Los alcances de la tregua que lograron EE. UU. y China en el G20

Los alcances de la tregua que lograron EE. UU. y China en el G20

El alto el fuego comercial tendrá resultados reales tras 90 días de negociaciones.

TRUMP - XI JIPING

El presidente de EE. UU., Donald Trump (d.), y el presidente de China, Xi Jinping (i.), con sus respectivos gabinetes en una cena en Buenos Aires.

Foto:

REUTERS

Por: CATALINA OQUENDO B.
03 de diciembre 2018 , 06:56 a.m.

El encuentro entre China y Estados Unidos en el G20 generó hechos concretos en relación con la enorme disputa comercial que divide al mundo.

Una tregua de la guerra comercial acordada por Donald Trump y Xi Jinping, para posponer la imposición de aranceles a productos chinos, contribuyó a bajar el tono a un conflicto comercial que ya está causando pérdidas millonarias a ambos países.
“Es un acuerdo increíble. Va a ser, si sucede, uno de los acuerdos más grandes jamás hechos. Es un acuerdo hecho entre presidentes y tendrá un impacto increíble en la agricultura, en los productos industriales, las computadoras”, dijo Trump en el avión de regreso a Estados Unidos.

Tras la cita, ambos países acordaron no ponerse nuevos aranceles durante 90 días mientras continúan las negociaciones para eliminar los aranceles por completo.
“En materia de comercio, el presidente Trump acordó que el 1.° de enero dejará los aranceles por 200.000 millones de dólares a una tasa del 10 por ciento, y no los elevará al 25 por ciento en este momento”, dice uno de los apartes del comunicado.
A cambio, China se comprometió a comprar una “cantidad sustancial” de productos agrícolas y energéticos a Estados Unidos.

Va a ser, si sucede, uno de los acuerdos más grandes jamás hechos. (...) Tendrá un impacto increíble en la agricultura, en los productos industriales, las computadoras

Pero quizá uno de los puntos más importantes que Trump y Xi acordaron comenzar “inmediatamente” fue el de las conversaciones sobre cambios estructurales con respecto a la transferencia de tecnología forzada, la protección de la propiedad intelectual y las intrusiones y los robos cibernéticos.

Sin embargo, si transcurridos noventa días de negociaciones con los chinos no hay avances en este sentido, los aranceles volverán a elevarse a 25 por ciento.

La razón de la importancia de este punto –como ha explicado la doctora en Ciencias Sociales y experta en China Juliana González– es que más que en los productos agrícolas, la guerra comercial es por quién dominará la tecnología y la innovación del futuro.

Finalmente, en lo que Trump llamó “un gesto humanitario”, China calificó el Fentanilo como una sustancia controlada, lo que significa que las personas que vendan este opiáceo adictivo a Estados Unidos serán sujeto de penalización máxima por China.

Las cifras de la guerra comercial son enormes. Hasta la fecha, Estados Unidos impuso aranceles a las importaciones chinas por cerca de 60.000 millones de dólares, más otros 200.000 millones de dólares a más de 800 productos; a lo que China respondió con impuestos a la carne, el gas licuado, partes de automóviles por una cifra que se calcula en 60.000 millones de dólares.

Así, por la magnitud de esta disputa comercial, pero también por la falta de sustancia en lo acordado en el G20, la reunión de estos dos países se llevó toda la atención.

¿Qué dejó el G20?
G20

El presidente de Argentina, Mauricio Macri, anfitrión de la Cumbre del G20, se dirige a los asistentes de la sesión plenaria de cierre.

Foto:

AFP

Aunque nadie lo esperaba, debido a los conflictos entre varios de los países más poderosos, la Cumbre del G20 terminó con un documento de consenso, pero de acuerdos mínimos.

Se logró acuerdo en varios de los puntos como equidad de género, finanzas, transparencia, pero no se condenó el proteccionismo y sí hubo consenso en la necesidad de reformar y modernizar la Organización Mundial del Comercio.

“Claramente necesitamos un mecanismo de resolución de conflictos más ágil. Las reformas van por ahí”, dijo el presidente argentino, Mauricio Macri sobre la OMC.

Claramente necesitamos un mecanismo de resolución de conflictos más ágil. Las reformas van por ahí

Sin embargo, el G20 mantuvo el desacuerdo del cambio climático aunque se resolvió de una manera particular en el documento: se incluyó la decisión del eje Francia y China de continuar con su trabajo en contra del cambio climático y en un punto aparte del texto, Estados Unidos pudo manifestar su desavenencia con el Acuerdo de París. Un documento mixto.

Pero no todo fue China y Estados Unidos. Durante los días de la Cumbre la Unión Europea envío mensajes fuertes a Theresa May por el Brexit.

El presidente del Consejo europeo, Donald Tusk, advirtió que si la Cámara de los Comunes no aprueba el acuerdo de separación con la UE, no habrá alternativa de otra negociación y deberán elegir entre un divorcio y salida desordenados o que definitivamente no haya Brexit.

“Este acuerdo que hicimos es el mejor posible, es el único posible. Si es rechazado, nos queda la única alternativa de que o no hay acuerdo o no hay Brexit para nada”, dijo Tusk.

Esta decisión, así como lo que suceda con el caso Kashoggi y el futuro de Mohammed bin Salman, además de la escalada entre Rusia y Ucrania, solo tuvieron asomo de discusión en el G20 pero están aún pendientes de resolver. Con un G20 que estaba debilitado por esas tensiones, del encuentro en Buenos Aires no se esperaban acuerdos en lo fundamental.

CATALINA OQUENDO B.
Para EL TIEMPO
Buenos Aires
- @cataoquendo

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.