicas nos previenen sobre la difusión de información falsa sobre la pandemia.

18 de mayo 2020 , 07:27 p.m.

Para colmo de males en esta época de pandemia, la Organización Mundial de la Salud nos alerta ahora sobre la infodemia, una nueva epidemia que nos agobia con la difusión de informaciones falsas sobre la pandemia.

Para combatir el nuevo flagelo, la OMS ha pedido el apoyo de empresas como Google, Facebook, Pinterest, TikTok y Tencent, así como de gobiernos, investigadores y científicos, para detener la propagación de informaciones erróneas y rumores, y para difundir información fidedigna y actualizada sobre el virus.

Ya algunas de estas compañías han empezado a colocar vínculos a contenidos de la OMS que refutan informaciones dudosas publicadas en algunas plataformas. Y en algunos casos se ha llegado a remover publicaciones con contenidos falsos. La iniciativa es muy ambiciosa y podría incluir a nuevas empresas tecnológicas como Uber, Airbnb o Amazon, para que proporcionen a sus clientes información veraz para proteger la salud de quienes utilizan sus servicios, ya sean de transportación, habitación o en la simple compra de una mascarilla.

Es evidente que la divulgación de informaciones falsas, rumores, teorías, conspiraciones o chismes ni es un fenómeno nuevo ni se limita a malinformar en las redes sociales sobre la pandemia que hoy nos acosa. La maledicencia, intencionada o no, es tan antigua como la historia de la humanidad pero antes se divulgaba pasando de boca en boca. Lo nuevo es que a través de internet, la información fluye hoy en los medios sociales a gran velocidad, tiene eco en un universo amplísimo y es muy poco usual que quien la recibe cuestione su veracidad.

Por las redes sociales circulan mensajes no solamente falsos, sino disparatados y en algunos casos criminales, como por ejemplo: que el coronavirus fue creado por China como arma biológica; que la creación del virus fue financiada por la Fundación Bill y Melinda Gates para lucrarse con las futura vacunas; que la enfermedad se puede curar bebiendo lejía.

En este sentido, el abuso de los medios sociales se presta a que gente inescrupulosa se dedique a desorientar o confundir a los ciudadanos no solo sobre el estado actual de la pandemia, sino con la clara intención de influenciar sus comportamientos sociales o políticos. Es decir, divulgan falsas informaciones sobre el virus con un deliberado propósito político.

Benjamín Corb, director de asuntos públicos de la Sociedad Americana de Bioquímica y Biología Molecular, amplía el ámbito de la preocupación de la comunidad científica aludiendo a la creciente politización de la ciencia durante esta pandemia. “Hemos visto líderes políticos que recetan medicinas que no han sido debidamente certificadas, y denigrando públicamente de científicos y expertos como enemigos políticos, mientras la gente continúa infectándose y muriendo”.

Sin nombrarlo, Corb alude a los alucinantes tuits y consejos de Donald Trump para combatir el coronavirus utilizando peligrosos tratamientos “médicos” como, por ejemplo, inyectarse desinfectantes o introducir en el cuerpo humano rayos ultravioleta. Trump también ha sugerido tratar a los pacientes con hidroxicloroquina, una droga utilizada en tratamientos contra la malaria y el lupus, pero que los doctores no recomiendan para el coronavirus porque no se han cumplido los ensayos clínicos pertinentes.

A diferencia del comunicado de Corb y su grupo, que se cuidaron de nombrar al autor de estas atrocidades, la prestigiada revista médica británica 'The Lancet' criticó directamente la “respuesta nacional e incoherente de la administración Trump a la crisis del coronavirus” y sugirió a los estadounidenses que para el 2021 deben poner en la Casa Blanca un presidente que entienda que la salud pública no debe guiarse por una política partidista”.

Sergio Muñoz Bata

Empodera tu conocimiento

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.