Secciones
Síguenos en:
Lo bueno, lo malo y lo feo de la reforma

Lo bueno, lo malo y lo feo de la reforma

El país perdió la oportunidad de haber modificado el sistema tributario para atraer inversiones.

23 de diciembre 2018 , 12:01 a. m.

Sin que se hubieran conocido y discutido más de 50 proposiciones que aprobó el Senado a altas horas de la noche en el proyecto de ley de financiamiento, la Cámara de Representantes resolvió votarlo favorablemente a pupitrazo limpio, mediante una proposición que se limitó a acoger el texto, que nadie conocía, tramitado en el Senado.

El país perdió la oportunidad de haber modificado el sistema tributario para atraer inversiones y retener a los colombianos que cada día piensan más en abandonar el país, ante el cúmulo de impuestos confiscatorios que los agobian. Esta nueva reforma tributaria, si bien adoptó con timidez algunas de las propuestas que habíamos formulado, también introdujo nuevos elementos que desafortunadamente enrarecen aún más el clima de los negocios.

Empecemos por lo bueno. (I): la reducción de la renta presuntiva hasta su eliminación en 2021 es un paso en el sentido correcto. (II): la disminución de las tarifas del impuesto sobre la renta de sociedades hasta llevarlas al 30 % nos acerca a una tasa nominal competitiva. (III): el descuento del IVA a los bienes de capital y del ICA pagado a los municipios, que se restará del impuesto sobre la renta, alivia la tasa de tributación para aquellos contribuyentes que generen un impuesto de renta suficiente para aplicar el descuento.

Lo malo de esta reforma: (I) el incremento del impuesto a los dividendos. (II): el impuesto del 1 % anual sobre el patrimonio líquido de las personas naturales. (III): la eliminación del componente inflacionario no gravado de los rendimientos financieros eleva sustancialmente la tributación de los ahorradores. (IV): el impuesto al consumo del 2 % sobre la enajenación de inmuebles nuevos y usados, que, sumado a la retención en la fuente y al impuesto de registro, equivale a gravar con un 4,5 % cada venta de inmuebles que se realice, así esta no genere utilidad alguna. (V): no permitir que los contribuyentes que tengan un impuesto sobre la renta inferior a los descuentos tributarios puedan obtener una devolución de la Dian. (VI): haber mantenido el régimen de exclusión del IVA en lugar de haber llevado todos los bienes que allí se encuentran a la categoría de exentos, permitiéndoles recuperar el IVA pagado en los insumos requeridos para su producción, no permitirá eliminar la ventaja que tienen los productos importados frente a la industria nacional. (VII): las imprecisas normas penales por omisión de activos o reducción del impuesto sobre la renta, que van a terminar empapelando a todos los grandes contribuyentes que sostienen este país, y que nunca serán aplicadas a los contrabandistas ni a la evasión abierta. (VIII): el régimen simple que tiene unas tarifas que son más gravosas que el régimen ordinario, lo que hará que muy pocos contribuyentes se acojan a él.

Finalmente, lo feo de esta reforma: (I): la forma inconstitucional como se aprobó. (II): la eliminación de la norma que desde 1995 les daba seguridad jurídica a los contribuyentes que ampararan sus actuaciones en conceptos escritos emitidos por de la Dian. (III): la ausencia de un plan de lucha contra la evasión y el contrabando. Serán los mismos asalariados y los grandes contribuyentes los que seguirán sosteniendo el fisco. Y (IV): la ausencia de un régimen de transición que mantenga el estatus tributario de las utilidades de los años 2018 y anteriores, retenidas por las empresas, motivará a muchas a distribuir tales utilidades antes de terminar el 2018, con el efecto de descapitalización empresarial que ello conlleva.

Anuncié que procederé a demandar ante la Corte Constitucionales este proyecto, y así lo haré.

P. D. Con la muerte de los seres queridos y la desintegración de las familias, las fiestas de Navidad y Año Nuevo me llenan de nostalgia. Felices navidades a todos quienes aún tienen el privilegio de disfrutar de estas.

GERMÁN VARGAS LLERAS

Más de Germán Vargas Lleras

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.