Así planifica el planeta su regreso a la ‘nueva normalidad’

Así planifica el planeta su regreso a la ‘nueva normalidad’

Estas son algunas medidas que ya alistan algunos gobiernos para retomar las actividades.

Obreros de construcción en Milán

Obreros de construcción en Milán, en pleno trabajo de una línea del metro. 

Foto:

AFP

Por: Redacción Internacional*
18 de abril 2020 , 09:36 p.m.

Han pasado 110 días desde que la Organización Mundial de la Salud (OMS) fue informada, el 31 de diciembre de 2019, sobre los primeros casos de contagio por el nuevo coronavirus en la ciudad de Wuhan (China). Tres meses y medio después, según la Universidad Johns Hopkins, el virus ha llegado a 185 países, contagiado a unos 2’200.00 personas y causado cerca de 150.000 fallecimientos.

Según un conteo de AFP,  seis de cada diez humanos en el mundo están encerrados debido a las medidas de restricción y a las cuarentenas que se han impuesto para frenar el ritmo del contagio. Por eso, el mundo se pregunta cómo regresar a las actividades cotidianas, evitando los rebrotes y cuidando la salud de las personas.

La pandemia ha desatado una de las peores crisis sanitarias de los últimos años, cambió los hábitos de las personas y ocasionó una desaceleración en la economía mundial por el confinamiento.

(Le puede interesar: Trump: la semana de pesadilla que expone sus grandes debilidades)

Mandatarios del mundo tratan de diseñar planes que le permitan a la ciudadanía una “nueva normalidad”. Y se refieren a ella como “nueva” porque, como dijo el presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, “la vida no volverá a ser como antes”.

“Algunos países están considerando cuándo pueden levantar estas restricciones, otros analizan si lo pueden hacer y cuándo introducir las medidas. Estas decisiones deben estar basadas en proteger la salud de las personas y guiadas sobre lo que hoy conocemos”, dijo Tedros Adhanom, director de la OMS.


¿Qué países están pensando ya en un regreso a la normalidad? España e Italia, los más afectados de Europa, empezaron a levantar las restricciones de movimiento, luego de registrar una esperanzadora reducción en el ritmo de los contagios. Por otro lado, Alemania, ejemplo exitoso en gestión de la pandemia, ya prepara para las próximas semanas el regreso a clase de 2,6 millones de estudiantes.

A estos tres países también se suman Austria e Israel, que han dejado entrever la estrategia para ese regreso de las actividades. Incluso, Donald Trump, pese a que EE. UU. en este momento es el más afectado del mundo, dio una serie de pautas de cómo los gobernadores del país deben prepararse y tomar medidas. ¿Cómo pretenden hacerlo? En este resumen lo explicamos.

EE. UU., tres fases

El presidente Donald Trump reveló el jueves en la noche un plan para reabrir el país de forma gradual, después de que la pandemia del coronavirus y la desaceleración en el ritmo laboral le dieron un duro golpe a la economía de ese país. Trump dijo que su gobierno emitirá una guía para ayudar a los gobernadores a tomar decisiones conducentes a salir poco a poco de la parálisis.

Esto dijo Trump: “Nuestro enfoque esbozará tres fases para restaurar nuestra vida económica. No vamos a reabrir de una vez, sino en un proceso cuidadoso”. Sin embargo, la decisión es de cada gobernador. La primera fase del plan indica que deben cumplirse 14 días consecutivos en la reducción de contagios. Además, la demanda hospitalaria debe volver a la normalidad.

Esto se puede dar paulatinamente en los diferentes estados y no en todos a vez. Dependiendo del lugar y el nivel de contagios, las personas podrán asistir a eventos o realizar viajes no esenciales. En la fase dos se pide evitar las congregaciones de más de 50 personas. Aunque, por otro lado, se habilitarían los viajes no esenciales y se abrirían los colegios. La fase tres es aquella en la que ya se levantan la mayoría de las restricciones, incluidas las que pesan sobre bares, hospitales y ancianatos.

(Lea también: El mundo empieza a mirar con sospecha el brote en China)

Italia, solo algunos negocios

Este país entró en una ‘fase 2’ luego de que las autoridades italianas decidieron extender el confinamiento hasta el próximo 3 de mayo. La medida debía expirar el pasado 13 de abril, pero el Gobierno italiano no quiere bajar la guardia.

Sin embargo, en el mismo decreto en el cual se estableció la extensión, se incluyó la apertura de algunos negocios. Librerías, papelerías, tiendas de ropa para niños y otros servicios fueron autorizados para abrir nuevamente. Italia ha dicho que la curva se está aplanando, pero reconoce que aún no es suficiente para retomar todas las actividades. Si a esa fecha el país presenta una mejora de la situación, se procedería a una reapertura gradual del país y se pensará en reanudar las actividades en varios sectores.

Para ello, el primer ministro italiano, Giuseppe Conte, les pidió a las empresas que preparen protocolos de seguridad y desinfecten todas sus instalaciones cuanto antes. Algunas regiones ya relajan ciertas medidas. Es el caso de Véneto, que permitirá abrir mercados al aire libre y salir a hacer deporte. En contraste, Lombardía, una de las más golpeadas por el virus, se niega a relajar las restricciones. Allí no se permitió reabrir las librerías ni las papelerías.

Austria, hoja de ruta

El 6 de abril, el Gobierno presentó una hoja de ruta para reactivar la economía de forma paulatina, con un primer paso que fue la reapertura de los pequeños comercios de menos de 400 metros cuadrados. Desde las restricciones decretadas el 16 de marzo, solo establecimientos esenciales, como supermercados y farmacias, están abiertos al público.

Las actividades en sectores estratégicos como el de obra, industria y agricultura han continuado con medidas especiales de seguridad.
La reapertura de los pequeños comercios opera con limitaciones de clientes, la obligatoriedad de llevar mascarillas y medidas especiales de higiene.

El Gobierno austriaco anunció también este miércoles que a partir del primero de mayo próximo se permitirán nuevamente actividades deportivas al aire libre, incluyendo los entrenamientos de los 12 equipos de la primera división de fútbol, aunque solo en grupos pequeños de hasta seis jugadores.

Alemania, en clases

El Gobierno alemán declaró el viernes que la pandemia “ya es controlable” y que prepara el regreso a clases de 2,6 millones de estudiantes. Las medidas de confinamiento en ese país expiran el próximo 3 de mayo. A partir de ese momento, las restricciones deberán levantarse progresivamente.

El Instituto Robert Koch dijo que el número de nuevos contagios causados por una persona enferma cayó por debajo de 1. Y para regresar a la “normalidad”, los expertos condicionan la apertura gradual a que se “mantengan a un nivel bajo consolidado” los contagios y a un nivel alto los parámetros de higiene en toda la vida pública.

La canciller alemana, Angela Merkel, y los jefes de gobierno acordaron que a partir del 4 de mayo se daría ese retorno a clases. Aunque en Baviera, por ejemplo, la reapertura se aplazó hasta el 11 de mayo. También podrían “reanudarse gradualmente” las actividades comerciales, laborales y administrativas.

(Además: OMS pide a países que revisen ‘lo antes posible’ estadísticas)

España, dejando de ‘hibernar’

España sale poco a poco de la ‘hibernación’. El lunes, la industria pesada y la construcción, como actividades no esenciales, comenzaron nuevamente sus laborales.

Aun así, el confinamiento persistirá porque su ‘desescalada’ no se producirá antes de dos semanas, sin descartar que las restricciones puedan mantenerse o reforzarse después del día 26. El estado de alarma y las restricciones concluyen ese día, pero, de ser necesario, el Ejecutivo no descarta prolongarlas hasta el 11 de mayo. Sin embargo, este miércoles, Fernando Simón, director del Centro de Emergencias Sanitarias del Ministerio de Sanidad, aseguró que, gracias a la tendencia a la baja, en los próximos días deberán comenzar a estudiarse modificaciones de las medidas de control.

Lo mismo piensa el presidente del gobierno, Pedro Sánchez, que cree que dentro de poco el país podrá volver a la normalidad; pero será una “nueva normalidad’, pues “la vida no volverá a ser como antes”, aseguró Sánchez. España mantiene desde el 14 de marzo uno de los confinamientos de la población más estrictos en Europa.

Solo se permiten las salidas para trabajar, si no se puede hacer desde la casa, comprar comida o medicinas o pasear al perro.

Israel flexibiliza medidas

El gobierno israelí aprobó este sábado la flexibilización de algunas medidas drásticas establecidas para contener la propagación del covid-19, aunque evitó hablar de un primer paso hacia la salida del confinamiento. En una alocución televisada, el primer ministro, Benjamin Netanyahu, expuso las grandes líneas de un plan “responsable y progresivo” que permitirá la reanudación del trabajo para algunos sectores. También prometió reabrir algunas de las principales calles comerciales y volver a la escuela para niños con necesidades educativas especiales, pero en grupos de hasta tres.

Netanyahu precisó que, como parte de la flexibilización, ahora diez personas pueden rezar juntas al aire libre, pero cada uno debe estar a 2 metros del otro y llevar una máscara. La flexibilización de las medidas debe entrar en vigor hoy, primer día de la semana en Israel.

Desde que anunció su primer caso el 21 de febrero, Israel, con unos nueve millones de habitantes, registra 13.107 contagios, de ellos 158 decesos. Pero en los últimos días, la enfermedad se desaceleró. “Si en dos semanas vemos una mejoría continua, aligeraremos aún más”, las restricciones, pero “si hay un nuevo pico de casos nos veremos obligados a renunciar a un alivio”, advirtió Netanyahu.

(En otras noticias: Más de 1.000 marineros dan positivo a covid-19 en portaaviones francés)

Criterios de la Organización Mundial de la Salud (OMS)

Durante una conferencia de prensa, el director de la OMS, Tedros Adhanom, dio seis criterios que los países deben tener en cuenta para retomar las actividades.

El primer criterio es que la transmisión de la covid-19 esté controlada. El segundo, la capacidad de los sistemas de salud para probar, aislar y tratar los casos. El tercero, establecer medidas preventivas en lugares especiales para la ciudadanía (como sitios de trabajo). El cuarto, gestionar el riesgo de no importar casos de otros países. El quinto, que estén minimizados los riesgos de un nuevo brote. Y el sexto, que toda la ciudadanía se adapte a estas nuevas normas.

Estas recomendaciones y criterios están consignadas en un documento que emitió la OMS. Allí dice: “Las decisiones sobre cuándo y dónde hacer la transición deben estar basados en la evidencia”. La OMS detalla que para minimizar el riesgo de un repunte, el levantamiento de las medidas debe hacerse en fases, en periodos de dos semanas.

REDACCIÓN INTERNACIONAL
*CON INFORMACIÓN DE AGENCIAS

Descarga la app El Tiempo

Noticias de Colombia y el mundo al instante: Personaliza, descubre e infórmate.

CONOCE MÁS
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.