¿Soportaremos un nuevo mandato de Maduro?

¿Soportaremos un nuevo mandato de Maduro?

Las fuerzas democráticas deben actuar en una estrategia para salvar a Venezuela de la dictadura.

30 de noviembre 2018 , 07:06 p.m.

La fecha del 10 de enero del 2019 ronda en la mente de todos. Ese día se iniciará un nuevo ciclo presidencial de Nicolás Maduro. Su elección fue absolutamente amañada, por lo cual no es reconocida por más del ochenta por ciento del planeta.

Fueron evidentes los yerros jurídicos que construyeron una victoria sobre un promontorio de ilegalidades. Es por ello que su nuevo periodo tiene demasiadas aristas, lo cual hace que arranque con inmensas debilidades que imposibilitan la capacidad de maniobra.

Los años de la revolución nos trajeron una verdadera catástrofe: somos ahora una nación convertida en miseria. El tsunami ideológico oficial pulverizó cualquier asomo de desarrollo nacional. Caímos por un tobogán que transformó la realidad venezolana en un infierno. Las consecuencias las padecemos todos los días. Se viven horas terribles de persecución por parte de un gobierno primitivo que solo conoce la maldad.

Las tinieblas se ciernen con su tétrico calendario de onomásticos de revanchismo, es la hora del asalto falaz al espíritu republicano. Momentos en donde será sometido al escarnio todo aquel que ose enfrentarse al armatoste totalitario empoderado desde Miraflores. Un iracundo Nicolás Maduro arremete desde la irracionalidad para ir en contra de cualquier asomo democrático. Las libertades castradas en la filosa hoja de las bayonetas. El incienso dictatorial perfumando el estado arbitrario que enciende la pira de sus desvaríos.

Usemos ahora la imaginación para adentrarnos en el peor escenario: que este régimen logre mantenerse en el poder. Es fácil conjeturar que la situación recrudecería de forma dramática. Las consecuencias para la nación serían funestas, la escasísima probabilidad democrática arrasada por un vendaval sin rumbo.

Es el momento de un inmenso encuentro de voluntades. Las fuerzas democráticas de diversos sectores deben actuar en una estrategia común para salvar a Venezuela de la dictadura. Que cada acción sea acordada, no por un cogollo caraqueño, sino por un conjunto de expresiones sociales que representen a las mayorías. Aquí, el verdadero diálogo debe ser entre todos los venezolanos. Saber canalizar el descontento general, organizar al pueblo en redes que protesten por sus necesidades básicas. Solo así lograremos reconquistar la libertad. alexandercambero@hotmail.com

Twitter: @alecambero

Columnistas

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.