La novela del exjefe de la Interpol detenido por China

La novela del exjefe de la Interpol detenido por China

Después de que Meng Hongwei fue reportado como desaparecido, gobierno de Pekín dijo que está preso.

Meng Hongwei

Meng Hongwei, expresidente de la Interpol, fue detenido al llegar a China. Hoy no se conoce su paradero.

Foto:

Efe

Por: Pekín y París (AFP y Reuters)
08 de octubre 2018 , 09:00 p.m.

La situación del expresidente de la Interpol Meng Hongwei, quien había desaparecido el pasado 25 de septiembre, ha desencadenado dudas sobre su paradero a propósito de las investigaciones que hace el gobierno de China en su contra por supuestamente recibir sobornos y otros delitos.

Meng, de 64 años, desapareció al aterrizar en China, procedente de Francia, en un vuelo desde Estocolmo.

Su esposa, Grace Meng, la última persona de su familia en saber de él, recibió dos mensajes de texto de su marido. En el primero, Meng adjuntaba la imagen de un cuchillo, una señal de que el funcionario se encontraba en peligro, y en el segundo le decía que esperara su llamada, pero esta nunca llegó.

Grace reportó la desaparición de Meng a las autoridades francesas el jueves pasado. Luego, la mujer empezó a recibir amenazas telefónicas y por internet, por lo que ella y sus hijos debieron acogerse a un programa de protección de la Policía.

La familia de Meng no recibió noticias de él hasta que, en un comunicado emitido a la medianoche del domingo, la Comisión Nacional de Supervisión (el órgano anticorrupción chino) reveló que el funcionario está en su poder y es investigado por “violaciones de la ley”.

El mandato de Meng debía durar hasta el 2020, pero de acuerdo con la Interpol el funcionario presentó este domingo su carta de renuncia.

La entidad confirmó el domingo, a través de su cuenta de Twitter, haber recibido la dimisión con efecto inmediato de Meng como su presidente y anunció que elegirá un nuevo jefe, en una reunión en noviembre en Dubái (Emiratos Árabes Unidos). Por ahora, señaló la organización, el surcoreano Kim Jong-yang asumirá como presidente interino.

Hace un par de años (10 de noviembre de 2016), Meng había sido investido presidente de Interpol, elección que no estuvo exenta de polémica, dado que era vista como una manera de China de ganar influencia en organizaciones internacionales. Además, otros países temían que el gigante asiático utilizara al funcionario para rastrear a los disidentes. Sin embargo, Meng es experto en justicia penal y vigilancia policial.

Además, ha trabajado por más de 40 años en ese campo desde que se graduó como abogado de la Universidad de Pekín, razón por la cual este tipo de procedimientos no le resultan ajenos. Además, también ocupa el cargo de viceministro de Seguridad Pública de China.

Interpol

Foto del celular de Grace, esposa de Meng Hongwei, expresidente de la Interpol, con el mensaje de un cuchillo, es decir que estaba en peligro y otro que dice que espere su llamada.

Foto:

AFP

Se convirtió en jefe de la sucursal china de Interpol en el año 2004, además de ocupar la dirección de la Guardia Costera de China desde 2013 hasta 2017, y el 18 de marzo de 2013 fue nombrado director adjunto de la Administración Estatal Oceánica de China.

Los medios internacionales han especulado sobre los motivos por los que el Gobierno chino detuvo al funcionario de Interpol. Algunos, como el 'South China Morning Post', un periódico de Hong Kong, aseguran que Meng está siendo interrogado por “autoridades de disciplina”.

La investigación contra Meng Hongwei demuestra por completo que no hay privilegios ni excepciones ante la ley y que todo el que la viole debe ser duramente castigado

Por su parte, medios franceses especulan con que Meng se encontraba ya bajo investigación por sospechas de haber favorecido a una empresa en una adquisición de ciberseguridad.

Sin embargo, el Ministerio de Seguridad Pública informó que estaba siendo investigado por varios delitos. “La investigación contra Meng Hongwei por aceptar sobornos y presuntas violaciones de la ley es muy oportuna, absolutamente correcta y bastante sensata”, afirmó este lunes el ministerio, que también indicó que investigará y castigará a quienes aceptaron sobornos junto con él.

“La investigación contra Meng Hongwei demuestra por completo que no hay privilegios ni excepciones ante la ley y que todo el que la viole debe ser duramente castigado”, añade el comunicado.

De acuerdo con la legislación china, la Policía tiene autoridad para mantener incomunicado y en un lugar secreto, hasta seis meses, a sospechosos de ofensas contra la seguridad nacional y acusados de terrorismo o sobornos, aunque en muchos casos se aplica a disidentes o activistas.

Desde la llegada al poder de Xi Jinping en 2013, China ha juzgado a numerosos funcionarios por recibir sobornos dentro de su campaña anticorrupción, con la que ha lanzado un mensaje claro: nadie está por encima del partido ni de su líder.

AFP y Reuters

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.