La acción humana

¿Por qué lo de Providencia no es un desastre natural, sino el resultado de la acción humana?

19 de noviembre 2020 , 09:25 p. m.

¿Por qué se dice que lo de Providencia no es un desastre natural, sino el resultado de la acción humana? Porque a pesar de que los huracanes son un fenómeno natural, estos de hoy, y los que vendrán, son más fuertes, frecuentes y con mayor capacidad de daño. ¿Qué los ha hecho más peligrosos? El aumento de las temperaturas en la superficie de los océanos y, en general, los cambios que ha habido en el sistema del clima.

El Iota se produjo en medio de un fenómeno de la Niña. ¿Qué quiere decir esto? Que a pesar de que los fenómenos Niño (caliente) y Niña (frío) son naturales, estos de ahora son más intensos. ¿Por qué? Por los cambios que ha habido en el sistema desde la mitad del siglo XX. Anomalías y variabilidades cada vez más fuertes. ¿Debido a qué? A fenómenos de retroalimentación en el sistema. ¿Qué quiere decir esto? Que en el futuro se acentuarán las variabilidades y los desastres debido a estos cambios (irreversibles, sistémicos y crecientes).

¿Cuándo empezaron a aumentar las temperaturas? Desde la mitad del siglo XX (más o menos), cuando la población empezó a crecer ilimitadamente, a ocupar espacios salvajes, a cambiar el uso de los suelos para construir viviendas, hacer cultivos y ganaderías para abastecernos de alimentos; cuando crecieron, sin control, la población, la producción y el consumo. ¿Y el soporte de todo esto? Los combustibles fósiles: carbón, petróleo y gas. Necesitábamos mucha energía para seguir ‘progresando’. ¿Es la acción humana ‘culpable’ de todo esto? (usted, yo, los del siglo XIX y XX). No. ¿Es responsable? Sí. ¿Nos equivocamos cuando creímos que así progresábamos? Sí. ¿Podemos hacer algo para cambiar? Sí. ¿Será fácil? No. ¿Cuánto tiempo tenemos para hacer los cambios necesarios: abandonar la economía del carbono e inventar otro modo de bienestar? Poco. Diez años, veinte, treinta años, no más que eso. ¿Quiénes deben facilitar estos cambios? Los gobiernos, pero todos debemos trabajar coordinadamente. ¿Faltaron prevención y gestión del riesgo? Sí. También en Chocó, Dabeiba, Cúcuta, el Caribe y tantos otros.

Colombia cuenta con un mapa territorial de vulnerabilidad, pero poco se ha usado. ¿Se trata de una emergencia global? Sí. ¿Fin del mundo? No. ¿Está en peligro la continuidad de la vida? Sí. ¿Podemos hacer algo? Sí. Una acción humana de gran alcance. Gobernantes, empresarios, educadores, ciudadanos. Todos.

Manuel Guzmán Hennessey@GuzmanHennessey

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.