Más de lo mismo...

Más de lo mismo...

El remedio para la ciudadanía es obedecer las recomendaciones de médicos y órdenes de gobernantes.

27 de marzo 2020 , 07:26 p.m.

...Pero de mal en peor. Porque el virus, que apareció hace tres meses en Wuhan, capital de Hubei, una provincia de la China y que infectó allí a un buen número de personas, comenzó a propagarse por el mundo, por intermedio de pasajeros infectados que salieron de Wuhan en avión. Y, sin saberlo, contagiaron a otras personas cuando llegaron a sus respectivos países. Mejor dicho: el coronavirus se regó por el mundo a través de los pasajeros que llegaban en avión a los distintos aeropuertos. Luego esos lugares los gobiernos de los diferentes países tenían que haberlos manejado con más severidad y con mayor presteza.

Ante esta emergencia nacional y mundial, y ante una situación tan grave, tan peligrosa y tan desconocida, ha sido de vida o muerte conocer, paso a paso, el desarrollo de una epidemia que se convirtió en pandemia y puso al mundo entero patas arriba. Y en un ambiente tan contaminado, en donde el nuevo coronavirus ha infectado en el mundo a tantos millones de personas, ha sido indispensable que la población reciba una información detallada sobre cómo prevenir esa nueva peste, que puede ser letal. 

No obstante, abundan las personas rebeldes que, sintiéndose muy independientes y muy machas, se empeñan en salir y en hacer lo que les da la gana. Y, contraviniendo las recomendaciones de los médicos y las órdenes de las autoridades, se pasean por las calles como si nada. No tienen en cuenta que con su rebeldía se están exponiendo a contaminarse con un coronavirus que ha invadido casi todos los países del hemisferio, que tiene en cama a varios millones de personas y ha enviado al sepulcro a otros tantos.

Con razón, lo primero que han recomendado los médicos y han ordenan las autoridades es aislamiento total de las poblaciones. La alcaldesa de Bogotá, Claudia López, y mandatarios regionales se apresuraron a ordenar medidas drásticas en sus localidades. Y fue Claudia López la primera autoridad en ordenar encerramiento total de la población. Aprovechando el puente del 23 de marzo, decretó aislamiento total durante 4 días.

Es necesario contribuir de la mejor manera a solucionar tan complicadas e inesperadas situaciones. Dicen que la unión hace la fuerza. Luego, unidos podemos frenar la prolongación del coronavirus.

Luego, cuando el presidente Iván Duque ordenó aislamiento nacional, hubo rifirrafe institucional. El mandatario reclamó su derecho de ser la primera autoridad del país, algo que nadie pone en duda. Pero, en esta oportunidad, la alcaldesa de Bogotá se anticipó a tomar medidas. Dio ejemplo de responsabilidad y de liderazgo. Inteligente y prevenida, se anticipó a tratar de ponerle freno a la pandemia que asola el planeta Tierra. Demostró que liderazgo es lo que se necesita para manejar situaciones tan delicadas como las que estamos viviendo. A Claudia López debemos agradecerle su liderazgo. Eso es lo que se necesita con urgencia para comenzar a ponerle freno a esta pandemia. Entonces, gracias a ella por haber dado ejemplo. Sirvió para que otros gobernantes comenzaran a ponerse las pilas.

Esta primera semana de aislamiento obligatorio ha sido para algunos sumamente aburrida, pero no les ha causado particulares complicaciones. En cambio, a otros este encerramiento forzado les ha causado enormes problemas. Y, para muchos más, no poder salir de la casa se ha convertido en una verdadera tragedia. Por eso, para el Gobierno ha sido muy difícil manejar tan inesperadas situaciones. Sin embargo, debemos reconocer que el equipo oficial está haciendo casi hasta lo imposible para enfrentar tantas inesperadas situaciones y para encontrar soluciones adecuadas a la cadena de problemas y complicaciones derivados de la asoladora pandemia.

Por lo pronto, el remedio para la ciudadanía es obedecer las recomendaciones de los médicos y las órdenes de los gobernantes, única manera de comenzar a ponerle freno a esta pandemia que ha afectado a millones de personas y ha sepultado a muchas más. Y es necesario contribuir de la mejor manera a solucionar tan complicadas e inesperadas situaciones. Dicen que la unión hace la fuerza. Luego, unidos podemos frenar la prolongación del coronavirus.

Lucy Nieto de Samper
lucynietods@gmail.com

Empodera tu conocimiento

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.