close
close
Secciones
Síguenos en:
Solo queda la empatía

Solo queda la empatía

Las barreras de acceso a un aborto seguro seguirán existiendo en tanto persista la criminalización.

17 de noviembre 2021 , 08:00 p. m.

Crecí en un hogar en el que nunca nos faltó nada, ni techo, vestido, comida o educación. Soy una mujer afortunada en un país donde satisfacer las necesidades básicas sigue siendo cuestión de privilegio y el reflejo de una sociedad inequitativa, sumida en círculos infinitos de pobreza.

Crecí entre discusiones de política y derechos humanos, en un ambiente seguro que apreciaba, respetaba y estimulaba la libertad de pensamiento, siempre y cuando no se hablara de sexo.

En mi familia, como en la de muchas otras, ser mujer y hablar abiertamente de sexualidad estaba vetado, sin espacio para opinar, pensar y mucho menos actuar.

Desde muy niña enfrenté el poder de los estereotipos y los roles de género, por lo que pronto logré entender que son superiores a cualquier categoría social y acentúan las distintas formas de discriminación que enfrentamos por el simple hecho de ser mujeres. Desde entonces, esa consciencia me ha permitido empatizar con otras, con ellas y con todas; con las señaladas por sentir y las estigmatizadas por decidir.

Llegó el momento. Después de lo que, estoy segura, ha sido un proceso largo, riguroso y objetivo de posiciones, datos, cifras, hallazgos e historias, ustedes, señoras y señores magistrados de la Corte Constitucional, emitirán un fallo. Hoy más que nunca reposa en cada uno de ustedes y en la institución que representan el mayor grado de consciencia sobre los efectos que la criminalización de un servicio de salud como el aborto podría conllevar para las mujeres, personas gestantes y sociedad en general.

Actúen conforme a su propósito y no teman dar el paso hacia el lado correcto de la historia para unirse a esta tendencia de garantía de los derechos sexuales y reproductivos.

Por eso, esta discusión va más allá de las pretensiones de un movimiento, de una organización o una persona particular. Estamos hablando de derechos humanos, de salud pública, de ciudadanía plena y de la vida de las niñas, adolescentes y mujeres de Colombia que, por múltiples razones relacionadas con violencia, inequidad, ausencia de educación e información y barreras de acceso a servicios oportunos de salud, enfrentan embarazos no deseados en una sociedad que sigue viendo la maternidad como fin único y posible en el proyecto de vida de las mujeres.

Después de 15 años de la sentencia C-355 de 2006, las barreras de acceso a servicios de aborto seguro existen y seguirán existiendo en tanto persista la criminalización que conduce a los riesgos de la clandestinidad.

Actúen conforme a su propósito y no teman dar el paso hacia el lado correcto de la historia para unirse a esta tendencia de garantía de los derechos sexuales y reproductivos a los que otros como Argentina y México ya dijeron que sí.

Estoy plenamente segura de que su decisión hará eco en el fortalecimiento de procesos de educación integral en sexualidad, en la reducción del embarazo adolescente y el no deseado; favorecerá la reducción de las violencias basadas en género y el abandono de los círculos de pobreza.

Por eso, fiel a mis convicciones como mujer y como directora ejecutiva de Profamilia, reafirmo mi compromiso y el de la organización para que las mujeres y personas gestantes sigan encontrando en nosotros la garantía y defensa de los derechos sexuales y derechos reproductivos, como un prestador seguro, humanizado e integral de múltiples servicios; entre ellos, el aborto.

Ustedes ya conocen los argumentos, magistradas y magistrados, por lo que solo queda la empatía.

MARTA ROYO
* Directora ejecutiva de Profamilia

Más de Otros columnistas

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.