Una salida para Arias

Una salida para Arias

No haría falta ninguna ley, ni una reforma constitucional, para solucionar una inequidad específica.

30 de julio 2019 , 07:12 p.m.

La alternativa para darle la doble instancia a Andrés Felipe Arias puede estar en el Palacio de Justicia, y no necesariamente en el Capitolio Nacional. Basta con que la Corte Constitucional seleccione una tutela que en su momento presentó el exministro, para encontrarle una salida digna y rápida a un caso que llegó hasta la ONU y ha despertado una comprensible indignación entre varios sectores del país. No haría falta ninguna ley, ni mucho menos una reforma constitucional, para solucionar una inequidad específica, y en el marco del ordenamiento jurídico vigente podría abordarse el asunto sin causar un traumatismo institucional delicado en un momento de agitación política extrema, y cuando hay tantos temas importantes y urgentes para tramitar en el Legislativo y avanzar en la agenda de país.

Si la Corte resuelve seleccionar el caso de Arias para constatar una vulneración del debido proceso por carecer el exministro de la posibilidad de impugnar su sentencia condenatoria, la Sala Penal se vería en la obligación de revisar su decisión automáticamente. Por supuesto que puede ratificar la condena, pero también podría reconsiderar la tasación de la pena o, en el caso más afortunado para Arias, revocar la sanción y declararlo inocente. Así se cerraría esta discusión, y podríamos ocuparnos del debate del presupuesto general o el de pensiones que se vienen, o emplearnos a fondo en las reformas de la justicia que beneficien a los ciudadanos en su conjunto y se han vuelto a presentar en esta legislatura.

Además, existe abundante jurisprudencia en otros casos en los que ha sido negada la doble instancia o la doble conformidad y que han sido resueltos por el tribunal constitucional sin desbarajustar el orden jurídico vigente ni abrir una tronera como la que se puede crear con un proyecto de ley que no es sencillo de diseñar por la compleja discusión sobre los tiempos, la ventana de oportunidad de los aforados para pedir su doble instancia y la competencia de quienes conocerían de estos casos.

Basta con que la Corte Constitucional seleccione una tutela que en su momento presentó el exministro, para encontrarle una salida digna y rápida a un caso que llegó hasta la ONU

En cambio, con un pronunciamiento del Comité de Derechos Humanos de la ONU de por medio, con el pleno entendimiento de que los tratados internacionales hacen parte del bloque de constitucionalidad y que lo contenido allí debe hacerse valer, sumado a otras sentencias que han abordado el asunto favorablemente para quienes fueron condenados sin oportunidad de rebatir esa condena, la Corte tiene a su alcance herramientas suficientes para concederle a Arias lo elemental y justo, y evitarle al país nuevas discusiones que agraven la situación de polarización y estanquen la agenda legislativa.

Un buen punto de partida para la Corte, si resuelve seleccionar la tutela de Arias, es el salvamento de voto de la entonces magistrada Margarita Cabello, hoy ministra de Justicia, quien apartándose de la mayoría escribió con sensatez que haber rechazado la solicitud de Arias constituye una denegación de justicia que puede acarrearle a Colombia sanciones internacionales por la burda violación de un derecho universal como es el de la doble instancia.

Es obvio que algunos magistrados preferirían no tener que lidiar con este chicharrón y esperar a que el Congreso resuelva el asunto, pero, aunque sea importante que el órgano legislativo se pronuncie más adelante sobre este asunto con efectos generales, la salida más conveniente y expedita está en la Corte Constitucional, y no en el Congreso de la República.

Mientras tanto, ha hecho bien el exministro en guardar prudente silencio y no alborotar más las cosas. Las injusticias en su caso y la desproporción con la que fue abordado su expediente hablan por sí solas. La Corte Constitucional tiene, entonces, la palabra.

@JoseMAcevedo

Empodera tu conocimiento

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.