Quizás mañana

Quizás mañana

Detrás de miles de historias difíciles, siempre se esconde un quizás. Quizás mañana lo lograré.

03 de septiembre 2019 , 07:10 p.m.

¿Por qué quizás? Primero, porque es una palabra que me encanta; es decir, otra más, pues ya en uno de mis viejos escritos había evocado la palabra ‘nostalgia’ como una de las más bellas del español. Hoy le agrego ‘quizás’. Quizás porque me recuerda la expresión francesa qui sait, y estoy casi segura de que ‘quizás’ nació de qui sait, pues se pronuncia casi igual.

Además, si la acompaño de una palabra como ‘mañana’, entonces se me abren miles de posibilidades para seguir soñando con otros mundos posibles, con un mañana todavía posible; quizás posible. Ese quizás que abre proyectos y promesas para las mujeres, que nos permite soportar el ineludible presente que ya, para mí, está teñido de un largo pasado. Un largo e intenso pasado que me habita hoy, que construyó lo que soy, que forjó mi cara, mis arrugas y una mirada que me han otorgado la vida y las vivencias de amores disímiles. Un largo e intenso pasado que me permitió coser los mañanas al ahora. Quizás. Quizás la paz... quizás mañana... quizás otro mundo posible para todos y todas.

Nosotras las mujeres tenemos guardados tantos quizás, tantos ojalá, tantas promesas aún no cumplidas, tantos sueños que seguirán siendo sueños hasta que un quizás llegue a despertarnos. Nosotras las mujeres vivimos mucho en este mañana que nos permite el quizás. Si no, no hubiéramos logrado sobrevivir.

Nunca estaremos tan seguras como lo están, en general, los hombres. Y esto no es una debilidad, es una fuerza. Nos permite habitar el mundo de manera más humana

Afortunadamente, hoy tenemos la palabra y la escritura, que nos permiten reinventarnos cada día. Incluso, nuestra liberación y nuestra relativa autonomía pasan por la palabra, por el lenguaje. Y así nos construimos. Y en esto también radica el misterio de las palabras.

Uno; digo, una las hace suyas con su historia, con su deseo de que las palabras nos hablen, nos signifiquen, nos habiten, nos sitúen y nos den un nombre. Escribir, hablar, es empezar a existir, y son estas 24 letras las que nos permiten este prodigio. Y este ‘quizás’ está hecho de solo seis letras que se articulan entre ellas y nos permiten soñar.

Las letras, ajustándose las unas con las otras, escriben una historia; y para las mujeres, esta historia es casi siempre de construcción y liberación, y este ‘quizás’, hecho de seis letras, nos ha permitido reinventar nuestra vida, reinventar la vida.

Y, sí; para las mujeres, esta palabra tiene un inmenso poder. Detrás de miles de historias difíciles construidas con valor y resignación, siempre se esconde un quizás. Quizás mañana se podrá, quizás mañana lo lograré, lo lograremos. En este sentido, me parece que la palabra ‘quizás’ es una palabra que pertenece al universo femenino. Los hombres tienen razón, y punto.

En cambio, a menudo, en un debate o una conversación, las mujeres inician su respuesta con un ‘creo que’... ‘quizás’. Y, sí, dudamos, sabemos dudar. Y dudar es una propuesta inicial imprescindible que nos permite, en un segundo lugar, afirmar. Nunca estaremos tan seguras como lo están, en general, los hombres. Y esto no es una debilidad, es una fuerza. Nos permite habitar el mundo de manera más humana, es decir, más asequible; quizás nuestra historia nos selló en la piel algunas huellas de fragilidad que se traducen en la vida cotidiana con este bello ‘quizás’. ¡Quizás me equivoque!

* Coordinadora del grupo Mujer y Sociedad

Empodera tu conocimiento

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.