Secciones
Síguenos en:
Por qué NO al nuevo POT

Por qué NO al nuevo POT

Por qué este POT que presenta la Administración Distrital es una utopía.

15 de octubre 2021 , 08:00 p. m.

Por qué este POT que presenta la Administración Distrital es una utopía.

– Porque plantea la eliminación de 40 % de los carriles para vehículos particulares de la malla vial principal de la ciudad, con el argumento de que las prioridades deben ser del peatón, la bicicleta y las zonas verdes, argumento bastante vendedor, porque quién se opone a una premisa como esta.

– Porque esta decisión se ha tomado sin tener los estudios correspondientes en los cuales se muestre cómo la ciudad va a solucionar la movilidad de las personas que actualmente utilizan el transporte privado para asistir a su trabajo, para transportar a los hijos al colegio y a la universidad, como medio de sustento, por salud y otras necesidades. No se ha evaluado el impacto negativo que esta medida va a generar en la economía y competitividad de la ciudad, teniendo en cuenta que un sistema de transporte masivo estructurado y ejecutado en su totalidad –que sería parte de la solución– en nuestro caso se podrá dar eventualmente en los próximos 50 o 60 años.

Esto sobre la base de que la primera línea de metro solo la podremos tener en 7 u 8 años y que la ciudad ha construido únicamente dos troncales de TransMilenio en los últimos 20 años. Esta crítica situación la agudiza, ademas, la eliminación de la continuidad de algunas vías estructurantes y fundamentales para el desahogo tanto interno como de ingreso y salida de la ciudad, con el argumento, para algunas de ellas, de no impactar las reservas ambientales que ellas cruzarían y sin tener en cuenta que hoy existen tecnologías que se vienen desarrollando y utilizando en el mundo y en nuestro propio país, como es el caso del viaducto de la ciénaga de la Virgen, donde se ve la bondad de esta solución.

Espero que esta vez tengamos nuevo POT por una decisión eminentemente técnica, pero estructurado sobre una base sólida de estudios serios que nos lleve a tener la ciudad que todos queremos.

– Porque se le ocurre volver la ciudad de uso múltiple, desconociendo de esta forma la vocación de los barrios residenciales, que la han venido manteniendo y consolidando en los últimos 50 años por encima de que, en algunos, la norma contempla unos usos complementarios. Un ejemplo es el barrio la Bella Suiza, que solo en su periferia, sobre las vías de la malla vial principal (a.v 7.ª calle 127 y carrera 9.ª) presenta algunos pocos usos complementarios y ninguno dentro del mismo, y con la nueva norma puede haber proliferación de estos usos en su interior, lo que de alguna forma va a impactar de forma negativa el uso residencial.

– Porque ese cuento de la ‘Ciudad de 15 minutos’ que nos está vendiendo este POT implica la atomización del aparato productivo, de tal forma que, por ejemplo, mi empleo se encuentre a 15 minutos de mi vivienda, es un imposible que solo se podrá dar en los nuevos desarrollos o con una reestructuración de la misma a través de unos cambios difícilmente realizables por su impacto, sobre todo económico.

– Porque la reestructuración de la división política que se está proponiendo no responde –como tampoco responde la actual– a lo que debería ser una división integral, hecha no de cualquier forma, sino que sea producto de un estudio que contenga el inventario de la realidad actual de la ciudad.

– Porque la norma urbanística y arquitectónica que hoy tenemos ha sido el resultado de darles continuidad a las tendencias “naturales” que se han venido dando de los años anteriores, y la que hoy se plantea se parece a la que trató de implantar la nefasta administración de Petro, que ‘defendía’ lo ambiental, y lo que hizo fue sembrarnos unos inmensos árboles de ladrillo que destruyeron el perfil urbano que tenía la ciudad y que vinieron a atacar y violentar el entorno en el cual se instalaron.

Por eso, por la improvisación y otras cosas más NO al nuevo POT

P. D. No tenemos POT actualizado vigente por una decisión eminentemente política en el Consejo de Bogotá durante la anterior administración, espero que esta vez tengamos nuevo POT por una decisión eminentemente técnica, pero estructurado sobre una base solida de estudios serios, que nos lleve a tener la ciudad de que todos queremos.

GUSTAVO PERRY

Más de Gustavo Perry

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.