Regalemos tolerancia

Regalemos tolerancia

Una consigna tendría que ser no hacerlas sufrir, así tal vez mejoraríamos el país.

10 de mayo 2019 , 07:36 p.m.

Increíble que hayamos llegado a un momento de la sociedad en el que desde los altos poderes del Estado se tenga que llamar a que no haya desmadre el Día de la Madre. O sea, a que no nos matemos.

Este debería ser un día maravilloso, con el solo dilema de qué regalarle a la reina del hogar, como se le ha dicho. Claro que por ese camino le daban cosas para el hogar. Por fortuna se ha tomado conciencia de obsequiarles algo personal, para su disfrute, no utensilios de cocina… Recuerdo que, hace años, en el campo, como había llegado la energía eléctrica a la zona, a una madre le llevaron de Bogotá una plancha.

Pensándolo bien, fue buen regalo, pues, en el sector rural, las mujeres sufrieron mucho para alisar las pintas domingueras. Tenían que hacer brasa de leña fina para echarla, entre humos y lágrimas, a la pesada plancha de hierro y soplar fuerte como al cantarles el feliz cumpleaños. Dios abra hoy las flores más bellas para la mujer campesina.

Hoy, algunas de ellas reciben el último iPhone, una tablet o una costosa cartera, mejor si es ministerial. O una chaqueta de última moda, que no sea estilo primera dama; o el más bello ramo, o un viaje.

Que la única sangre que haya, si acaso, sea por la espina de una rosa; que el único ebrio sea el corazón; que las lágrimas solo sean de alegría.

Ahora que la vida nos ha distanciado, sobre todo tratemos de regalarles, si es posible, un beso, aunque sea por WhatsApp, o un poema espontáneo, que para ellas la voz de sus hijos es poesía. Pero los que podamos, debemos estar con ellas hoy y a cada rato. Y el mejor regalo será procurarles alegría y unidad familiar, rodearlas de amor.

Porque es triste que la Fiscalía, Medicina Legal y la Vicepresidencia tengan que llamar, dentro de la campaña ‘Mamá nos necesita’, a que haya tolerancia, a que bajen las riñas y las muertes en este día dedicado a quien precisamente nos dio la vida.

Bonito darles un viaje, pero que no sea a las funerarias ni a las urgencias de los hospitales. Es un acto tremendo que algunas se vean obligadas a volver coronas los ramos que recibieron. Es que este día es el segundo más violento en el país.

Según Medicina Legal, el año pasado hubo 126 muertes violentas en el país para esta celebración, 1.214 riñas, 428 denuncias de violencia de pareja, 206 de violencia intrafamiliar, 132 de violencia sexual. El desmadre.

Es una desgracia, muchas veces porque los hijos y familiares se pasan de copas y se aprovecha para hablar de cuentas pendientes o herencias, se echan la madre y se regalan una puñalada. Por favor, que en las reuniones de familia no se hable mañana de política.

Por todos los medios, pidamos que regalemos tolerancia. Que la única sangre que haya, si acaso, sea por la espina de una rosa; que el único ebrio sea el corazón; que las lágrimas solo sean de alegría. Que este día sea para sentir esa mejilla tibia y esa bendición protectora con la que vamos por la vida. Que la única angustia sea para escoger los regalos.

Digo en plural, pensando en los que gracias a Dios la tenemos viva, y además tenemos amada esposa y suegra, con quien solemos ser uña y mugre. En mi caso, ella dice que el mugre soy yo, como lo he contado. Y, por favor, si les regalan celular, que no salgan a chatear al parque, pues la inseguridad en Bogotá no respeta ni a la madre Teresa, si resucitara.

Feliz día a todas. Mil gracias por tantos sacrificios, por los consejos, por el amor infinito, por las privaciones con tal de ver felices a sus hijos y construirles un futuro. Por sacarse el pan de la boca para que sus retoños no sufran hambre. Dios les dé valor a las que no reciben sino que llevan flores. Un ángel está con ellas.

Una consigna tendría que ser no hacerlas sufrir, así tal vez mejoraríamos el país. Por todos los medios deberíamos divulgar hoy que va la madre para el que agreda y les dañe la felicidad.

luioch@eltiempo.com

Empodera tu conocimiento

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.