El legado de Andrés Bello

El legado de Andrés Bello

Fue una figura paradigmática de transición en aquella época revolucionaria.

30 de mayo 2019 , 07:00 p.m.

Existen nombres tan famosos que damos nuestro conocimiento de ellos por descontado.

Tal es el caso de Andrés Bello, la figura intelectual más importante del siglo XIX latinoamericano. ¿Qué tanto sabemos sobre él? ¿Son sus textos parte de las lecturas universitarias? ¿Tiene relevancia su pensamiento?

Iván Jaksic ha publicado una selección de escritos, Andrés Bello. Repertorio americano (Penguin Clásicos: Santiago, 2019), que sirve de exquisito abrebocas. Autor de una excelente biografía intelectual sobre Bello, Jaksic ha dedicado buena parte de su carrera académica a su estudio. Recientemente coeditó (con Tania Avilés) Los cuadernos de Londres (2017), con las notas que Bello tomó en el Museo Británico, que habían permanecido inéditas.

El nuevo volumen de Penguin brinda una muestra de la obra monumental de Bello, recogida en 26 volúmenes y publicada en Caracas entre 1981 y 1984. Lo primero que sorprende es su extraordinaria variedad temática, organizada por Jaksic bajo tres grandes títulos: lenguaje y literatura; educación e historia; derecho, política y relaciones internacionales.

La vida de Bello estuvo marcada por sus experiencias en tres distintos lugares: Caracas, donde nació en 1781; Londres, su residencia desde 1810 hasta 1829, y Santiago, donde transcurrió el resto de su existencia hasta su muerte en 1865, a los 84 años de edad.

El pensamiento de Andrés Bello
estuvo dominado por una preocupación central: consolidar
el orden en las emergentes repúblicas tras el derrumbe imperial.

Sus años más prolíficos fueron los de su larga estancia en Chile, donde produjo sus Principios de derecho internacional (1832), la Gramática de la lengua castellana destinada al uso de los americanos (1847) y el Código Civil (1855). Pero esta producción solo se entiende a partir de sus años previos de aprendizaje y evolución intelectual en Venezuela y Gran Bretaña.

Los textos escogidos para Penguin vienen precedidos de un lúcido prólogo de Jaksic que coloca a Bello en su perspectiva histórica y ofrece también una adecuada organización a una obra en apariencia tan variada. Así hubiese tratado de la lengua, de la historia, del derecho civil o internacional, el pensamiento de Bello estuvo dominado por una preocupación central: consolidar el orden en las emergentes repúblicas tras el derrumbe imperial.

Bello fue una figura paradigmática de transición en aquella época revolucionaria. Se ubicó en posiciones moderadas, con afanes de conciliar la aceptación de la nueva sociedad sin romper del todo con el pasado.

Así lo demuestran sus trabajos sobre la lengua. Buscó “simplificar las reglas, sobre todo ortográficas, de manera de facilitar la adquisición del lenguaje escrito”, tarea indispensable para la comprensión ciudadana de las leyes. La instrucción pública se convertía así en el eje central para consolidar el gobierno representativo y la “estabilidad del nuevo orden político”. La universidad debía jugar un papel fundamental en la construcción de la nación, como lo planteó en su magistral discurso al inaugurar, como rector, la Universidad de Chile en 1843.

La originalidad de su obra se destaca, ante todo, en sus Principios de derecho internacional. Como bien indica Jaksic, los tratados existentes “no habían registrado aún la realidad de la independencia hispanoamericana”. Bello sentó la doctrina de la igualdad jurídica de las nuevas naciones “frente a los países más poderosos”.

Los textos escogidos de Penguin aparecen en castellano 22 años después de su edición en inglés por Oxford University Press, dirigida, así mismo, por Iván Jaksic. Ojalá que este volumen publicado en Chile circule también en Colombia, donde el impacto de Bello fue notable, y se supere así la fragmentación regional que sufre hoy el mercado del libro en el mundo hispanoparlante.

Sal de la rutina

Más de Eduardo Posada Carbó

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.