Secciones
Síguenos en:
Viaje de Blinken muestra que Colombia recupera papel como aliado de EE. UU.
Antony Blinken

El secretario de Estado de EE. UU., Antony Blinken.

Foto:

JONATHAN ERNST. AFP

Viaje de Blinken muestra que Colombia recupera papel como aliado de EE. UU.

El secretario de Estado de EE. UU., Antony Blinken.

El secretario de Estado encabezará la delegación estadounidense que llegará al país el miércoles.

Por unos cuantos meses de este 2021, las relaciones bilaterales entre Estados Unidos y Colombia atravesaron quizá uno de los peores momentos de la historia reciente. En gran parte, debido a la percepción de que un sector político del país había intervenido en la campaña electoral para favorecer a Donald Trump y hundir las aspiraciones del hoy presidente demócrata, Joe Biden.

(Lea también: Así llegó a Bogotá ataque a personal de EE. UU. con ‘síndrome de La Habana’

Cierto o no, ese oscuro período llega oficialmente a su fin este miércoles, cuando arribe al país una delegación de altísimo nivel de Estados Unidos para una visita de dos días en la que ambos países fijarán estrategias para abordar tanto temas domésticos como de gran alcance regional.

La delegación estará encabeza por el secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, y el secretario de Seguridad Interna, Alejandro Mayorkas. Estos, además, llegarán acompañados por tres subsecretarios, entre ellos Brian Nichols, que se encarga del hemisferio en la cancillería de Estados Unidos, y funcionarios de la talla de Juan González, que le habla al oído al presidente Biden desde su cargo como asesor de Seguridad Nacional.

(Le puede interesar: El encuentro entre Marta Lucía Ramírez y Antony Blinken

Como le decía a EL TIEMPO una alta fuente del Gobierno de Estados Unidos, y con lo que coinciden expertos en Washington, la visita es prueba de que Colombia está recuperado su papel como el gran aliado de los estadounidenses en este hemisferio, rol que disfrutó casi de manera ininterrumpida por más de dos décadas.

De acuerdo con la fuentes, el periplo de Blinken y compañía tendrá tres momentos claves. El primero es su encuentro este miércoles con el presidente Iván Duque para una reunión y almuerzo.

La cita llega después de dos viajes en menos de 20 días del presidente colombiano a Washington y es vista como el escalón previo para una cumbre con Biden, en la que ya se está trabajando y podría materializarse en los próximos meses.

Alejandro Mayorkas, jefe del Departamento de Seguridad Interior (DHS).

Foto:

Brad Barket. AFP

La segunda pieza es una reunión de cancilleres de la región que fue pedida por Estados Unidos en coordinación con la vicepresidenta Marta Lucía Ramírez, para abordar la crisis migratoria de venezolanos y haitianos y su impacto en la frontera sur de Estados Unidos.

Un tema de gran calado, no solo para Colombia, sino para la administración demócrata, que viene enfrentando una inmensa presión para que ponga freno al flujo de migrantes y cuyas implicaciones son domésticas y con repercusiones electorales.

Y, en tercer lugar, está el relanzamiento este jueves de los Diálogos de Alto Nivel entre Estados Unidos y Colombia, que se iniciaron en el 2011, pero fueron suspendidos durante los años de la administración Trump.

(Le puede interesar: Blinken afirma que relación con Colombia es vital para EE. UU.

Durante el día, delegaciones de ambos países se distribuirán en seis mesas de trabajo para abordar todos los asuntos de la agenda conjunta: desde los económicos y energéticos hasta los de seguridad y medioambiente. En ese marco, hay previsto una sesión especial sobre cambio climático, tema que es prioridad no solo para Biden, sino para el presidente Duque.

Ese encuentro servirá de base para la planificación, además, de otro diálogo de alto nivel para temas exclusivamente de seguridad, que se llevaría a cabo en diciembre de este año.

De acuerdo con las fuentes, esa especie de resurrección de las relaciones bilaterales arrancó en el verano de este año con la llegada del embajador Juan Carlos Pinzón e involucra una especie de realineamiento entre las prioridades de la nueva administración de Biden y los intereses del gobierno Duque.

El secretario de Estados Unidos, Anthony Blinken, y la vicepresidenta de Colombia, Marta Lucía Ramírez.

Foto:

Cancillería

Desde su llegada, Biden ha enfocado sus esfuerzos al menos en lo referente a la región en cuatro ejes: migración, cambio climático, fortalecimiento de la democracia y la competencia a China a través de una iniciativa bautizada 'Build Back Better World' (BBBW), con la que quiere ofrecer una alternativa a Pekín y su 'Belt and Road Initiative' (BRI), que ha penetrado muchos países de América Latina.

Ejes diferentes a los que manejaba Trump, quien, en el caso de Colombia, limitó su agenda a Venezuela y el narcotráfico. Parte de ese realineamiento entre las necesidades de ambos países ya se viene dando.

Hace tres semanas visitó el país la subsecretaria de Asuntos para el narcotráfico internacional, Heide Fulton, con la que se acordó un enfoque más integral a la lucha contra las drogas, que si bien insiste en la erradicación de cultivos, hace énfasis en otros componentes, como el desarrollo alternativo y el fortalecimiento del Estado en zonas afectadas por el flagelo, lo que encaja en el concepto de protección de la democracia que impulsa Biden.

Y la semana pasada visitó el país Daleep Singh, el asesor económico del presidente de Estados Unidos, para discutir las necesidades en infraestructura de los países de la región como parte del proyecto BBBW.

Así mismo, y atado a este asunto, hay gran interés en los temas de nearshoring para incluir a Colombia en el esfuerzo que viene haciendo Estados Unidos para acercar las cadenas de producción y reducir su interdependencia con Asia.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden.

Foto:

Al Drago. Bloomberg

Áreas en las que el país está comenzado a jugar un rol relevante y que se suman a los objetivos en migración, cambio climático y seguridad regional. Con la visita de Blinken y su delegación, la idea es afinar aún más los objetivos comunes.

Por supuesto, en la agenda de los estadounidenses hay otros temas más polémicos que también serán prioridad. Entre ellos figuran los derechos humanos, la protesta social y las investigaciones que se adelantan por los excesos cometidos por la Fuerza Pública, y la implementación de los acuerdos de paz.

Aspectos que son muy relevantes para los demócratas, que hoy día controlan la Casa Blanca y el Congreso.

Pero, como decía una fuente diplomática, si bien son temas en los que siempre han existido diferencias, al menos con este partido, son más fáciles de trabajar cuando las relaciones son estrechas y están aceitadas. Como comienzan a estarlo ahora que el secretario de Estado y su importante delegación aterrizan en el país.
 
SERGIO GÓMEZ MASERI
Corresponsal de EL TIEMPO 
WASHINGTON 
En Twitter: @sergom68

Le puede interesar:

Estados Unidos ha vuelto, pero ¿hasta qué punto?
La conversación entre Iván Duque y el secretario de Estado de EE. UU.

ACCEDE A CONTENIDO EXCLUSIVO PARA SUSCRIPTORES

No te quedes solo con esta información.
Lee, explora y profundiza más.
¡Suscríbete ya!

COP $ 900 / MES *
Ya soy suscriptor digital

Si ya eres suscriptor del impreso, actívate

Sigue bajando para encontrar más contenido

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.