Venezuela es oficialmente un país en crisis humanitaria

Venezuela es oficialmente un país en crisis humanitaria

La Cruz Roja anunció la distribución imparcial de ayuda humanitaria en un plazo máximo de 15 días.

Cúcuta

Autoridades organizan el cargamento con la ayuda humanitaria para Venezuela en un centro de acopio dispuesto en el puente internacional de Tienditas, en Cúcuta (Colombia).

Foto:

Efe

Por: Valentina Lares Martiz
29 de marzo 2019 , 04:46 p.m.

Desde hace al menos tres años, médicos, enfermeras, sociólogos, economistas, nutricionistas y la Iglesia venezolana comenzaron a advertir sobre el declive en las condiciones generales de vida en el país, y las dificultades para la alimentación y atención médica de una mayoría cada vez más vulnerable en el país.

Con la llegada de la hiperinflación, en 2018, la advertencia se convirtió en una alerta de crisis humanitaria que fue negada sistemáticamente por el régimen de Nicolás Maduro.

Hasta este viernes en la mañana, cuando el presidente de la Federación Internacional de la Cruz Roja y la Media Luna Roja, Francisco Rocca, informó desde Caracas que la multilateral iniciará dentro de 15 días un operativo de ayuda humanitaria con el que espera atender a unas 650.000 personas en situación de riesgo.

“Será una operación muy similar a lo que está pasando en Siria”, dijo el italiano para dar una idea del alcance de la misión, de la que todavía no especificó por dónde comenzará, pero aseguró que será "imparcial, independiente y neutral".

En febrero de este año, la Cruz Roja Internacional ya había anunciado el incremento del presupuesto que dedicaría a Venezuela para este año, que pasó de 9 millones de dólares en 2018 a 19 para 2019.

A finales de ese mes, tras el intento fallido por parte de la oposición venezolana de hacer ingresar camiones con ayuda donada por los países que reconocen a Juan Guaidó como presidente encargado, el canciller del régimen venezolano, Jorge Arreaza, viajó a Ginebra para “estrechar lazos” con la Cruz Roja. Algunas fuentes destacan que en ese momento el régimen de Nicolás Maduro ofreció finalmente su visto bueno para el ingreso de la ayuda humanitaria, aunque con la discreción de quien reconoce tardíamente un error.

De hecho, mientras la oposición y el propio Guaidó aseguran que se trata de un éxito en sus gestiones para ayudar a la población venezolana, el régimen chavista no se había pronunciado hasta este viernes en la tarde sobre el operativo de la Cruz Roja.

En cambio, recibió con toda pompa este mismo viernes un cargamento de medicamentos provenientes de China: “Estamos venciendo el pretendido cerco y bloqueo del imperialismo”, dijo el vicepresidente de economía, Tareck El Aissami.

“Para Guaidó es positivo porque ciertamente ha sido la oposición quien ha luchado por el ingreso de esa ayuda, es un logro de sus objetivos, pero por otro lado se desvincula la ayuda humanitaria de la intervención humanitaria, que por un momento pareció ser también un objetivo”, dice a EL TIEMPO el politólogo y profesor de derecho internacional Carlos Romero.

El presidente de la Cruz Roja aseguró que hubo mucho diálogo para lograr el despliegue y aunque nunca deslizó los nombres de con quienes adelantó conversaciones, queda claro que Maduro dio su permiso. “De eso no debe quedar duda”, explica Romero.

Lo más negativo para Maduro
es que reconoce el desastre
en que se encuentra el país. Termina siendo el responsable
de que Venezuela entró en un punto crítico, lo admita o no

“Maduro tuvo que haber cedido porque así todavía lo establece el Estatuto de Roma”, apunta, señalando que pudo haberse anotado un punto a favor. “Precisamente, la ayuda humanitaria pasa a las manos que corresponde, a un manejo imparcial por parte de un organismo experto. Así, Maduro, de alguna forma despolitiza el tema y, depende como lo maneje, le quita la bandera a la oposición”.“Pero por otra parte, lo más negativo para Maduro es que reconoce el desastre en que se encuentra el país. Termina siendo el responsable de que Venezuela entró en un punto crítico, lo admita o no”, destaca el académico.

Camiones que llevarían ayuda esperan en el puente Tienditas.

Camiones que llevarían ayuda esperan en el puente Tienditas.

Foto:

Gustavo Castillo

Hace exactamente un año, en marzo de 2018, la sección venezolana de la Cruz Roja hizo pública una carta en la que pedía a sus sociedades afiliadas el envío de insumos médicos para atender a una población carente de medicamentos básicos y pedía al todavía presidente Nicolás Maduro “la autorización para el ingreso al país de dichas medicinas e insumos”.

Desde entonces las respuestas del régimen pasaron de la sorna: “Venezuela tiene para alimentar hasta tres países”, según la vicepresidenta Delcy Rodríguez, a la ofensa: “Venezuela no acepta migajas”, según el propio Nicolás Maduro. En el camino todavía no se sabe cuánta gente perdió la vida.

Valentina Lares Martiz
Corresponsal de EL TIEMPO
Caracas

Descarga la app El Tiempo. Con ella puedes escoger los temas de tu interés y recibir notificaciones de las últimas noticias. Conócela acá

Logo Boletin

Estás a un clic de recibir a diario la mejor información en tu correo. ¡Inscríbete!

*Inscripción exitosa.

*Este no es un correo electrónico válido.

*Debe aceptar los Términos y condiciones.

Logo Boletines

¡Felicidades! Tu inscripción ha sido exitosa.

Ya puedes ver los últimos contenidos de EL TIEMPO en tu bandeja de entrada

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.