Contradicciones de la paz sin impunidad

Contradicciones de la paz sin impunidad

¡Si evitar la impunidad es tan importante, que lo sea en todos los casos!

04 de marzo 2019 , 11:39 p.m.

Una de las principales críticas a los acuerdos de paz, y de las razones por las cuales muchos colombianos decidieron votar No en el plebiscito que buscaba refrendar esos acuerdos, es que generan impunidad. La falta de una sanción penal ejemplar para los perpetradores de graves violaciones de los derechos humanos produjo un entendible rechazo a lo acordado en La Habana por un amplio sector de la sociedad. Para muchos, era y es inconcebible que criminales de tal magnitud tengan un trato preferencial y no sean castigados como lo merecen.

Las críticas a los acuerdos en ese sentido no han parado, y se han trasladado al órgano encargado de juzgar a los actores que hacían parte del conflicto armado y que se acogieron a la paz: la JEP. Se ha dicho, entre otras cosas, que la JEP es sinónimo de impunidad y que es un tribunal de “impunidad total disfrazada”, como lo escribió el expresidente Uribe.

Es válido y legítimo que a los colombianos nos dé asco la impunidad. También lo es que se critique a la JEP por estar siendo demasiado laxa en el juzgamiento de los excombatientes y de quienes aún siguen delinquiendo a pesar de haberse comprometido a no hacerlo. Lo que sorprende es que a esos sectores a los que tanto les importa la impunidad solo les preocupe en el caso de los antes miembros de las Farc y no en el resto de las situaciones, en donde se han quedado de brazos cruzados.

Es aterrador que, como lo señaló el índice global de impunidad, Colombia sea el tercer país del mundo, después de Filipinas y México, en donde menos crímenes se hayan resuelto –¡el 99 % de los casos se queda sin resolver!–. También lo es que, como lo mencionó la directora para las Américas de Amnistía Internacional, la impunidad en los asesinatos a líderes sociales en el país sea del 95%. No menos grave es que de las 64.000 denuncias que hubo por corrupción en el país entre 2012 y 2016, solo se hayan resuelto el 1,6 %, como lo advirtió la ONU. Para rematar, la impunidad en el caso de los aforados es escalofriante; de los miles de casos que se han presentado ante la Comisión de Acusaciones, encargada de acusar a quienes tienen fuero, solo dos han prosperado: el del magistrado Jorge Pretelt y el de Gustavo Malo.

A pesar de estas dramáticas cifras, la obsesión está solo en modificar las penas de la JEP y no en tratar de mejorar los índices en los delitos cometidos por el resto de la sociedad. Es paradójico que mientras se sigue con un discurso frontal en contra de la impunidad se permita que se hundan reformas que buscan fortalecer la Rama Judicial y evitar este fenómeno. Es increíble que no sea una prioridad aprobar una reforma de la justicia, que no se estén presentando iniciativas para volver eficiente el sistema de juzgamiento de aforados o que proteja a testigos denunciantes, que los proyectos que buscan acabar con la impunidad en los casos de corrupción estén estancados y que la respuesta del Gobierno frente al asesinato de líderes sociales sea tan inefectiva y negligente.

¡Si evitar la impunidad es tan importante, que lo sea en todos los casos! Parece que los únicos interesados en sacar adelante este tipo de reformas para fortalecer la justicia son la ministra de esa cartera, porque de eso depende su puesto, y sectores sin peso político para sacarlos adelante. ¡Grave!

JOAQUÍN VÉLEZ NAVARRO

Empodera tu conocimiento

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.