Pasiones que matan

Pasiones que matan

La pasión y, sobre todo, los celos nos pueden llevar a situaciones límite.

12 de julio 2019 , 07:32 p.m.

Cali, con su eje arquitectónico que iba desde el edificio Otero, pasando por el teatro Jorge Isaacs y el hotel Alférez Real, se perfilaba en 1933 como una ciudad pujante y moderna.

Con sus nuevos y bellos barrios, como San Fernando, Centenario y Juanambú; sus clubes al estilo americano; su línea férrea, que unía el mar Pacífico con el Eje Cafetero, y su río Cauca, que era navegable, arcaba un hito que el historiador Pablo Rodríguez ha denominado la ‘belle époque’ caleña.

En medio de aquel ambiente fresco y renovador, un acontecimiento enlutó la ciudad y el país: el crimen pasional perpetuado por Jorge Zawadsky, director del periódico ‘Relator’, contra la humanidad del médico pereirano Arturo Mejía Marulanda.

Felizmente, hoy la sociedad está cambiando y ya en el reino animal de los hombres se va comprendiendo que en el amor, la mujer no es propiedad privada de nadie

El móvil: la supuesta infidelidad de Clara Inés Suárez, esposa del prestigioso empresario caleño de origen polaco.

Este es el estudio de caso que revive el académico Pablo Rodríguez en su último libro publicado por la Universidad del Rosario, ‘Historia de un crimen pasional: el caso Zawadsky’.

Crimen que tuvo una resonancia en la ciudad y en el país, pues se trataba de un delito cometido en el seno de las élites vallecaucanas. En la época, fue visto como un crimen de honor, una figura patriarcal que viene de la Edad Media, y justifica el asesinato en defensa de la honra y el buen nombre del macho.

Jorge Zawadsky fue el cornudo infeliz que, ante el rumor y el chisme que aparecían a diario en los periódicos locales, nunca aceptó la burla a que fue objeto por sus coterráneos. Un buen día, don Jorge compró un revólver, y en un acto premeditado descargó varios tiros contra la humanidad del doctor Mejía Marulanda, su médico familiar, en el café El Globo de la plaza de Cayzedo.

El defensor del director del periódico liberal ‘Relator’ fue el joven abogado Jorge Eliécer Gaitán, quien ya se perfilaba como un importante tribuno de la causa popular.

Zawadsky salió libre del juicio gracias a la argumentación de Gaitán, que apoyado en la ciencia siquiátrica justificó este crimen que conmocionó a una pequeña ciudad de 90.000 habitantes, alegre, chismosa y libérrima, como era Cali en los años treinta.

Como premio, el gobierno de Olaya Herrera le dio a la familia Zawadsky-Suárez la Embajada de México, donde, según cuenta Fernando Vallejo, fueron amigos de Frida Kahlo y Diego Rivera, y asistieron a la agonía y muerte del poeta Porfirio Barba Jacob.

Hoy, ante tanto crimen fortuito, matar por honor es una veleidad aristocratizante que está en desuso.

El antropólogo Julian Pitt-Rivers, un estudioso de la “epidemia del honor”, dice que en la Edad Media y Moderna hubo tantos crímenes justificados en defensa del honor que solo los quince millones de judíos y gitanos que arrojó la Segunda Guerra Mundial pudieron detener esta pandemia machista, heredera de los caballeros del medioevo.

Lo que hoy sí nos debe aterrar son los crímenes de los hombres contra las mujeres, en los cuales aún se soslaya el honor y la honra del ofendido, pero que en realidad es feminicidio puro y duro; es decir, violencia contra la mujer, para que hablemos sin eufemismos.

La pasión y, sobre todo, los celos nos pueden llevar a situaciones límite. Felizmente, hoy la sociedad está cambiando y ya en el reino animal de los hombres se va comprendiendo que en el amor, la mujer no es propiedad privada de nadie.

En el rico y complejo mundo de las pasiones, cuando dos personas se aman, en realidad se pueden amar tres, y, a veces, hasta cuatro personas.

www.fabiomartinezescritor.com

Empodera tu conocimiento

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.