Noviembre, un mes para hacer memoria

Noviembre, un mes para hacer memoria

Es que cuando el objeto amado se les escapa, estos hombres se vuelven capaces de todo.

26 de noviembre 2019 , 07:00 p.m.

Noviembre: de nuevo, este mes que nos recuerda ese doloroso hecho de la existencia de las múltiples violencias contra las mujeres, sin que veamos muchos resultados. Unas violencias que se repiten y se repiten y han debido ser declaradas desde hace tiempo una urgencia nacional. Y quizás muy particularmente los feminicidios, estas violencias mortales contra las mujeres que ya son un problema social en un país donde los dispositivos de protección son aún muy endebles, y aún más que endebles, casi inexistentes.

Según el Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses, casi el 90 por ciento de los victimarios siguen en libertad. Claro, quiero precisar que Colombia no es una excepción, pues en muchos países del mundo encontramos casi las mismas cifras de victimarios en libertad.

Para poner un ejemplo, en Francia, las cifras son del 80 por ciento. Sin embargo, proporcionalmente al número de habitantes (67 millones), podemos decir que la cifra de 120 feminicidios al año es casi diez veces inferior a la cifra colombiana, cuando en Colombia son alrededor de 1.000 feminicidios al año, una cifra relativamente constante desde hace varios años. Y para más precisión, el Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses, entre 2017 y lo que va corrido de 2018, reporta 1.724 feminicidios, cifra que, además, viene en aumento desde 2015. Bueno, quiero pensar que es porque hay más denuncias...

Y, sí, nos matan porque nos aman. Nos descuartizan, nos empalan, nos asfixian, nos queman con ácido, nos apuñalan y nos estrangulan porque nos aman... ¡Dios, qué hicimos para que nos amen tanto!

Y antes de que ocurra un feminicidio, las mujeres que se arman de valor para denunciar violencias físicas o psicológicas sobre ellas no solo deben enfrentar su tragedia, sino que deben someterse a una justicia sin que existan los instrumentos jurídicos necesarios para atender estos casos. Poca formación en género de los jueces, de los magistrados, de la policía; rutas de difícil acceso y, en fin, pérdida de fe en una posible justicia de género.

Entonces, estas viejas frases de bolero o escuchadas en las aún tradicionales telenovelas siguen a la orden del día: “Sin ti, no podré vivir jamás...”. “Si no eres mía, no serás de ningún otro hombre.”... “La maté porque la amaba demasiado”, etc... Es que cuando el objeto amado se les escapa y huye de su control, estos hombres se vuelven capaces de todo.

Y, sí, nos matan porque nos aman. Nos descuartizan, nos empalan, nos asfixian, nos queman con ácido, nos apuñalan y nos estrangulan porque nos aman... ¡Dios, qué hicimos para que nos amen tanto! Yo sí sé qué hicimos: nos empezamos a rebelar contra esta maldita cultura patriarcal que generó tantos desalmados patriarcas. Y empezamos a soñar otra vida: una vida posible con hombres posibles, simplemente esto: hombres posibles, es decir, hombres que no se reconocen en la imagen del patriarca, hombres que buscan liberarse de esta maldición de una matriz cultural que tampoco los ha hecho felices. Porque creo que ese hombre que descuartizó a una mujer, a una adolescente o a una niña, de hecho, muere en vida. O lo quiero creer. Quizás ingenuamente.

Y si bien no es la primera columna que escribo sobre este tema, este eterno tema de las innombrables violencias contra las mujeres, muy seguramente volveré a escribir sobre ese asunto. Me repetiré. No importa. Me repetiré hasta que semejantes hechos se vuelvan una verdadera urgencia nacional, una prioridad absoluta, una causa más que justa que logre reparar siglos de maltratos y feminicidios para esta mitad del mundo que somos las mujeres.

* Coordinadora del grupo Mujer y Sociedad

Empodera tu conocimiento

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.