Los analistas y la rabia

Los analistas y la rabia

Me detengo en algunos analistas de los fenómenos de marras. Son políticos y parlamentarios.

06 de octubre 2020 , 09:09 p. m.

Cuando ocurren en Colombia tragedias que conmueven la sociedad hasta sus cimientos aparecen los analistas, que entre nosotros los hay en cantidades navegables, de todo tipo, color e intencionalidad. Lo hemos visto el mes pasado con ocasión del estallido social producido por la muerte a manos de la policía de un ciudadano.

No soy analista ni funjo como tal, soy un colombiano de la calle que quiere hacer catarsis de sus quejas y de las rabias de los ciudadanos. Terrible y absolutamente condenable la muerte de Javier Ordóñez. No fue la Policía, sino unos policías. De todos modos, algo anda muy mal en la Policía y debe corregirse. Y así como los ciudadanos merecen total respeto, lo merecen los policías, ellos también tienen madre e hijos.

Las manifestaciones que presenciamos tienen muchas causas justas. Nos indigna que no haya empleo para los jóvenes y para miles de compatriotas, nos indigna que muchísimos colombianos pasen hambre, nos enfurece ver que a los grandes ladrones del Estado les dan casita por cárcel, arrullados con el amor de esposas, hijos y hasta amantes, y con un agravante que eleva la indignación hasta topes infinitos: que no están obligados a devolver los miles de millones robados al Estado, o sea, a la salud y educación del pueblo. No podemos ver que a grandes asesinos les den ridículas condenas.

El 13 de junio de 2020, EL TIEMPO publicó sobre “465 hechos delictivos probados por la Fiscalía que dejaron 3.385 víctimas... Los postulados recibieron la máxima condena de la justicia transicional, a 8 años de prisión”. No hay derecho. Y a un patrullero por recibir 50.000 pesos le dieron la misma condena. Nos indigna soberanamente que estén matando a los líderes sociales, personas queridas, sencillas y del pueblo que trabajan con amor por sus comunidades.

En grandes sectores de la sociedad y especialmente entre los jóvenes cunde la rabia por la destrucción de la naturaleza. La juventud está concientizada sobre el imperativo deber de preservar la biodiversidad, de la que somos campeones en el mundo.

Por otro lado, nos indigna ver el vandalismo de los que no saben protestar. Destruyen los bienes y el trabajo de muchos colombianos que tienen la desgracia de tener sus propiedades al paso de los bárbaros. Esos vándalos merecen algo que en Colombia ya produce risa: “Que les caiga todo el peso de la ley”. Ya veremos de nuevo en las calles a los vándalos apresados por la Policía y los miraremos destruyendo con más furia los bienes ajenos. Estos desadaptados son culpables, de alguna manera, de la muerte de los 13 caídos en los disturbios.

Me quiero detener especialmente en algunos analistas de los fenómenos de marras. Son políticos y parlamentarios que enumeran las razones de los colombianos para manifestar su descontento, y lo hacen con argumentos convincentes y lenguaje elegante. Y ninguno de ellos dice que el pueblo colombiano está tremendamente indignado por el descaro con que los honorables, o sea, ellos, los analistas, se suben los altísimos salarios a la vista de millones de colombianos que han perdido el empleo y deben enfrentarse al fantasma del hambre. Eso no lo dicen. Ellos son culpables de buena parte del descontento de los colombianos y pescan en río revuelto para su beneficio.

En este maremágnum hay dos personajes de funesta actuación. Petro, por echar gasolina al fuego. Felipe Zuleta Lleras lo llama “egocéntrico, megalómano y pirómano”. Y Claudia López, que en vez de unir desune. José Manuel Acevedo dice que “no ha sido frentera, sino camorrera”. La Virgen de Chiquinquirá salve a Colombia.

ANDRÉS HURTADO GARCÍA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.