Primíparos: que la universidad no se convierta en una etapa complicada

Primíparos: que la universidad no se convierta en una etapa complicada

Expertos recomiendan a los jóvenes no desesperarse y que entiendan que es un proceso de aprendizaje.

Estudiantes nuevos

En la mayoría de universidades a los primiparos se les convoca días antes con el fin de mostrarles los espacios y explicar la normatividad.

Foto:

iStock

Por: MÁS CONTENIDO
28 de enero 2020 , 12:00 a.m.

El paso del colegio a la universidad siempre generará en los jóvenes diferentes expectativas y sensaciones, pero en una en la que es muy fácil coincidir es en la incertidumbre que causa el enfrentarse a una etapa que implica tantos cambios y desafíos. Esa situación aumenta el estrés y el temor de los nuevos estudiantes, lo que motiva comportamientos y actitudes que no facilitan los primeros meses y pueden alargar los periodos de adaptación.

Para ayudarlos a que ese periodo de acople no sea tan complicado, Rosabel Sánchez Acosta, directora de Bienestar Universitario del Externado, afirma que a los ‘primerizos’ (como les dicen en la Universidad) siempre les aconseja que se calmen y se relajen, porque a veces la sensación que se tiene con ellos es que creen que ya deben resolverlo todo y no, deben entender que están en un proceso de aprendizaje, y que en ese sentido obviamente existirá esa incertidumbre que genera todo proceso nuevo.

“No tienen por qué saber dónde quedan todos los salones ni entender todas las metodologías. No tengan miedo a lo desconocido, esto es apenas parte de una etapa. Ellos pasaron de ser los grandes del colegio a los chiquitos en la universidad y lo que nosotros estamos esperando es que nos pregunten mucho, y que no sepan nada, no estamos esperando que lo tengan todo resuelto”, señala Sánchez.

Otra recomendación, sin querer sonar a mamá cantaletosa –dice la experta–, es que se rodeen bien, porque hay que saber identificar cuáles son los compañeros que lo pueden apoyar y acompañar en esta nueva etapa; hay que saberlos escoger, no necesariamente el más divertido y el fiestero es el mejor compañero de estudios, y bien o mal si es cierto que los grupos de estudio y de trabajo normalmente se hacen en el primer semestre, entonces si uno se hace un buen grupo, pues es ese buen grupo el que lo va acompañar toda la carrera.

En ese sentido, para ella, un buen grupo es aquel con el cual la persona se siente bien, con el que se comparten los mismos valores y la misma manera de estudiar, una visión de la vida similar. “Yo tampoco les estoy diciendo que se salgan a buscar el ‘nerd’ del salón y el sabelotodo, porque de pronto no es el compañero para estudiar, no te funciona a ti”.

Lo otro que puede generar un poco de miedo, según ella, es tener ya la conciencia de que deben empezar a tomar decisiones. No es igual que en el colegio, donde siempre les han dicho qué hacer (hasta timbran para salir al recreo), pero ya en la universidad cada uno es libre de ir o no a clase, de entregar un trabajo o no, estudiar para un parcial o no, pero así como se es libre de tomar esas determinaciones, también se deben asumir las consecuencias de lo que se decida.

“Y si son de fuera de Bogotá, obviamente también van a tener un proceso de adaptación doble, a la ciudad y a la universidad. Salir del hotel mamá va hacer duro, uno extraña mucho eso cuando entra a la ‘U.’, por eso les digo que pregunten mucho, conozcan bien la ruta de transporte, visiten la universidad varias veces, vean dónde van a vivir y cómo ubicarse, tal vez eso es con lo que más sufren al principio. Aquí deben mentalizarse en que van aprender a conocer muchas cosas, desde cómo hacerse un huevo frito en la mañana hasta meterse en una ciudad como la capital del país, que para algunos puede resultar agresiva o un poquito diferente”, agrega Sánchez.

Para contrarrestar un poco ese impacto, la Universidad Los Libertadores convoca a los ‘primíparos’ una semana antes del inicio de clases con el fin de mostrarles todas las sedes, los laboratorios, los salones de clases, auditorios, el gimnasio, la enfermería, etcétera. De igual forma, se les explica la normatividad en general, se les aplica una prueba de conocimientos generales y específicos, como también una en idioma inglés.

Adicionalmente, se les hacen los horarios del semestre académico y se les indica el recorrido que tienen que hacer en la malla curricular, al tiempo que se les informa que tienen unos profesores consejeros que están pendientes de ellos desde el primer momento, junto con un programa institucional llamado PYGO (Coordinación de Permanencia y Graduación Oportuna).

De igual manera realizan una reunión con los padres de familia, con el ánimo de integrarlos en su proceso de formación. Esos días de inducción están diseñados para brindarles a los nuevos estudiantes la mayor cantidad de consejos para que su estancia en la universidad sea placentera y no existan frustraciones, como lo asegura esta institución.

¿Caos en el primer día de la ‘U’?

Hoy las IES cuidan cada detalle para que el estudiante esté a gusto desde su llegada. En la Universidad La Gran Colombia, según su vicerrector Académico, Rodrigo Riaño, siempre han hablado de crear una experiencia de vida para permitirle al estudiante sentir que en realidad las personas, sus proyectos y sus familias les interesan, de tal manera que buscan que se sientan acogidos desde el primer momento.

Por eso tienen en el servicio una de sus claves, donde se tiene claro el ciclo de vida del estudiante, entendiendo que este comienza con su inscripción y termina el día de su egreso de la alma mater, aunque también siguen siendo acogidos después por una unidad de egresados.

Principales dificultades
De acuerdo con Hernán Salazar, docente del programa ‘Éxito estudiantil’ de la Facultad de Psicología de la Universidad El Bosque, los primíparos llegan a las Instituciones de Educación Superior con algunos vacíos en temas como el manejo de una segunda lengua. Encuentran muchas falencias en inglés y por esta razón no pueden aprovechar insumos que vienen en este idioma.

Así mismo, asegura que pasa algo similar en lectura crítica y comprensión lectora. “Muchos jóvenes llegan con un nivel bajo de lectura sin importar la carrera y esto les dificulta el proceso de aprendizaje. También hay dificultades en sus hábitos de estudio, puesto que se distraen con facilidad y no aprovechan correctamente su tiempo”.

A eso suma el razonamiento matemático, porque dice que llegan con cierto temor a los números, que es difícil de superar rápidamente, además de que en muchas ocasiones el estudiante no está seguro de su carrera (algunos llegan por moda, porque la universidad es chévere o porque los amigos estudian allá, entre otras). Todos esos aspectos, para él, entorpecen la adaptación a la vida universitaria.

En Los Libertadores, a su vez, han identificado dificultades expresadas en los resultados Saber Pro, que dan cuenta de posibilidades de mejora en temas de lecto-escritura, habilidades de comunicación, idiomas, matemáticas, todas ellas falencias con las que vienen de colegios, en su gran mayoría, del sector público. Y de otra parte, problemas de financiación y pagos de matrículas, es decir, continuidad de sus estudios por falta de dinero.

Al respecto, Riaño sostiene que teniendo como referencia esas pruebas de Estado la universidad debe hacer otras que permitan validar ese punto de entrada, y ver además las características psicosociales para evidenciar las dificultades que se puedan presentar en el aprendizaje. Ya con esa línea de base, la misma institución debería establecer unos mecanismos que le permitan potenciar u optimizar las habilidades que estén por debajo de lo esperado y hacer un monitoreo permanente.

En lo que respecta a los estudiantes les aconseja comprender que el contexto universitario es diferente al del colegio y que va a otras velocidades. “Aquí, en la universidad, las cosas van muy rápido y cuando menos te das cuenta estás en la segunda sesión de una clase donde ya tienes que hacer unas entregas o tienes que presentar unos exámenes, unas evaluaciones, y entonces por eso hay que estar muy alerta, llevar una organización de las actividades, bien estructurada, más o menos volver al tema de la agenda y organizar grupos de estudio efectivos, entre otras cosas”, anota.

Descarga la app El Tiempo

Noticias de Colombia y el mundo al instante: Personaliza, descubre e infórmate.

CONOCE MÁS
Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.